Tag

Violencia

Browsing

Lorena Paredes fue violentamente agredida por su ex pareja el pasado 2 de octubre tras meses de hostigamientos, amenazas extorsiones y agresiones. En este último hecho le desfiguró prácticamente la cara y él fue detenido al otro día, siendo liberado al siguiente. Ahora le colocaron una tobillera a él y a ella de otorgaron un botón antipánico.

Este jueves la responsable de la Dirección de Modernización Jurídica y Acceso a la Justicia del Ministerio de Gobierno del Chubut, María Suquía, y el responsable técnico del sistema, le colocaron una tobillera electrónica al violento, Luis Rubén Vidal, en la Seccional Sexta de Comodoro Rivadavia, al tiempo que le entregaron a la un dispositivo electrónico con GPS que tiene un botón antipánico.

La mujer que denunció, primero en la comisaría y luego en las redes sociales, haber sido brutalmente golpeada por Vidal y cuyo caso cobró notoriedad pública en las últimas semanas, se reunió este jueves con la fiscal María Laura Blanco, Suquía y el técnico del sistema, quienes le hicieron entrega de un dispositivo electrónico similar a un teléfono con geolocalización.

En caso de activarse, el botón antipánico emite una alarma que notifica directamente a la Policía. A Vidal le colocaron esa tobillera en la Seccional Sexta de Policía luego de firmar un acta compromiso que tiene que llevar todo el tiempo el aparato con él.

“Si ellos coinciden en un lugar a menos de 200 metros, suena un alarma y los van a llamar, porque a veces pueden haber encuentros casuales. Por ejemplo si están en un supermercado, la llaman a ella y le dicen que busque resguardo. Le alertan que él (por Vidal) está cerca y a él lo llaman y le dicen que se tiene que ir de ahí”, explicó la fiscal Blanco.

Este dispositivo es el primero que se utiliza por un caso de violencia de género en Comodoro. En el dispositivo entregado a Lorena Paredes, la víctima, se grabaron teléfonos de la Comisaría Sexta, de la Comisaría de la Mujer, Fiscalía y de su madre.

Por el caso, el pasado lunes se realizó una audiencia en la Oficina Judicial de la ciudad petrolera en la cual se solicitó la colocación de este dispositivo.

Cabe recordar que la propia víctima hizo pública la última agresión que sufrió por parte del violento en la madrugada del martes 2 de octubre en el barrio San Cayetano, cuando él le pegó hasta con un fierro en la cabeza, dejándola prácticamente desfigurada.

 

 

 

ADN Sur

La Jornada “Educar en igualdad: prevención y erradicación de la violencia de género” se realizará el 26 de octubre en todos los establecimientos educativos de todos los niveles y modalidades, tanto de gestión pública como privada, para cumplir de esa manera con la Ley 27.234.

En su artículo primero, la norma establece la realización de la jornada “con el objetivo de que los alumnos, las alumnas y docentes desarrollen y afiancen actitudes, saberes, valores y prácticas que contribuyan a prevenir y erradicar la violencia de género”.

La primera jornada se realizó en 2016 y desde entonces, la provincia del Chubut incorporó al Nivel Inicial a la propuesta.

“Las escuelas son ámbitos ideales para garantizar una vida sin violencia de género para toda la comunidad educativa, porque pueden contribuir a hacer de la prevención de la violencia una tarea cotidiana”, dijo la ministra de Educación, Graciela Cigudosa sobre este encuentro previsto para todos los establecimientos.

Abordaje institucional sistemático

La Ley Nº 26.485 de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres entiende por violencia contra las mujeres toda conducta, acción u omisión, que de manera directa o indirecta, tanto en el ámbito público como en el privado, basada en una relación desigual de poder, afecte su vida, libertad, dignidad, integridad física, psicológica, sexual, económica o patrimonial, como así también su seguridad personal.

Quedan comprendidas también las perpetradas desde el Estado o por sus agentes. Se considera a su vez, violencia indirecta toda conducta, acción u omisión, disposición, criterio o práctica discriminatoria que ponga a la mujer en desventaja con respecto al varón.

