Tag

PRO

Browsing

El precandidato a Diputado Nacional por Juntos por Chubut, Ignacio Torres, agradeció a la militancia, a los voluntarios y al equipo de trabajo junto a los cuales “llevamos adelante una campaña muy sólida, donde no hubo improvisaciones y contamos constantemente con el apoyo de la gente y nuestros referentes en el Gobierno Nacional”.

De esta manera, Torres oficializó su precandidatura, para la cual logró reunir una cantidad superior a los 1.100 avales de afiliados del PRO y la UCR de toda la provincia. En ese sentido, ratificó “la convicción de nuestros voluntarios y adherentes, lo cual permitió comenzar a trabajar desde hace más de dos meses, visitando a cada afiliado para pedir su apoyo”.

Felicitó, asimismo, “a todos los que nos acompañaron con su aval y a cada militante que recorrió los barrios de cada ciudad de Chubut para que esto sea posible. Venimos trabajando desde hace tiempo y hoy, la realidad nos encuentra en el punto de partida de un desafío no sólo para nosotros, sino para todos los chubutenses que aspiramos a mejorar nuestra calidad de vida”.

FM del Lago

El ala justicialista del partido de Mauricio Macri le dio la «bienvenida oficial» en una reconocida parrilla porteña

El senador Miguel Ángel Pichetto estaba reunido este mediodía con el ala peronista del PRO, donde se juntó a almorzar en una reconocida parrilla de la Ciudad de Buenos Aires tras el anuncio de su candidatura vicepresidencial como compañero de fórmula de Mauricio Macri.

Según anticipó Infobae, el legislador de Río Negro comparte una comida junto a otros dirigentes peronistas del oficialismo. En la lista de asistentes figuran el ministro del Interior de la Nación Rogelio Frigerio, de Educación, Alejandro Finocchiaro, el presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Emilio Monzó y los secretarios de Ambiente, Sergio Bergman y del Interior, Sebastián García de Luca.

Además dieron el presente el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, los ministros bonaerenses Cristian Ritondo (Seguridad), Federico Salvai (Jefatura de Gabinete), Gustavo Ferrari (Justicia), Santiago López Mendrano (Desarrollo Social) y Joaquín de la Torre (Gobierno), el secretario del Interior de la Nación,  el ministro de Gobierno porteño, Bruno Screnci y los diputados nacionales Daniel Lipovetsky, Eduardo Amadeo, Silvia Lospenatto y Álvaro González.

El cuadro se completó con el intendente de Quilmes, Martiniano Molina, la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat porteño, Guadalupe Tagliaferri, el vicepresidente del Banco Ciudad, Fernando Elías, el subsecretario de Articulación y Fortalecimiento de la Ciudad, Roberto Quatromanno, el legislador Agustín Forchieri y el subsecretario de Fortalecimiento Familiar y Comunitario porteño, Maximiliano Corach, hijo del histórico dirigente menemista.

En el marco del convite, al senador Pichetto le ofrecieron un vino con identidad «peronista», a tono con el color del encuentro. La botella pertenece a la bodega del empresario justicialista Carlos Spadone.

El almuerzo peronista fue ideado horas después del anuncio oficial del martes por el sector peronista del PRO, que recibió el desembarco del senador con alegría. El encuentro se trata de la «bienvenida formal al compañero Miguel Angel Pichetto» al espacio oficialista, precisaron fuentes vinculadas con esa ala del Gobierno nacional.

El senador rionegrino renunció a la presidencia del bloque Justicialista de la Cámara alta para compartir la fórmula presidencial de «Juntos por el Cambio», acompañando a Macri.

La llegada de Pichetto al equipo presidencial generó expectativa al interior del oficialismo. Hasta hace algunos meses, Emilio Monzó tenía un pie afuera del gobierno. Primero planeó reemplazar a Ramón Puerta en la embajada de Madrid, y después pensó en montar una consultora junto al diputado Nicolás Massot. Sin embargo, con este cambio de timón, Monzó está redefiniendo sus planes.

