Tag

SpaceX

Browsing

La cuenta regresiva para el lanzamiento del más avanzado satélite argentino comenzó ayer a partir del anuncio de SpaceX que precisó que hoy a las 20.18 hora argentina, el Saocom 1B despegará a bordo del poderoso cohete Falcon 9 desde el Centro Espacial Kennedy ubicado en Cabo Cañaveral, Florida, Estados Unidos.

Si bien la fecha está confirmada, la empresa espacial SpaceX dio un 40% de chances para que el lanzamiento se produzca, ya que imperan siempre las condiciones meteorológicas y la zona está padeciendo algunas tormentas pasajeras, luego del paso del huracán Laura formado en el mar Caribe.

“Somos el primer lanzamiento internacional o no estadounidense para SpaceX este año. Fue todo un desafío esta campaña de lanzamiento. No fue fácil rearmar todo el equipo de argentinos que trabajan para esta misión a raíz del coronavirus. Quiero destacar el apoyo de todas las familias de quienes trabajamos en esta importante misión satelital para el país. Lo estamos logrando por el compromiso para que el Saocom esté en órbita, y por el apoyo familiar que tenemos. El acompañamiento es fundamental para el éxito de esta misión”, señaló a Infobae, Raúl Kulichevsky, director ejecutivo y Técnico de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE), que encabeza de la misión argentina de 13 especialistas que arribaron hace casi dos meses a Cabo Cañaveral para ultimar los detalles del lanzamiento y que luego debió ser demorado.

“Junto con los profesionales que siguen la campaña desde Cabo Cañaveral, un equipo de 50 profesionales trabajarán en las cuestiones técnicas de lanzamiento, separación del cohete, posicionamiento orbital y despliegue de las antenas radar desde cuatro tres puntos de Argentina: en la sede de la Conae en Falda del Carmen, Córdoba; en Invap en Bariloche y en la sede central de Conae en Buenos Aires”, explicó a Infobae Josefina Pérès, Jefa de Proyecto SAOCOM, que se encuentra en la ciudad rionegrina.

 

Y agregó: “Una vez que el SAOCOM 1B se lance y se separe del lanzador, el Centro de Control de Misión de la CONAE va a tomar el control del satélite desde Córdoba y comenzará a desarrollar una serie de actividades críticas, con apoyo de otras estaciones terrenas en todo el mundo, como la que existe en Tierra del Fuego, Lima, Los Ángeles, Noruega, Kenia, Antártida, Islas Kerguelen, Noruega, y también de Italia y Francia. Todo esto demorará varias horas. Allí se recibirán las primeras señales de vida en el espacio del SAOCOM 1B y se controlará y monitoreará el satélite en forma constante para realizar, con comandos a distancia, las operaciones de despliegue de la enorme antena del Radar de Apertura Sintética (SAR, por sus siglas en inglés de Synthetic Aperture Radar), de 35 metros cuadrados”.

“Apenas el satélite detecta que se separó del lanzador, despliega automáticamente el panel solar. A partir de ese momento, se comienza a generar una comunicación permanente con el satélite, cuando es observado por una estación espacial terrena, durante períodos de 11 minutos en donde se le envía comandos para comenzar a desplegar la antena radar. Entonces lo primero que se hace desde Córdoba es controlar si los paneles están desplegados”, precisó Pérés.

La experta contó que previo a la puesta en órbita del satélite, se realizaron dos ensayos de lanzamiento. El segundo y más importante se completó con éxito la semana pasada, simulado por una computadora, con el fin de ejercitar la configuración remota y las comunicaciones en todos los pasos del procedimiento de cuenta regresiva en tiempo real, tal como si fuera el día de lanzamiento.

Y agregó: “Estamos viviendo un lanzamiento únicode este satélite, ya que los últimos tres meses fueron un desafío total debido a la pandemia por coronavirus. El contexto de la cuarentena le aporta condimentos adicionales al lanzamiento. El equipo está trabajando con un alto nivel de compromiso y profesionalismo para terminar con el lanzamiento que quedó pendiente”.

“Con el lanzamiento del SAOCOM 1B, la Argentina completará la Misión SAOCOM, pensada para ofrecer soluciones a problemáticas locales que hasta hoy no pueden ser satisfechas con información de otros satélites. Además, con esta misión satelital nacional, el país se posiciona en un selecto grupo de países capaces de desarrollar la tecnología radar para uso espacial”, destacó Kulichevsky, director de la CONAE, apuntando al desarrollo de las antenas Radar de Apertura Sintética (SAR – Syntetic Aperture Radar) que poseen los satélites SAOCOM, compuestas por siete paneles con una superficie total de 35 m² y un peso de 1,5 toneladas. Se trata de un instrumento activo que trabaja en la porción de las microondas en banda L del espectro electromagnético. Estas características hacen que los satélites SAOCOM sean especialmente útiles para prevenir, monitorear, mitigar y evaluar catástrofes naturales o antrópicas.