“Es necesario hacer hincapié en la importancia que esta actividad tiene en la formación de las niñas, niños, adolescentes y docentes de nuestra provincia, no solamente en la jornada propiamente dicha, sino que por estar enmarcada en los lineamientos curriculares de la Educación Sexual Integral y en los Núcleos de Aprendizaje Prioritarios”, dijo Ana Bishop, directora general de Apoyo a las Trayectorias Escolares del Ministerio de Educación.

La actividad prevista para el viernes 26 propone un abordaje institucional sistemático del tema con actividades diseñadas por el equipo docente para antes, durante y después de dicha jornada, en una temática que apunta a la garantía de derechos, igualdad y respeto hacia las mujeres.

Más información sobre el tema, puede obtenerse en la página web institucional www.chubut.edu.ar

El Comité Nobel lanzó hoy un contundente mensaje contra la violencia sexual en conflictos armados al galardonar con el Nobel de la Paz a un médico que trabaja por la sanación de las víctimas y a una de esas víctimas convertida en testigo y activista: el ginecólogo congoleño Denis Mukwege y la iraquí Nadie Murad.

Ambos vieron reconocidos “sus esfuerzos para poner fin a la violencia sexual como arma de guerra y conflictos armados”, anunció el Comité Nobel en Oslo. Cada uno a su manera contribuye a visibilizar el problema para que los responsables puedan ser juzgados, añadió.

La institución envía así “un mensaje de toma de conciencia (…) de que las mujeres necesitan protección y los perpetradores deben ser perseguidos y juzgados”, dijo su presidenta, Berit Reiss-Andersen. “Denis Mukwege ha dedicado su vida a defender a esas víctimas. Nadia Murad es testigo de los abusos perpetrados en su contra y contra otros”, añadió.

Mukwege, de 63 años, pasó gran parte de su vida adulta ayudando a las víctimas de la violencia sexual cometida por guerrilleros en la República Democrática del Congo, tratando a miles de pacientes, defendiendo su causa y trabajando por su reinserción.

En su hospital en Kivu del Sur ha tratado a miles de mujeres violadas, les ha dado apoyo psicológico, así como asistencia jurídica y financiera, y hace constantes llamamientos a llevar ante la justicia a los responsables. Tras un discurso ante la ONU en 2012 en el que llamaba a condenar a los grupos rebeldes por ello sufrió un atentado del que salió ileso. Por su trabajo fue reconocido con el Premio Sajarov del Parlamento Europeo en 2014.

El anuncio del premio le sorprendió en la sala de operaciones. “Empezaron a venir mujeres y hacer ruido alrededor del quirófano. No estaba prestando atención al o que estaba pasando”, contó al diario “VG” en una conversación telefónica desde el hospital de Panzi en Bukavu. “Pueden imaginar lo que me emocioné”, dijo antes de que se cortara la conexión telefónica. La televisión noruega NRK había difundido imágenes de mujeres que celebraban la noticia en el hospital.

Nadia Murad, miembro de la minoría yazidí duramente perseguida por la milicia terrorista Estado Islámico, fue víctima de este tipo de delitos. Sin embargo, “se negó a aceptar los códigos sociales que obligan a las mujeres a permanecer calladas y avergonzadas por los abusos de los que han sido víctimas. Ha demostrado un coraje inmenso para mostrar su sufrimiento y alzar su voz en nombre de las víctimas”, señaló el Comité.

“Nadia estaba llorando cuando hablé con ella por teléfono. Está llorando y no puede hablar ahora”, dijo su hermano, Saoud Murad, a la emisora pública noruega NRK. Es una maravillosa noticia y un gran alivio para nuestro pueblo”.

Murad, que tiene hoy 25 años, sobrevivió a tres meses de secuestro y violaciones a raíz del asalto masivo del EI al norte de Irak contra los yazidíes, seguidores de la religión original de los kurdos y considerados herejes por los extremistas sunitas.

Consiguió escapar de sus captores y ahora vive en Alemania. Actualmente trabaja por las víctimas de las torturas y abusos de la milicia terrorista como embajadora de buena voluntad de la ONU para la Dignidad de los Supervivientes de la Trata de Personas desde 2016.