Según revelaron fuentes a Infobae, Nicolás Caputo, el más íntimo de los amigos del Presidente y miembro fundador del PRO, y Carlos Grosso, veterano dirigente del PJ, ex intendente de la ciudad de Buenos Aires e inoxidable consejero presidencial, fueron dos de los principales artífices de la incorporación de Pichetto a las filas macristas.

 

 

infobae

Tras el escrutinio definitivo se confirmó que Chubut al Frente ocupará la bancada mayoritaria, mientras que el Frente Patriótico ingresará 8 diputados y tres serán por la alianza del PRO y la UCR.

A diferencia de la gestión anterior, en la que Mario Das Neves debió asumir con una legislatura en la que predominaba la oposición y el actual gobernador heredó ese esquema legislativo tras la muerte del exgobernador, la próxima gestión de Mariano Arcioni se iniciará con una bancada mayoritaria en manos del oficialismo.

De acuerdo al escrutinio definitivo, la alianza Chubut al Frente ganó en la categoría Diputados Provinciales al cosechar 115.672 votos (36.02%) y de esta manera se hace automáticamente de 16 de las 27 bancas de la Legislatura Provincial.

Según indica la Constitución de la Provincia del Chubut en su artículo 124, el Poder Legislativo es ejercido por “una Cámara de Diputados integrado por veintisiete miembros, elegidos directamente por el pueblo de la Provincia en distrito único” y en cuanto a su composición indica que “al partido más votado le corresponde dieciséis bancas y las once restantes se distribuyen a su vez entre los demás partidos por el sistema proporcional, respetándose el orden en que están colocados los candidatos en las respectivas listas oficializadas”.

De acuerdo a los datos oficiales suministrados por el Tribunal Electoral Municipal, la Legislatura del Chubut para el periodo 2019-2023 tendrá como integrantes del bloque de Chubut al Frente a los diputados provinciales electos Juan Horacio País, Rossana Artero, José Giménez, Leila Lloyd Jones, Carlos Gómez, Claudia Williams, Miguel Antín, Graciela Cigudosa, Tirso Ángel Chiquichano, Zulema Anden, Pablo Nouveau, María Cativa, Roddy Ingram, Gabriela De Lucía, Emiliano Mongilardi y Xenia Gabella.

El bloque del Frente Chubut Patriótico estará integrado por Carlos Mantegna, Belén Baskovc, Rafael Williams, Adriana Casanovas, Carlos Eliceche, Mónica Saso, Mario Mansilla y Tatiana Goic.

La representación parlamentaria de la alianza Cambiemos Chubut seguirá siendo de tres diputados, y en esta oportunidad quienes asumirán por el periodo son Manuel Pagliaroni, María Andrea Aguilera y Sebastián López.

Los socios principales de Juntos para el Cambio tironean por ese puesto clave, que está en la línea de sucesión presidencial, en el Poder Legislativo

Cuarto intermedio y otra vez chispazos entre el PRO y la UCR. Las cúpulas de ambos partidos se juntaron esta mañana en Olivos tras la confirmación de la fórmula Mauricio Macri-Miguel Ángel Pichetto y todavía siguen las negociaciones por las listas, con un pico de tensión en la presidencia de la Cámara de Diputados, el nuevo punto de quiebre entre macristas y radicales tras el anuncio de la fórmula Juntos para el Cambio.

A media mañana, Marcos Peña, Horacio Rodríguez Larreta, María Eugenia Vidal, Rogelio Frigerio y Humberto Schiavioni recibieron en Olivos a Ernesto Sanz, Gerardo Morales, Alfredo Cornejo, Emiliano Yacobitti y María Alejandra Lordén en una reunión que contó con la presencia de Macri, un rato antes de que se sacara la primera foto oficial con Pichetto.

Según confiaron a Infobae fuentes del PRO y de la UCR al tanto de ese encuentro, que terminó pasado el mediodía sin conferencia de prensa -estaba prevista en la sala de periodistas de la quinta que da a la calle Villate-, no hubo acuerdo en torno a la presidencia de la Cámara baja que el nuevo frente «Juntos por el cambio» buscará retener si Macri es reelecto, y que hoy ocupa Emilio Monzó.

