Tag

Santiago de Chile

Browsing

Los mismos serán habilitados para regresar a ciudadanos argentinos desde el exterior y para llevar a extranjeros hacia esos destinos, informaron fuentes de la compañía de bandera.

Aerolíneas Argentinas anunció nuevos vuelos especiales con destino a Asunción, Santiago de Chile, San Pablo y Cancún, que serán habilitados para regresar a ciudadanos argentinos desde el exterior y para llevar a extranjeros hacia esos destinos, informaron fuentes de la compañía de bandera.

El primero de los vuelos partirá el próximo miércoles 15 hacia Asunción; el 25 saldrá otro avión hacia Santiago de Chile y al día siguiente será el turno de un vuelo más hacia San Pablo.

Todos estos servicios serán operados con aviones Embraer 190 con capacidad para 97 pasajeros, mientras que el 30 de julio partirá desde Buenos Aires un avión Airbus 330, con capacidad para 270 pasajeros, que llevará hacia Cancún a residentes mexicanos en Argentina y traerá de regreso a argentinos que aún se encuentran allí.

En todos los casos, los pasajeros podrán comprar sus tickets de manera directa mediante la web de la compañía y sin necesidad de inscripción previa a través los consulados argentinos en el exterior.

Por su parte, hoy arribó al país un vuelo proveniente de Shanghái que trajo insumos médicos para el combate contra la pandemia del coronavirus y para mañana por la noche está partiendo el vuelo especial AR1302 con destino a la ciudad de Miami.

Al momento, Aerolíneas ha realizado un total de 120 vuelos especiales a 16 países, en los cuales han podido regresar casi 30.000 argentinos.

Además, la compañía lleva realizados 34 vuelos hacia Shanghái, República Popular China.

La gente volvió a agruparse en el centro, hubo una manifestación de luto por los muertos y contra la represión y se intento llegar a La Moneda pero los carabineros lo impidieron.

A pesar de ser fin de semana largo (en Chile el jueves y viernes fueron feriados), el movimiento social completó su día quince de movilización con una alta y transversal concurrencia.

La jornada comenzó con una marcha donde cerca de 10.000 personas, completamente de negro y con una rosa blanca en la mano, realizaron “la marcha del silencio” para protestar contra la violencia de las fuerzas policiales y las acusaciones de abusos por parte de efectivo policiales contra una decena de mujeres.

Ya por la tarde, una verdadera peregrinación de pancartas se percibió en cada una de las vías que confluyen en Plaza Italia, el epicentro de la movilización ciudadana. Nuevamente no aparecieron las banderas políticas, haciendo evidente el divorcio de la ciudadanía con su dirigencia, desde la izquierda a la derecha. Llegaron 80.000.

El momento más emocionante se produjo cuando una columna de 60 manifestantes, que caminaron desde Limache a 126 kilómetros de Santiago, marchó por la Alameda hacia Plaza Italia para reunirse con la multitud que los esperaba. En el trayecto hicieron un alto frente a La Moneda por siete minutos.

Manifestantes aislados mantuvieron en reiteradas ocasiones enfrentamientos con la policía en los sectores de Parque Bustamante y donde nace la Alameda, lo que no mermó el entusiasmo del resto de los asistentes que protagonizaron distintos actos culturales.

Cerca de las 19:30 horas, una considerable cantidad de asistentes comenzó a caminar desde la plaza hacia la sede del poder ejecutivo. Fueron detenidos por Carabineros, a través de sus carros lanza-gases y lanza-aguas, a la altura de la Universidad de Chile, a unos 300 metros de la casa de Gobierno.

Otro incidente se reportó en la Mutual de Seguridad, ubicada a un costado del monumento de Carabineros. Rápidamente los bomberos concurrieron al lugar, siendo aplaudidos por los asistentes quienes han hecho popular el canto de “Bombero, amigo, el pueblo está contigo” cada vez que se ha producido una barricada o incendio en la ciudad, informó Clarín.

El presidente chileno aseguró que escuchó “el mensaje” de ese más de un millón de personas que colmaron la calles de la capital trasandina.

El presidente chileno Sebastián Piñera aseguró este viernes que escuchó «el mensaje» de ese más de un millón de personas que colmaron las calles de Santiago de Chile para protestar contra su Gobierno y que de aquí en adelante se abren «grandes caminos de futuro y esperanza».

«La multitudinaria, alegre y pacífica marcha hoy, donde los chilenos piden un Chile más justo y solidario, abre grandes caminos de futuro y esperanza», destacó Piñera en twitter.

Y agregó: «Todos hemos escuchado el mensaje. Todos hemos cambiado. Con unidad y ayuda de Dios, recorreremos el camino a ese Chile mejor para todos».

Fueron sus primeras palabras después de una movilización histórica, la más importantes desde el regreso de la democracia en ese país. Piñera y su gobierno fueron el blanco de todas las consignas en la céntrica Plaza Italia.

Piñera se mostró conciliador y optó por mirar hacia adelante, cuatro días después de haber señalado que estaban «en guerra».

El jefe de Estado ya había pedido«perdón» al pueblo trasandino por no haber podido «reconocer» la magnitud de la crisis y «dio a conocer una batería de medidas en beneficio de los sectores más vulnerables».

Sin embargo, las protestas siguieron, al igual que el toque de queda por las noches, y este viernes 1,2 millones de personas colmaron las calles para protestar contra su gobierno, informó El Clarín.

La movilización fue denominada la “Marcha más grande de Chile”. Es el octavo día de protestas en las calles y el ejército ratificó un nuevo toque de queda desde las 23 en la región metropolitana.