“Cualitativamente estamos en un selecto grupo de países que puede desarrollar satélites de radar y en otro grupo aún más selecto que cuenta satélites con instrumentos de radar en banda L”, dijo Kulichevsky, y explicó que este instrumento diferencia a los satélites SAOCOM respecto de otros que utilizan imágenes ópticas necesitan de luz para captar imágenes. “El desarrollo de la tecnología radar permite observar la tierra 24 horas los siete días de la semana, ya sea de día o de noche o haya nubes, lo que le da mucha potencialidad a su uso, porque por cada vez que hacés una captación satelital, inmediatamente tenés datos y una imagen. Esta tecnología, que es más compleja que la óptica, implicó un gran desafío para la Argentina, porque al no contar con antecedentes en el país, tuvimos que empezar prácticamente de cero”, enfatizó el experto.

“Todo esto hace que tengamos satélites que puede satisfacer necesidades propias del país. Están pensados para nosotros, lo cual hace a una diferencia cualitativa muy grande respecto de otros satélites”, completó, y tomó como ejemplo el trabajo conjunto que la CONAE realizó con el INTA para poner a disposición de los productores agropecuarios un conjunto de aplicaciones que podrían mejorar sus decisiones de manejo sobre los cultivos. Del mismo modo mencionó las acciones que se llevaron a cabo con otros organismos como el Instituto Nacional del Agua y los sectores especializados en gestión de emergencias y salud.

“La Misión SAOCOM está diseñada por argentinos para la Argentina”, aseguró. En total, la campaña de lanzamiento cuenta con la participación de más de 50 profesionales de CONAE, INVAP, VENG y el Grupo GEMA de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), distribuidos en Estados Unidos y en la Argentina, en las provincias de Córdoba y Río Negro y en la Ciudad de Buenos Aires. Y más de 800 profesionales intervinieron en su construcción.

La Misión SAOCOM lleva al espacio una compleja tecnología de observación de la Tierra, que representa una importante mejora respecto de los sensores ópticos usuales. Se trata de un instrumento activo que consiste en el radar SAR, que trabaja en la porción de las microondas en banda L del espectro electromagnético.

Los satélites SAOCOM fueron especialmente diseñados para detectar la humedad del suelo y obtener información de la superficie terrestre en cualquier condición meteorológica u hora del día.

Estas características hacen que los SAOCOM sean especialmente útiles para prevenir, monitorear, mitigar y evaluar catástrofes naturales o antrópicas. Mediante un convenio de colaboración entre el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la CONAE, la información brindada por la Misión SAOCOM sobre humedad de suelo ayudará a que los productores sepan cuál es el mejor momento para la siembra, fertilización y riego, en cultivos como soja, maíz, trigo y girasol.

Asimismo, brindará soporte en relación al uso de productos químicos para el control de enfermedades en cultivos, en particular para la fusariosis en el trigo. Un aporte no menor para el sector agropecuario lo constituye el pronóstico de inundaciones, que también aporta la misión SAOCOM, desarrollado en el marco de la cooperación entre el Instituto Nacional del Agua (INA) y la CONAE.

Uso de los datos SAOCOM

– Mapas de Humedad del suelo para uso agricultura e hidrología

– Mapas de Riesgo de inundación

– Mapas de Riesgo de incendios

– Riesgo de enfermedades de cultivos

– Escenarios para la toma de decisiones de siembra y fertilización

– Determinar agua disponible en nieve para riego

– Estudio de desplazamiento de glaciares

– Estudio de desplazamiento del terreno, pendientes y alturas, entre otras aplicaciones.

SAOCOM en números

– 3.000 kilogramos de peso

– 4,7 mts. de altura y 1,2 mts. de lado, Plataforma de Servicio

– 3 Paneles Solares de 1,51 x 2,7 mts. cada uno. Total de 13m2.

– 35 m2 Antena Radar SAR desplegada

– 7 paneles de 1,5 x 3,5 mts. forman la antena radar

– 1.500 kg. Peso de la antena radar

– 225 imágenes SAOCOM por día

– 620 kilómetros la altura de la órbita.

Los astronautas de SpaceX vuelve a la Tierra tras desacoplarse de la Estación Espacial Internacional y se espera que concluya su viaje durante la tarde de este domingo.