El gobernador de Mendoza Cornejo quiere ese lugar, a cualquier costo. Así lo manifestó en el encuentro de esta mañana, más allá de que desde su entorno aseguraron que fue una reunión cordial, el mismo argumento que utilizaron desde la Casa Rosada. «Hubo muy buen clima», dijeron desde el Gobierno. «Se acordó el nombre del frente y arrancan las negociaciones finales por las listas con foco en ciudad de Buenos Aires y en provincia de Buenos Aires. El resto del país está avanzado», agregaron.

Según supo este medio, Vidal pidió el sillón que pretende Cornejo para su ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, que encabezaría la lista de diputados nacionales de la provincia de Buenos Aires, una candidatura que se acordó en medio del verano cuando el vínculo entre Monzó y la Casa Rosada atravesaba serias turbulencias. Macri querría guardarle ese puesto a Ritondo. Así se lo habría prometido a la gobernadora.

Varios de los dirigentes que estuvieron en Olivos confiaron en que Cornejo se fue ofuscado. Las negociaciones continuarán esta tarde, mientras se firma el frente electoral que llevará a Macri como candidato a presidente, y seguirán en los próximos días, hasta el sábado 22, fecha del cierre de listas.

En paralelo, la cúpula de la Coalición Cívica también mantuvo reuniones en Olivos. Maximiliano Ferraro, Maricel Etchecoin y Paula Oliveto fueron de la partida. El vínculo entre la CC y el PRO está mucho más aceitado que el del Gobierno con los radicales.

Incluso los tres dirigentes que responden a Elisa Carrió -de gira por Santa Fe- se fotografiaron junto a Macri, Pichetto, Schiavoni y Fernando de Andreis, secretario General de la Presidencia, en los jardines de la quinta. Allí se cruzaron con los radicales, antes de que abandonaran el lugar, en un cuarto intermedio en las negociaciones.

 

 

infobae

El ex diputado de la UCR se refirió al acuerdo con el PRO y al resultado electoral. Instó a que los radicales vuelvan a tener debate y plataformas propias, más allá de la alianza con el partido del presidente de la Nación.

Risso aseguró que la confusión comenzó hace dos años, con las elecciones legislativas. “Se hizo una buena elección hace dos años y pensaron que era merito de ellos, sobre todo a los más jóvenes” dijo. El radical asegura que en esa elección muchos se confundieron con el resultado electoral y “buscaron reemplazar al radicalismo por el PRO”.

“Vinieron desde Buenos Aires hablando de megamineria. No puedo olvidarme de (José) Aranguren diciendo que la Ley 5001 se podía derogar” recordó y recriminó que “le permitieron a Arcioni que se pudiera despegar de la corrupción dasnevista”.

Consultado sobre si el radicalismo debería seguir en la alianza Cambiemos, Risso evitó la pregunta pero aseguró: “A Macri no lo vuelvo a votar”.

El radicalismo en las elecciones

“Fuimos a elecciones sin plataforma electoral, el partido no debatió” y esto se notó al momento de votar, dijo el ex diputado. También señaló que el peronismo subestimó a la propuesta de Arcioni. Al mismo tiempo, instó a seguir “peleando” en las generales.

Señaló que “tenemos la oportunidad de conducir la municipalidad de Comodoro Rivadavia” y se sumó a los candidatos de esta fuerza a competir por la intendencia.

Silencio cómplice

“El radicalismo no puede seguir callado la boca” expresó. “Basta de silencio cómplice”, sostuvo Risso. “La provincia está fundida. En la emisión de bonos somos la quinta. No se está hablado de la reparación histórica para Chubut y para Comodoro. Puede ser con beneficios impositivos u obras”.

Finalmente, aseguró que tal vez las caracteristicas del candidato fueron perjudiciales con el resultado electoral. “Tiene un más técnicos. Para hacer tortillas hay que romper los huevos”.

