Tag

Salud mental

Browsing

El evento se realizó en la ciudad de Buenos Aires y sirvió para trabajar en una estrategia de formación para los trabajadores de salud del Primer Nivel de Atención, que no están especializados en el abordaje de problemáticas de Salud Mental.

El Ministerio de Salud del Chubut, a través de la Dirección Provincial de Salud Mental Comunitaria, participó en la ciudad de Buenos Aires del “1° Encuentro Nacional de Coordinadores de Formación en la Estrategia mhGAP”, un evento que fue organizado por la Dirección Nacional de Salud Mental y Adicciones, dependiente de la Secretaría de Gobierno de Salud de la Nación, y la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

En representación de la cartera sanitaria chubutense que conduce Adrián Pizzi, asistió la directora provincial de Salud Mental Comunitaria, Cora Luguercho. A su vez, concurrieron representantes y referentes de áreas de Salud Mental de las distintas jurisdicciones del país.

Formación en el primer nivel de atención

La capacitación se enmarcó en la estrategia de formación de los trabajadores de salud del Primer Nivel de Atención que implementa la Dirección Nacional de Salud Mental y Adicciones, que tiene por objetivo brindar herramientas a los recursos humanos no especializados para el abordaje de problemáticas de salud mental.

Dicha estrategia se fundamenta en que estos equipos son esencialmente la primera escucha y la puerta de ingreso al sistema de salud para la comunidad, por lo que brindarles herramientas para el abordaje de padecimientos mentales se vuelve prioritario, más aún en un contexto caracterizado por la alta incidencia que estos padecimientos tienen en la salud pública en el mundo y en la región.

Enfoque

La Organización Mundial de la Salud (OMS) creó el “Programa de Acción para Superar las Brechas en Salud Mental” (mhGAP por sus siglas en inglés) con el objetivo de ampliar la atención para los padecimientos mentales, neurológicos y por consumo de sustancias.

El enfoque del mhGAP comprende intervenciones para la prevención y el tratamiento de los trastornos prioritarios, los cuales incluyen depresión, psicosis, lesiones autoinfligidas y suicidio, epilepsia, demencia, trastornos por el consumo de sustancias y un apartado especial para niños, niñas y adolescentes.

Se trata de la dependencia ubicada en Comodoro Rivadavia, donde sus empleados además denuncian que se viola la Ley Nacional de Salud Mental y hay persecución al personal que reclama por sus derechos.

Mientras el Gobernador Mariano Arcioni escoge Comodoro Rivadavia para jugar el fin de semana al rugby con sus amigos al estilo Mauricio Macri que juega con sus amigos al golf, Cholila Online te va a mostrar lo que pasa en la vida real, fuera de las gacetillas de prensa de Daniel Taito y del twitter y el instagram del primer mandatario.


Por Iván Marín para Cholila Online

“Además del ajuste, también hay una intención de desarmar el dispositivo porque estamos luchando, peleando, porque levantamos la voz, no nos hemos callado y porque hemos enfrentado una política de vaciamiento”, estas duras afirmaciones fueron esgrimidas a Cholila Online por Federico Marín, delegado gremial por ATE, y operador de apoyo y tallerista en el Centro de Día de Saludo Mental de Comodoro Rivadavia.

Según el entrevistado, las dificultades en el Centro de Día no son de ahora, sino que llevan un buen tiempo. Manifiesta que desde el 2016, cuando se inauguró, no contaba con una sede propia, por lo cual sufrió abruptas mudanzas, que ocasionaba inconvenientes para el tratamiento de sus usuarios. Esta situación derivó en que el personal comenzara acciones de reclamo, entre ellas las retenciones de servicios. Fue así que lograron obtener la actual sede de la dependencia, pero a partir de entonces cambió el trato de la coordinación para con sus trabajadores, destaca Marín.

“El centro de día es un dispositivo de rehabilitación psicosocial de los usuarios del servicio de salud mental”, explica, y describe que atiende a aproximadamente 27 personas. Aunque, remarca que “desde su creación en 2016 a la actualidad perdió más de 10 trabajadores, entre profesionales y operadores”. Agrega que el actual equipo está conformado por 8 personas, pero que solamente 2 son operadores cuando antes llegaron a tener 8. Resalta que “solamente 2 operadores de apoyo para el dispositivo es una locura, es imposible”.

“Una de las cuestiones que se hacen en este espacio es la rehabilitación psicosocial de los usuarios que concurren al Centro de Día. Entonces, por ejemplo, tenemos talleres de radios, de gimnasia recreativa, por citar algunos. Estos diferentes talleres tienen una lógica de recuperación y rehabilitación. No es para divertirse solamente. Entonces, el personal ese de las operadoras se ha formado en el centro de día, se ha capacitado a través de diferentes cursos y discrecionalmente llegó un cambio de coordinación a nuestro dispositivo y se le ocurrió que ese personal ya no hacía falta y les dieron el pase. En esto cuentan con la complicidad de la dirección del hospital (Miriam Monasterolo) y con la jefatura del departamento de salud mental (Gustavo Gonzáles) que han permitido estos pases, pero que más allá de los pases de los operadores y de los profesionales, es claramente un atentado contra nuestro dispositivo. Y por eso decimos que es el vaciamiento del Centro de Día de Salud Mental”, señala el delegado gremial.

Marín considera junto a sus compañeros de trabajo que “quieren cerrar el Centro de Día”. Pero, además, advierte, que esta orientación de los directivos de salud es en reprimenda a la organización de los trabajadores en defensa de sus derechos. De ahí “la constante amenaza del corrimiento del personal. Ves como que vienen insistiendo que van analizar y evaluar qué personal es el apto para el Centro de Día”. En sentido, denuncia en una nota escrita dirigida, entre otros, al ministro de salud Adrián Pizzi, que sufrieron la “sanción disciplinaria improcedente sobre una compañera operadora, incurriendo en el mal trato laboral, situación que ha sido denunciada ante la secretaría de Trabajo”, y que también se produjeron “corrimientos de funciones de los operadores talleristas, habilitando ingresos en condiciones de precariedad laboral”. En el escrito también se denuncia “intervenciones y abordajes que son claramente violatorios de la Ley Nacional de Salud Mental, exponiendo a las y los usuarios en una situación de mayor vulnerabilidad, por parte de la coordinación del dispositivo”.