Más de medio millón de personas se manifiestan este viernes en la Plaza Italia de Santiago de Chile exigiendo reformas de un sistema económico que consideran desigual y coreando lemas contra el gobierno de Sebastián Piñera por afrontar con militares el peor estallido social en tres décadas.

«Nuevo reporte de Carabineros de Chile informa una concentración por sobre las 500 mil personas (y en aumento)», indicó la Intendencia de Santiago en Twitter.

Entonando canciones que fueron populares durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-90), saltando y con banderas chilenas y mapuches, los manifestantes se congregaron en anchas avenidas de la capital para atender el llamado de la «Marcha más grande de Chile», una semana después de que uno de los países más estables de América Latina quedara sumido en su peor crisis social.

A una semana del inicio del conflicto, son 19 los muertos que reportó el Gobierno. El alza en el precio del pasaje del metro de Santiago fue el detonante de un estallido social sin precedentes en el país, que motivó al Gobierno a decretar el estado de emergencia para confiar la seguridad al Ejército y a establecer toques de queda cada noche, informó El Clarín.

Alejandro Domínguez, presidente de la Conmebol, finalmente confirmó que Santiago de Chile será la sede de la final única de la Copa Libertadores entre Flamengo y River, el sábado 23 de noviembre. El dirigente confirmó que se respetará el lugar que se anunció hace más de un año.

Domínguez habló con la radio 1080 AM de Asunción, y lo hizo desde Shangai, China, donde asiste a una reunión del Consejo de la FIFA. Dijo que confía en que la capital chilena recuperará su normalidad política para la fecha programada del encuentro. «La final única se mantiene en Santiago de Chile. Santiago es la sede. Este momento va a pasar. La normalidad se va a recuperar». Además agregó que el partido será «un éxito tremendo».

En Chile se registra una crisis social que dejó, hasta el momento, 18 muertos, cinco de ellos por la acción de las fuerzas de seguridad y el resto en medio de saqueos y disturbios.

El mandamás de la Conmebol agregó que antes de conocerse a los equipos finalistas ya había 200.000 personas en lista de espera para comprar entradas. Ahora que se sabe que el choque será entre Flamengo y River, «se va a incrementar».

Conmebol anunció a través de un comunicado que tanto River como Flamengo dispondrán de 25.000 entradas en total para sus hinchas. Serán 12.500 para cada club y podrán ser adquiridas a partir del próximo miércoles 30 de octubre a través de la página web oficial de la entidad madre del fútbol sudamericano.

La final se jugará en partido único por primera vez desde que se inauguró la Copa Libertadores en 1960 y el campeón recibirá 12.000.000 de dólares y el segundo 6.000.000 por el partido que se jugará en el estadio Nacional de Santiago.

Domínguez comparó la suma con lo que recibió su club, Olimpia, por ser campeón de la Libertadores en 2002 ante el Sao Caetano: «El total de premios que recibió Olimpia fue de 1.250.000 dólares. El salto que dio la Copa Libertadores es enorme. Hoy reparte una fortuna», sostuvo. A estos ingresos económicos se les suma que cada club se quedará con 1.000.000 de dólares por recaudación, el 25% cada uno, informó La Nación.

Pertenece a la empresa de distribución eléctrica ENEL, la cual denunció un ataque intencional. El personal fue evacuado y no se registraron heridos.

El edificio de la empresa de distribución eléctrica Enel, en el centro de Santiago de Chile, comenzó a arder cerca de las 22 de este viernes en una jornada marcada por intensos disturbios en distintas zonas de la ciudad que alteraron el orden público y colapsaron el tránsito peatonal y de vehículos.

«Un grupo de desconocidos atacó las dependencias del edificio corporativo, específicamente la escalera de emergencia», comunicó la compañía. Y agregó que «inmediatamente los trabajadores fueron evacuados y trasladados a un lugar seguro, sin lamentar personas heridas».

El edificio se encuentra ubicado cerca de Alameda, principal avenida de la ciudad, y está rodeado de edificios residenciales.

El Cuerpo de Bomberos informó que el fuego comenzó en la escalera de emergencias y las llamas pasaron a las oficinas, aunque descartaron la presencia de personas en el interior de las mismas. Tras dos horas de combatir con las llamas, el incendio fue controlado.

La Intendencia (Gobernación) de la Región Metropolitana, en la que se ubica la capital del país, informó que eran 40 los trabajadores que se encontraban en el edificio y fueron evacuados sin registrar ningún tipo de lesión.

El suceso se produjo en una jornada de intentos disturbios en varios puntos de Santiago, provocados por las protestas ciudadanas por la subida del precio del boleto del subte.

Se informó que el presidente Sebastián Piñera -quien asistía a la celebración del cumpleaños de uno de sus nietos- tuvo que volver a La Moneda y se espera un pronunciamiento oficial.

En el quinto día de protestas en varias estaciones de subte, con centenares de jóvenes colándose sin pagar, causando destrozos y enfrentándose a la Policía, los disturbios fueron en aumento hasta provocar el caos en varios puntos de la ciudad, entre los desórdenes y la masa de personas que quedó sin locomoción.

El ministro del Interior, Andrés Chadwick, tras una reunión de varias horas con el presidente de Chile, Sebastián Piñera, invocó a ley de seguridad del Estado, una legislación que regula los delitos contra la seguridad interior del país y que endurece las penas.

Ambos volvieron al Palacio de La Moneda, sede del Gobierno, para analizar la situación de desorden público que vive la ciudad en esta jornada.