Murad fue sólo una de las 3.000 mujeres de la minoría yazidí que fueron sometidas a abusos sistemáticos y utilizadas como arma de guerra por el EI, recordó el comité.

Este año el jurado tuvo que decidir entre 331 candidatos propuestos, 216 personas y 115 organizaciones. Los galardonados estaban en las apuestas teniendo en cuenta que este año los abusos sexuales han cobrado actualidad en el marco del movimiento #metoo, de cuyo comienzo se cumple hoy justamente un año.

En su citación, el comité recordó que han pasado diez años desde que el Consejo de Seguridad de la ONU adoptó la Resolución 1820 que “determinó que el uso de la violencia sexual como arma de guerra y conflictos armados constituye tanto un crimen de guerra como una amenaza para la paz y seguridad internacionales”.

El Estatuto de Roma adoptado en 1998, que rige el trabajo de la Corte Penal Internacional (CPI), subraya también que la “violencia sexual en la guerra y conflictos armados constituye una grave violación del derecho internacional”.

El trabajo de Mukwege y Murad cumple los criterios fijados por Alfred Nobel en su testamento, señaló el Comité. “Un mundo pacífico sólo puede alcanzarse si se garantiza y protege los derechos fundamentales y la seguridad de las mujeres durante la guerra”. Tanto Mukwebe como Murad pusieron en riesgo sus vidas para luchar valientemente contra los crímenes de guerra y buscar justicia para las víctimas.

El año pasado el Comité entregó el galardón a la Campaña por la Abolición de las Armas Nucleares (ICAN) “por su trabajo para llamar la atención sobre las catastróficas consecuencias humanitarias de cualquier uso de armas nucleares”.

Al igual que los Nobel de Medicina, Física, Química -ya anunciados- y Literatura -suspendido este año a raíz de un escándalo de abusos-, el Nobel de la Paz está dotado con nueve millones de coronas suecas (unos 861.000 euros/un millón de dólares, al cambio actual) y la ceremonia de entrega tiene lugar el 10 de diciembre, coincidiendo con el aniversario de la muerte de su fundador, Alfred Nobel. El lunes se anunciará el Nobel de Economía.

 

 

Ambito

Lorena está asustada. Al comunicarse con El Patagónico su voz se quiebra, llora, pero quiere que se conozca el riesgo que corre su vida. Después de sufrir reiteradas situaciones de acoso, extorsiones y agresiones físicas en los últimos meses por parte de su expareja, denunció que en la madrugada del martes el hombre la desfiguró al golpearle con un hierro en el rostro, además de provocarle otras lesiones en distintas partes del cuerpo. El sospechoso fue detenido al día siguiente, pero recuperó la libertad rápidamente. La fiscalía pidió una custodia policial para ella en el Hospital Regional, después de que denunciara públicamente el infierno que vive, pero todavía no se cumplía esa orden judicial.

Lorena Paredes, una mujer que permanece internada en el Hospital Regional por las lesiones que sufrió en el rostro y en distintas partes del cuerpo, producto de una golpiza, se contactó ayer con El Patagónico. Fue para exponer públicamente las reiteradas situaciones de violencia que viene padeciendo en los últimos meses por parte de su expareja, a quien identificó como Luis Rubén Vidal.

Lorena denunció que el martes a la madrugada fue golpeada por Vidal después de que la amenazara con difundir fotos íntimas de ella en su ámbito laboral. La mujer sostuvo que ya no soportaba más la perversión y que cuando trató de hablar con la madre de su expareja, éste salió del garaje y comenzó a golpearla en el rostro con un caño.

Tal como consta en la Justicia, relató a este diario que cuando cayó al suelo y sin poder ver por qué tenía la región ocular inflamada, fue arrastrada por el individuo hasta el garaje de la casa, en donde la encerró y continuó golpeándola con un cable en todo el cuerpo. La liberó cuando llegó la policía y se encerró nuevamente para evitar que lo detuvieran, narró.