 

 

argentarnoticias

El ex senador y dirigente radical, habló del resultado electoral del domingo. Sostuvo que no sólo que hay que despegarse del partido del gobierno nacional porque la gente está enojada, sino porque también hoy está en las antípodas de la UCR. Calificó al secretario de Energía de la Nación, Gustavo Lopetegui, como “un loco” y tildó de “impresentable” a Marcelo Cano, funcionario del Ministerio de Interior.

Mario Cimadevilla siempre fue y será un dirigente controvertido, dentro y fuera de espectro partidario -la Unión Cívica Radical-, con declaraciones muchas veces ácidas y contundentes.

La frustración electoral que sufrió el domingo Cambiemos, la alianza entre el radicalismo y el PRO, en las PASO del último domingo dejó heridas que deberán curarse, indefectiblemente en un proceso rápido, de cara a las elecciones generales de junio. Y por supuesto fue el motivo de la charla con Radio 3 este jueves en “De Cara a la Actualidad”.

“Es el debate que está instalado en el seno radicalismo, no sólo en Chubut, sino en todo el país. El organismo partidario que debe decidir si vamos a seguir o no dentro de Cambiemos es la Convención Nacional. Están tratando de ponerle una fecha para los últimos días de abril o los primeros de mayo para que decida si vamos a permanecer o no dentro de la alianza Cambiemos”, anunció Cimadevilla en el inicio del diálogo.

“Seguramente será un debate interesante, en el que se analizarán los resultados, pero sobre todo las consecuencias que esta alianza ha tenido no sólo para el país, sino para el radicalismo”, aseveró.

Respecto de la cantidad de Convencionales que representarán a la provincia explicó “que todas las provincias tienen el mismo número que legisladores nacional. En el caso de Chubut serán ocho (cinco diputados nacionales y tres senadores). Entre ellos están Graciela Albertella, Florencia Rossi y José Gaspar”.

“El radicalismo de Chubut no es una isla respecto de lo que está discutiendo el partido en el resto el país, con el agravante en nuestra provincia, donde el aporte a esta alianza es exclusivamente de la Unión Civica Radical”, afirmó.

“El PRO es un partido que en Chubut no gravita ni cuantitativa ni cualitativamente”, disparó Cimadevilla en su primera alusión polémica.

“Incluso si hacemos memoria, sus dirigentes estuvieron aliados con quienes eran nuestros adversarios políticos, Das Neves concretamente. Algunos de ellos decían que había sido el mejor gobernador de todos los tiempos, que había que darle una medalla de oro por su gestión”, recordó.

“Mientras tanto, el radicalismo desde sus bancas y sus estructuras partidarias teníamos una gran lucha política con ese régimen”, señaló quien fue funcionario del actual gobierno, pero que ahora aparece en la vereda opuesta.

“Un escenario con falta de aciertos”

Cimadevilla analizó el resultado electoral del domingo y comentó que “antes del proceso electoral tuve la posibilidad de dar esta discusión con las autoridades de mi partido. Yo di mi opinión, que obviamente no fue la mayoritaria”.

“Opiné que debíamos analizar más en profundidad la conveniencia o no de la alianza con el PRO. Que estábamos en un escenario en que la falta de acierto de las medidas económicas del gobierno nacional iban a ser un tema de debate en la campaña”, fundamentó.

“Que más allá de las cuestiones y las diferencias con el gobierno provincial, seguramente iba a estar presente en la voluntad del votante lo que pasa hoy en los supermercados”, recalcó.

“No primó el criterio que nosotros esbozábamos, fueron corriendo a hacer la alianza con el PRO, que incluso en algunos lugares fue cuestionada judicialmente”, lamentó Cimadevilla.

“No sólo que hay que despegarse porque la gente está enojada con las decisiones del gobierno, sino porque sobre todo están en las antípodas de la Unión Cívica Radical”, insistió el dirigente.