Según informó la compañía en un comunicado citado por la agencia de noticias Dpa, se espera que su regreso a la Tierra se produzca en un período de 19 horas y que la nave Crew Dragon llegue a la costa de Pensacola, Florida en torno a las 15.48 hora argentina. Los astronautas se desacoplaron de la Estación Espacial a las 20.35 de ayer.

Los astronautas partieron hacia la Estación Espacial Internacional el 30 de mayo a bordo de una nave Crew Dragon de SpaceX, en el primer vuelo tripulado estadounidense en una nave estadounidense y desde que en 2011 concluyeran los vuelos del transbordador espacial, tras 30 años de servicio.

Una versión de carga de la cápsula Dragon de SpaceX ya hace viajes regulares a la estación espacial.

Después de pasar dos meses en la Estación Espacial Internacional, los astronautas Bob Behnken y Doug Hurley ya tienen confirmada la fecha de regreso a la Tierra: será en agosto y con la misma nave Crew Dragon de SpaceX que utilizaron para ir al espacio.

De esta forma, la firma aeroespacial liderada por Elon Musk completará toda la fase del programa de viajes comerciales que inauguró la NASA el pasado 30 de mayo con el despegue del cohete reutilizable Falcon 9.

La nave Crew Dragon fue diseñada y fabricada por SpaceX, una empresa privada estadounidense que tuvo el privilegio de ser la primera en su tipo en enviar a una tripulacion al espacio. A su vez, fue el primer vuelo en despegar de tierra estadounidense en 9 años, ya que el último vuelo fue el 8 de julio de 2011, cuando el transbordador espacial Atlantis hizo su último vuelo a la Estación Espacial Internacional, con el mismo Douglas Hurley como piloto.

Esta nave se complementó por el propulsor Falcon 9, un cohete reutilizable que también fue desarrollado por SpaceX, en una misión denominada Demo-2. De forma previa, la compañía de Elon Musk realizó diversos vuelos de prueba donde se evaluó la capacidad de carga y navegación autónoma de la cápsula Crew Dragon.

La fecha prevista para la partida de los astronautas de la Estación Espacial Internacional está prevista para el 1 de agosto, a bordo de la Crew Dragon. Si las condiciones climáticas en la Tierra permitan el reingreso de la nave de SpaceX, se espera que el 2 de agosto la cápsula caiga en algún punto del océano Atlántico, dando por finalizada la misión Demo-2, según una declaración de Jim Bridenstine, director de la NASA, publicada en su cuenta oficial en Twitter.

Tras culminar la misión Demo-2, tanto la NASA como SpaceX planean avanzar con nuevas misiones del programa comercial con la nave Crew Dragon, que tiene una capacidad para transportar hasta cuatro astronautas.

El Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación informó que la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE) ya tiene lista la nueva campaña de lanzamiento del satélite de observación argentino SAOCOM 1B, actividad pospuesta en marzo a causa de la cuarentena que dispuso el Gobierno Nacional por la pandemia del coronavirus.

Se espera que la puesta en órbita sea el sábado 25 de julio cera de las 20:19 (hora argentina) desde las instalaciones de la empresa SpaceX de Elon Musk, en Cabo Cañaveral, Estados Unidos.

Para eso, la delegación técnica argentina partirá este viernes por la noche. Será en un vuelo de Aerolíneas Argentina y allí estarán el Director Ejecutivo y Técnico de la CONAE, Raúl Kulichevsky, y cinco profesionales del organismo junto al representante de la Gerencia General de INVAP, Guillermo Benito, y 11 profesionales de dicha empresa.

Además, viajará un responsable de seguridad e higiene, quien se dedica exclusivamente al control de la aplicación del protocolo utilizado para la misión. El lunes y martes pasado fueron testeados con PCR para detectar si tenían coronavirus y los resultados dieron negativos.

Los ingenieros argentinos viajarán con seguro médico, equipo de protección personal (EPP) y un protocolo de medidas preventivas por Covid-19. Las actividades serán controladas también desde el centro de control en Córdoba.

Los satélites SAOCOM tienen como principal característica detectar la humedad del suelo y obtener información sobre la superficie terrestre. Asimismo, son útiles para prevenir, monitorear, mitigar y evaluar catástrofes naturales o antrópicas. Otra de las acciones más importantes del satélite será ayudar a los productores para que sepan cuál es el mejor momento para la siembra, fertilización y riego, en cultivos como soja, maíz, trigo y girasol.

Tanto el satélite SAOCOM 1B como el SAOCOM 1A conforman la misión SAOCOM. Ambos fueron elaborados y fabricados en el país por la CONAE junto con la empresa INVAP, contratista principal del proyecto, la firma pública VENG, la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y el Laboratorio GEMA de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), entre otras 80 empresas de tecnología e instituciones del sistema científico tecnológico del país. Además contó con la colaboración de la Agencia Espacial Italiana (ASI).