Lorena asegura que Vidal fue hasta el Hospital Regional, donde ella permanece internada, quebrantando así la prohibición de acercamiento, hasta que el miércoles fue detenido por orden de la jueza Mariel Suárez, a pedido de la fiscal María Laura Blanco. Sin embargo, ayer fue liberado porque las heridas que tiene la mujer fueron consideradas por la propia Fiscalía durante la audiencia “lesiones leves”; es decir la expectativa de pena por el delito que le pueden imputar al denunciado va de 6 meses a dos años. En otras palabras: en caso de que la causa llegara a un juicio sería una pena de prisión en suspenso, no de cumplimiento efectivo.

Con mucho miedo

Al enterarse de que Vidal volvió a quedar libre, Lorena decidió hacer pública la situación ya que asegura que teme por su vida. Incluso pidió que se difundan las fotografías de su rostro desfigurado, pese a que la Fiscalía consideró que no se trataba de lesiones graves. Está asustada. Al comunicarse con El Patagónico su voz se quiebra, llora.

Según contó, el martes decidió ir hasta la casa de la madre de Vidal, en el barrio San Cayetano, para pedirle que por favor intercediera para que su hijo dejara de acosarla. Fue entonces cuando el hombre la agredió con un hierro, frente a su propia madre. Luego la introdujo al garaje y la retuvo allí varios minutos que a ella le parecieron una eternidad. La golpeó con un cable y la roció con aceite mientras encendía un cigarrillo en amenazadora actitud.

Lorena señaló que la relación había empezado en enero y se transformó rápidamente en un infierno para ella. “Cada vez me empezó a pegar más, un día me tiró y me empezó a patear en el piso; se había enojado porque había polarizado el auto”, narró.

Ella denunció la situación ante la Justicia y a pesar de las prohibiciones de acercamiento, Vidal saltaba el cerco y se introducía a la vivienda en la que ella vivía con su nena de 6 años. Comentó que intentaron convivir nuevamente, pero la armonía duró solo dos semanas. “Me empezó a pegar de nuevo, se ponía celoso, me golpeó feo”, denunció.

Para intentar mantenerse alejada de Vidal, Lorena cambió varias veces el número de su teléfono celular, pero él lo conseguía de algún modo y la seguía acosando. “Le decía a mis primas que me amaba, que le den el número para poder comunicarse. A fines de agosto comenzó a mandarme mensajes, que había cambiado, que estaba en la religión. Le dije que había hecho una denuncia y que por más que quería no iban a sacársela, que sabía que quería volver, yo le dije que no voy a sacarla. No quiero, te tengo miedo”, insistió.

Lorena también denunció que buscaba extorsionarla con fotos íntimas. “Antes de que me golpease, como no lo agregaba al Facebook, él había puesto fotos y en unas fotos me pusieron ‘me gusta’ y comenzó a mandarle muchos mensajes a mi mamá de fotos sexuales. También lo hizo al lugar donde trabajo. Ya había mandado mensajes anteriormente, incluso yo quería renunciar porque me daba mucha vergüenza y no me dejaron renunciar”, confesó.

El martes a la madrugada Lorena se cansó. A la 1 se fue hasta la casa de la madre de Vidal, para que intercediera ante su hijo y que le pidiera que la dejara en paz. Al llegar “sale él del garaje con un caño, me pega en los ojos, me agarró de las piernas, de las manos, y yo le pedía que me deje ir. Me empezó a pegar piñas, me arrastró en el piso, hasta el garaje”.

“Ya no veía nada. Un hombre le dijo que me suelte, pero lo amenazó y el hombre se fue. Entonces me encerró y me golpeó una hora, golpes y patadas en los riñones. Donde me mires estoy golpeada, yo le pedía que me dejara salir. Me tiró un bidón de aceite y se puso a fumar enfrente. Tenía una maza en la mano y me decía ‘mira lo que tengo para vos, estás en la boca del lobo’. Hasta que llegó la Policía, abrió el portón, pero a él no lo sacaron, no lo metieron preso”, cuestionó.