“¿Qué tenemos que ver nosotros con un tema que aflige a todo el mundo como el tarifario? Se hace cada vez más difícil pagar una boleta de luz o de gas, todo por la aplicación de una política energética que no tiene absolutamente nada que ver con lo que el radicalismo siempre ha propiciado, desde Yrigoyen hasta acá”, cuestionó.

“No sé de dónde sacan las autoridades del gobierno nacional que el millón de BTU cuesta 7 dólares, si en Chubut lo pagan 1,60”, reprochó.

“Usted cree que la gente no advierte cuando un loco, porque de esta manera hay que tratarlo a (Gustavo) Lopetegui (secretario de Energía de la Nación), dice que si la gente no puede pagar que se quede sin luz cuando las cooperativas plantean dificultades en el pago al proveedor por el alto nivel de morosidad de los usuarios. Cuando un funcionario toma una decisión debe pensar en las consecuencias que va a tener para la población”, embistió Cimadevilla.

“Menna no es el único responsable”

“Hay que trabajar, por supuesto. Si bien Gustavo Menna ha hecho declaraciones en las que ha dicho que el responsable es él, acá hay un todo conjunto que también es responsable”, consideró Cimadevilla.

“Hay dirigentes de Buenos Aires que vienen a Chubut, que no tienen ni idea de lo que pasa en la provincia, que bajan línea de lo que hay que hacer y no hay que hacer”, reprobó.

“Hay un tal (Marcelo) Cano (funcionario del Ministerio de Interior) que es impresentable, no tiene ni idea de cómo es la gente ni cuáles son sus problemas”, descalificó.

“Hay que convocar a todos los sectores del partido, se ha hecho una elección pensando más en una interna que en una elección general. Son equivocaciones que pagamos el conjunto, no sólo un sector. Entonces el conjunto debe armar, de acá hasta junio, una estrategia electoral que nos permita volver a ser competitivos”, reflexionó.

Se le hizo alusión a declaraciones del ex gobernador José Luis Lizurume, que había opinado que separarse de Cambiemos sería como cambiar de caballo a mitad del río.

“El radicalismo ha sido ajeno a las decisiones que se han ha tomado el gobierno”, replicó Cimadevilla.

“Yo estuve en la Convención de Gualeguaychú (marzo de 2015), fui uno de los voceros de formar la alianza Cambiemos. Pero esa vez se analizó la urgencia y la necesidad de cambiar el signo político en la Argentina para lograr, entre otras cosas, un equilibrio entre los poderes. No se olviden que en 2011 Cristina Fernández de Kichner había ganado con el 54 % de los votos y segundo había sido Hermes Binner con un 17 %. El sistema de contrapeso no existía”, reconoció.

“Esta fue la urgencia que hubo que resolver, y fue exitosa, el radicalismo hizo otro aporte para la república, porque logramos cambiar el signo político y que hubiera más equilibrio en el Parlamento”, destacó.

“Pero esta posición iba acompañada con la esperanza y el convencimiento de que las decisiones de gobierno iban a ser compartidas en esta alianza, y luego esto no fue así. A partir de ahí el gobierno del PRO empezó a tomar decisiones en el gobierno que no fueron consultadas, y yo no tengo porque hacerme cargo”, recriminó Cimadevilla.

“Fijesé hasta donde el gobierno se viene equivocando. Asumió para tres cosas: parar la inflación, terminar con la pobreza y unir a los argentinos. Y no hemos tenido suerte en ninguna de las tres”, evaluó.

“Han hecho del odio al adversario un proyecto, una ideología. Las decisiones políticas no pueden estar en manos de una moral, y hablo de Durán Barba”, se quejó Cimadevilla.

“No se puede hacer política apartándose de valores éticos ni morales, y Durán Barba hace de las decisiones una cuestión marketinera que sigue agrandando la grieta”, interpeló.

“Poco favor le hace al gobierno de Macri. Las principales descalificaciones al Presidente las ha hecho el propio Durán Barba, cuando dice que es muy fácil trabajar con él porque no tiene pensamiento propio. Entonces quien está pensando las decisiones que se toma. O cuando Durán Barba señala que trabajar políticamente en la Argentina es muy fácil porque son muy los ciudadanos son tontos y se los puede engañar muy fácilmente en los procesos electorales”, censuró Cimadevilla.