La misión conjunta de la NASA y la empresa de Elon Musk SpaceX Demo-2 ha sido calificada de histórica por tratarse de la primera vez que una nave privada lleva astronautas a la Estación Espacial Internacional (EEI).

Los astronautas Bob Behnken y Doug Hurley viajan hacia la EEI en la cápsula Crew Dragon, construida por SpaceX, que actúa como una suerte de taxi contratado por la NASA para que lleve a sus astronautas hasta la estación en órbita.

Lanzamiento sin sobresaltos
«Son las 15:22 ¡y hemos despegado!».

La cápsula Crew Dragon, acoplada sobre el cohete Falcon 9, despegó desde el mismo lugar utilizado para la misión a la Luna en 1969.

La nave tardó nueve minutos en alcanzar su órbita inicial y parte del cohete regresó a la Tierra para ser utilizado de nuevo.

Se espera que Hurley y Behnken lleguen a la EEI alrededor de las 10:30 de la mañana del domingo, hora local (14:30 GMT). Se trata del primer lanzamiento desde suelo estadounidense desde 2011, cuando se puso fin al programa del transbordador espacial.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, fue testigo del lanzamiento en directo desde el Centro Espacial Kennedy de Cabo Cañaveral, Florida.

Separación de la primera etapa

Tras el despegue inicial, la primera etapa de la nave se separó con éxito y descendió sobre la embarcación llamada Of Course I Still Love You («por supuesto que todavía te amo»).

Es el primer retorno de un cohete Falcon 9 que haya llevado astronautas al espacio.

Crew Dragon en órbita

Posteriormente, la cápsula Crew Dragon se separó del cohete para dirigirse hacia la EEI. Behnken y Hurley tienen ante sí un viaje de 19 horas, en el que les esperan varias tareas.

Cabe recordar que este es un viaje de prueba y los astronautas tendrán que probar el sistema y los controles de la Crew Dragon a lo largo de su travesía.

«Esta misión trata sobre todo de poner a prueba la cápsula Crew Dragon. El diseño se probó hace un año, pero solo con un muñeco a bordo. SpaceX y la NASA tienen que entender cómo vivirán y trabajarán dentro del módulo personas reales», explica Jonathan Amos, corresponsal de Ciencia de la BBC.

«La Crew Dragon es una nave completamente automática, por lo que uno podría sentarse cómodamente y las computadoras lo llevarían a destino. Pero los pilotos necesitan practicar para cualquier tipo de eventualidad y quieren saber si los simuladores en tierra reflejan las respuestas reales en la cápsula durante el vuelo», añade Amos.

Los dos astronautas tienen ocho horas de descanso, aunque sin estirarse, sentados en la cabina. Una vez en la EEI, sí tendrán camas adecuadas.

«Lo logramos»

El administrador de la NASA, Jim Bridenstine, que vio el lanzamiento junto a Trump y el vicepresidente Mike Pence dijo: «Lo logramos».

«Llevamos mucho tiempo esperando esto. Han pasado nueve años desde que lanzamos astronautas estadounidenses en un cohete estadounidense desde suelo estadounidense, y ahora lo hemos hecho».

Bridenstine elogió las acciones de Trump respecto al programa espacial y expresó gratitud por el presupuesto que los legisladores republicanos y demócratas en el Congreso le han destinado.

«Suspiro con alivio, pero también les digo que no voy a celebrar hasta que Bob y Doug estén de regreso en casa», añadió.

Desbordado por la emoción

«Creo que esto es algo que le debe llegar a la gente al corazón, a cualquier que tenga espíritu de exploración», dijo Elon Musk, el fundador de SpaceX. Añadió: «Estoy realmente desbordado por la emoción, es difícil hablar».

«Han sido 18 años trabajando hacia este objetivo. Me resulta muy difícil creer que ha sucedido», prosiguió.

«Creo que es algo de lo que la humanidad debería estar orgullosa».

Cerca de 10 millones de personas siguieron en vivo el lanzamiento, según la NASA. El lanzamiento de este sábado era el segundo intento, después de que las malas condiciones del tiempo impidieran la tentativa del pasado miércoles 27 de mayo.

Recordemos como fue el lanzamiento:

🚀 NASA Y SPACEX AFINAN LOS ÚLTIMOS DETALLES PREVIO AL LANZAMIENTO DE #CREWDRAGON Los astronautas de la #CrewDragon ya…

Publicado por Cholila Online Portal de Noticias Digital en Sábado, 30 de mayo de 2020

 

Fuente: BBC

Video: Cholila OnLine