Con la denuncia en la Comisaría de la Mujer, la fiscal María Laura Blanco pidió el miércoles la detención de Vidal, la que fue autorizada por la jueza Mariel Suárez. Sin embargo, tras haber sido sometido a la audiencia de control de detención y formalización de la investigación por dos causas (una anterior por lesiones leves contra Lorena y otra por la agresión del martes), el imputado recuperó la libertad.

Es que la causa por la agresión del martes fue caratulada provisoriamente, a partir del informe médico, como “lesiones leves”. De esa manera, la fiscalía no podía solicitar la prisión preventiva del imputado, argumenta el Ministerio Público Fiscal. Es decir, solo pudo solicitar prohibiciones de acercamiento y medidas precautorias directas bajo el artículo 99 del Código Penal, como una custodia policial.

La carátula podría variar únicamente por las secuelas que dejen las lesiones. “Son impedimentos del Código Procesal Penal que esperemos que se traten con la nueva modificación que se está planteando en materia de violencia de género”, explicó el jefe de fiscales, Juan Carlos Caperochipi.

Mientras tanto, Lorena sigue pidiendo custodia policial ya que es la única garantía de que Vidal no podrá acercarse a ella.

 

 

El Patagónico

El Ministerio de Gobierno del Chubut, a través de la Subsecretaría de Derechos Humanos, llevó adelante en Esquel un taller sobre “Trata de personas y las violencias”. Para denunciar delitos de esta naturaleza está habilitada la línea telefónica 145, disponible las 24 horas, todo el año.

La actividad, organizada de manera conjunta con la Mesa de Interpoderes para combatir la violencia familiar y de género, congregó en el Centro Cultural Melipal a fuerzas de seguridad, autoridades de Fiscalía, Consejo Municipal de la Mujer, profesionales de la salud, establecimientos educativos, la Delegación Regional del Ministerio de Gobierno y vecinos.

La subsecretaria de Derechos Humanos, Carla Sánchez, realzó la gran convocatoria y el grado de participación demostrado por cada uno de los asistentes a lo largo de la jornada en el complejo Melipal. “El balance es sumamente positivo”, afirmó y puso en relieve “el interés” sobre una problemática sensible para la sociedad.

La funcionaria explicó que el abordaje responsable sobre la trata de personas representa una de las prioridades para el organismo provincial. Ponderó asimismo la apertura hacia la comunidad con esta clase de talleres que, entre otras cosas, buscan promover el intercambio de experiencias, opiniones y conocimientos.

Dijo que en el encuentro de ayer expuso conceptos básicos relacionados con el marco normativo jurídico provincial y el trabajo que instrumenta el área de Derechos Humanos en materia de atención, asesoramiento y acompañamiento a la víctima. “Repasamos qué es la trata, los tipos y cómo se clasifica según la ley”, añadió.

Recordó que dentro de la Subsecretaría funciona la oficina de trata de personas, integrada por un equipo técnico que actúa siguiendo un protocolo de intervención coordinado también con otras instituciones como la Justicia. Brindan contención, acompañamiento y hasta colaboran en casos que sea necesario trasladar la víctima a otros países.

Por otro lado, contó que en el transcurso de los últimos meses se repitieron las actividades de concientización e instancias de formación ligadas directamente con la temática, incluyendo en el proceso a diferentes públicos. “Hemos realizado capacitaciones para fuerzas de seguridad y jornadas en escuelas”, manifestó Sánchez.

Destacó que el taller en Esquel es el primero de estas características programado con la Mesa Interpoderes. “Además de analizar el delito se pudo hacer la articulación con los tipos de violencia que sufren las víctimas de trata de persona. Y el encuadre de los tipos de violencia lo hizo la Fiscalía”, amplió la funcionaria.

La Policía del Chubut logró identificar al autor de una violación ocurrida en la localidad de Paso de Indios, luego de que se iniciaran investigaciones una vez tomada la denuncia al padre de una menor. En principio se denunciaba lo que podía ser un caso de violencia de género pero terminó por constatarse un abuso con acceso carnal, a una joven de 16 años.

Las autoridades policiales confirmaron la toma de las respectivas denuncias, primero en Paso de Indios, en un aparente caso de violencia de género y la posterior ampliación de la carátula, ya en Trelew.