“Entonces tengo que pensar que cuando me hacen una propuesta me están engañando. Y lamentablemente el Presidente le hace caso a este hombre, ha llevado a este gobierno a tomar decisiones que son verdaderas provocaciones”, aseveró.

“Cuando el jefe de Gabinete dice que estamos bien, que vamos por el buen camino, y se lo está diciendo a gente que tiene dificultades para pagar servicios, a la que el salario le alcanza cada vez menos, es una provocación”, enfatizó.

“Estas cuestiones deben ser revertidas, no sé si seguiremos o no en Cambiemos, cual será en definitiva la decisión del partido. Pero sea la que sea, lo que debe primar no es la discusión de candidaturas, sino la discusión de proyectos y programas que seguramente para salir de la crisis deberán tener el acompañamiento de todo el arco político, y dejar de lado esta maldita grieta en la que estamos metidos”, sentenció Cimadevilla.

 

Radio3

El candidato a gobernador de Cambiemos delcaró y sostuvo que en las PASO de 2017 «habíamos quedado en tercer lugar y luego, en las generales, recibimos más apoyo».

En este marco además indicó: “Esta elección se convocó de manera anticipada con el argumento de discutir temas provinciales, por lo que vamos a dar debate sobre la situación de Chubut, que está lejos de ser buena”.

Por ello, continuó, “seguimos sosteniendo que hay una provincia en una situación compleja desde todo punto de vista: financiero, desde el endeudamiento, desde la incapacidad para hacer obra pública propia, para prestar servicios públicos de calidad, ni hablar de las cuestiones de integridad y corrupción”.

 

El Chubut

Lorenzo Strukelj, presidente del PRO Escalante, realizó un análisis de las elecciones PASO en Chubut e hizo un fuerte cuestionamiento a la Unión Cívica Radical. En un audio que difundió a través de WhatsApp para los suyos, donde le respondía al radical Gastón Acevedo sobre su análisis, apuntó duramente contra Gustavo Menna al tildarlo de “tibio” y de ser ambivalente en su ideología “movido por tentaciones populistas”.

La postura de Strukelj desafía al principal socio de Cambiemos en Chubut y resquebraja más la interna que existe entre las dos fuerzas. En el armado de la lista, el PRO quería 50/50 en diputados provinciales y una fórmula a la Gobernación con un representante del partido fundado por Mauricio Macri -que en la provincia tiene poco peso-.

“No se trata de una bola que los arrastra sino que se pretendió jugar a dos puntas y eso siempre sale mal. El cómodo tercer puesto es consecuencia de un proyecto partidista restrictivo, cerrado al espacio que pertenece”, criticó el presidente del PRO Escalante .

“Se insistió en una fórmula ‘UCR pura’, desconociendo a los aliados de Cambiemos. Y hubo una actitud ambivalente debida a la inoportuna pulseada que el radicalismo comenzó dentro del marco de la alianza y movido por tentaciones populistas”, dijo.

“Menna jugó a dos puntas: por un lado, quiere despegarse del proyecto de Macri; y por el otro, encabeza una lista que supuestamente representa a ese proyecto. El electorado percibió eso. Es difícil darle el voto a alguien que no se sabe bien qué es o qué representa”, expresó.

Strukelj pidió una autocrítica que no señale como factores de la mala elección realizada a las políticas del macrismo. Acevedo había considerado que Cambiemos tenía que ajustar la forma en la que transmitían la propuesta. Sin embargo, el referente de PRO consideró “ojalá haya espacio para cambiar la estrategia para revertir este gris resultado de las PASO”.

 

 

El Comodorense

El dirigente se manifestó crítico con el gobierno de Cambiemos que encabeza Mauricio Macri y dijo que la Convención deberá definir si sigue dentro de la coalición con el PRO o arma otro frente

Mario Cimadevilla aseguró que más allá de los resultados electoras obtenidos por Cambiemos en las elecciones del año 2015 y 2017, “en la práctica funcionó y funciona como un gobierno del PRO; las decisiones que se han tomado no son consultadas con sus aliados” y en ese marco aseguró que “algunas de las decisiones que se toman están en las antípodas del pensamiento radical”.