La jefa de la Comisaría de la Mujer de Trelew, Laura Mirantes, relató que en primera instancia “tomamos conocimiento que había una chica golpeada, con lesiones de importancia, que venía de Paso de Indios y con esto niego que no se haya querido tomar la denuncia en Paso de Indios. De hecho la denuncia se tomó el 21 de septiembre a las 15.25hs en sede de esa comisaría y ellos nos notifican que posiblemente esta chica venga a la zona”.

La comisario Mirantes agregó que una vez constituidos “en el Materno (Centro Materno Infantil) y bajo indicaciones de una funcionaria fiscal es que se dispuso una pericia ginecológica. También las lesiones que se habían dado a conocer en primera instancia estaban visibles como un golpe en la cabeza. Además se secuestraron, con personal de Criminalística, las prendas de vestir que tenía en el momento del hecho”.

La funcionaria policial ratificó que “puedo desmentir a quienes dicen que no se quiso tomar una denuncia porque tengo la documentación donde consta la denuncia que hizo el padre. Sí es cierto que habla de retención y lesiones. En la primera denuncia no se habla de abuso sexual. Cuando me hago cargo del procedimiento nos encontramos con el hecho del abuso sexual”.

En función de ello es que Mirantes hizo un llamamiento a “no sentir vergüenza por denunciar. Es importante que estos casos se traten con premura y que se denuncie sin temor a que sea la figura máxima del delito. Hay mucho pudor y más en lugares donde se carece de información, pero la denuncia es el primer paso para solucionar un montón de cuestiones que quizás vienen soportando desde hace mucho tiempo”.

Otro tema es “que no se hagan públicos los casos porque terminan haciendo un daño mayor a la víctima. Eso termina revictimizando a quien sufre el hecho. Nosotros buscamos el trato en primera instancia con el Servicio de Asistencia a la Víctima del Delito, que es la primera persona en atender y socorrer. Acá se cumplieron y se garantizaron todas las instancias de protocolo que se utilizan en los casos de abuso, llámese simple o con acceso carnal”, concluyó.

El testimonio es de Sandra Garzonio, hermana del actual ministro de Economía de Chubut, quien lo acusa de violencia familiar tanto en perjuicio propio como de sus padres.

En su momento, Garzonio también fue denunciado por otra de sus hermanas y, en aquella oportunidad, los padres del funcionario fueron citados por la Fiscalía actuante.

Sandra Garzonio adujo, a través de un posteo en Facebook, que “mis padres no disponen de dinero para vivir, ya que no se le paga un arrendamiento de un campo familiar”, e indicó que el maltrato es por parte del actual ministro y uno de sus hijos.

La hermana del funcionario se pregunta: “no es una vergüenza que en el siglo XX un hombre adulto abuse de la vejez de sus propios padres?”, delito que es penado por la ley 26.485 y que además “incumpla el pedido del gobernador (Mariano Arcioni) cuando exige a sus funcionarios que presenten sus declaraciones de bienes”.

Por último la denunciante dijo que el ministro Garzonio “me ha pedido que me quede calladita y en el molde”, aunque esta vez la víctima tuvo contención en el Consejo Municipal de la Mujer de Esquel.

El secretario de Desarrollo Humano y Familia de Comodoro Rivadavia, Marcelo Rey, se refirió a las medidas de acción y prevención que se impulsan desde el Municipio, mediante actividades centradas en la problemática de género, destinadas a las mujeres y sus familias víctimas de violencia.

En ese contexto, durante el mes de septiembre se dio inicio al taller de “Yoga Kundalini”, destinado a mujeres que son asistidas por la Dirección de Género, como así también a aquellas que no están vinculadas a la institucion.

Se trata de una actividad gratuita que es coordinada por una estudiante avanzada de la Escuela Internacional Kundalini y por personal del equipo técnico de la Secretaría de Desarrollo Social. El objetivo del taller es que las mujeres cuenten con un espacio placentero que propicie y fortalezca lazos sociales, además de poder disfrutar de los beneficios para la salud que ofrece la práctica del yoga.

En ese marco, Rey afirmó que “nuestro compromiso es contener a las mujeres que han sido o son víctimas de cualquier tipo violencia de género. Más allá de acompañarlas en las cuestiones legales, también buscamos fortalecerlas y que ellas logren empoderarse retomando el cauce de sus vidas y las de sus hijos”.

“Por ende, generamos actividades y este tipo de acciones que permiten desarrollar herramientas de autoconfianza, para mejorar sus vínculos sociales. Esto es parte de nuestra tarea dentro de la Secretaría de Desarrollo Humano y Familia”, explicó el funcionario.

Por último, se informó que aquellas mujeres interesadas en participar del taller de yoga pueden acercarse a la sede de la Dirección de Género, ubicada en Francia N° 840, o comunicarse telefónicamente al (0297) 444-1996.

El Servicio de Asistencia a la víctima del delito y el Área de Capacitación del Ministerio Público Fiscal participaron en las Jornada de reflexión sobre Violencia de Género en Puerto Pirámides. La convocatoria fue realizada por la dirección Provincial de Equidad y Género.

La capacitación sobre  Reflexión y proyecto de protocolo de intervención en violencia de género, fue dirigido a  referentes del área de salud, educación, juzgado de Paz, Policía,Cooperativa, concejales de la comunidad. También, participó del encuentro Comisaria de la mujer de la Municipalidad de Puerto Madryn.

Cabe mencionar que en representación del Ministerio Público Fiscal, lo hicieron,  el Lic. Martín Caprino Coco del Servicio de Asistencia a la Victima de Puerto Madryn, el Lic. Edgardo Geoffroy del área de Procomunidad de Rawson  y la Prof. Griselda Garcia Alonso  del área de capacitación  del MPF,

Se abordaron temáticas vinculadas a la violencia de género, ciclo de violencia, la prevención y el trabajo en redes, además la recepción de denuncias y la atención de víctimas de violencia familiar y de género. Se destacó “la importancia de realizar este tipo de jornadas en cada localidad donde se abordan las problemáticas con los referentes locales”, con los recursos humanos disponibles, y las características propias de cada lugar.

La ola de violencia se apoderó de la ciudad de Chicago en Estados Unidos y en apenas 48 horas el enfrentamiento entre pandillas dejó 12 muertos, 66 heridos y 46 detenidos. Así lo confirmaron autoridades estadounidenses. Solo el domingo murieron cinco personas.

Los incidentes se registraron entre el viernes y el domingo en medio de la violencia atribuida a “pandillas en conflicto” que enfrenta la ciudad más poblada del estado de Illinois, cuyo promedio de asesinatos en 2017 y 2016 fue de 1,7 y 2,1 por día, respectivamente.

El vocero del Departamento de Policía de Chicago, Michael Carroll, detalló que el “total de víctimas desde la tarde del 3 de agosto hasta la medianoche del 5 de agosto fue de 66 heridos y 12 muertos”, hecho que el jefe policial, Eddie Johnson, calificó de “inaceptable”.

“No es un secreto que tuvimos una inaceptable violencia en la ciudad el fin de semana”, reconoció Johnson al entregar un reporte de lo sucedido en la “ciudad de los grandes lagos”.

Johnson dijo sentirse “frustrado” porque “todavía hay armas ilegales y delincuentes dispuestos a usarlas allí afuera” y aseguró que el trabajo para frenar esa violencia no depende solamente de la Policía sino de “cada familia de la ciudad, abuelos, padres e hijos, de los legisladores y de cada habitante”.

“Pese a lo sucedido este fin de semana, estamos trabajando duro para mantener la reducción del 25 por ciento en la tasa de homicidios con respecto al 2017”, agregó en rueda de prensa.

La Oficina detalló que sólo el domingo murieron cinco personas y otras 44 quedaron heridas. “Las edades de las víctimas estaban entre los 11 y 62 años”, agregó.

Chicago cerró 2017 con un reporte de 650 homicidios, 121 menos que 2017, número que supera los asesinatos registrados en Nueva York y Los Ángeles conjuntamente.

 

 

 

Ambito