En diálogo con FM Tiempo y al ser consultado si había sectores de la Unión Cívica Radical que no venían con buenos ojos la continuidad de la alianza que llevó a Mauricio Macri a la Presidencia de la Nación, dijo “no diríamos nada nuevo si decimos que sí. Ustedes habrán advertido que existe en el seno del radicalismo un enojo muy grande respecto a la manera que ha funcionado Cambiemos. Desde el punto de vista electoral fue exitoso, pero que luego no ha funcionado  como una coalición de gobierno”.

“El círculo donde se toman las decisiones de gobierno es cada vez más cerrado, más chico, y más obstinados de mantener cuestiones que han fracasado y es un debate que está pendiente en la Unión Cívica Radical y que a la fecha de realización de la Convención Nacional, que es el organismo partidario que va a analizar esto, y en definitiva va a definir si el radicalismo continúa o no dentro de la alianza Cambiemos”.

Visión crítica

En cuanto a su opinión del gobierno, dijo que tener una “visión muy crítica de lo que está pasando con el gobierno nacional”, aunque reconoció que fue partícipe de la Convención Nacional realizada en Gualguaychú, cuando se conformó la alianza electoral Cambiemos entre la UCR y el PRO.

“Fui uno de los oradores en la Convención y tomamos una decisión de la que no me arrepiento. En aquel momento lo que se evaluó era la necesidad o  conveniencia de que cambie el signo político del país. En la última elección presidencial Cristina Fernández de Kirchner había obtenido más del 50% de los votos, y el rival más próximo estaba a más de 30 puntos; prácticamente el equilibrio de poderes en el parlamento no existía, más allá de las diferencias que sabíamos existían con nuestros aliados, se privilegiaron las urgencias”.

En ese contexto explicó que “se privilegiaron las urgencias, la necesidad de este cambio de signo político, de recuperar el equilibrio de nuevo en el país, pero en el entendimiento que a partir de allí el radicalismo de alguna manera iba a tener algún tipo de participación en las decisiones políticas de estado, pero esto no se dio, en la práctica funcionó y funciona como un gobierno del PRO. Las decisiones que se han tomado no son consultadas con sus aliados y  algunas de las decisiones que se toman están en las antípodas del pensamiento radical”.

 

Jornada

El ex senador hizo una declaración explosiva sobre el futuro de la alianza entre la UCR y el PRO.

El ex senador nacional y ex titular de la Unidad de Investigación AMIA, Mario Cimadevilla, afirmó que Cambiemos no está en su mejor momento. Es más: puso en duda la continuidad de la alianza para las elecciones de octubre. Declaraciones que vienen de uno de los hombres fuertes del radicalismo en Chubut y también de ese partido a nivel nacional.

“Creo que la alianza Cambiemos no está pasando por un buen momento, hay un sector muy grande del radicalismo que viene expresando ya hace un tiempo sus diferencias con algunas cuestiones que se manejan desde la Casa Rosada”, apuntó Cimadevilla en diálogo con El Comodorense Radio por FM La Petrolera 89.3 MHz.

“El radicalismo está esperando el desarrollo de su convención, que seguramente será el mes de mayo, donde se fijará una posición de estos temas. Especialmente, la permanencia o no en la alianza Cambiemos para las elecciones que se vienen”, remarcó Cimadevilla en el contacto con la radio.

“No sé si va a haber Cambiemos en octubre. Eso es un tema que la Convención Nacional todavía no ha resuelto”, planteó el ex senador y dirigente de la UCR.

En este panorama nacional, Cimadevilla opinó sobre Martín Losteau. “Si Martín quisiera ser candidato, yo lo acompañaría. Garantiza trabajar en forma más seria los problemas que tenemos. Pero el radicalismo va a tener que tomar una decisión”.

 

ElComodorense