Tag

Osvaldo Heiber

Browsing

Ante el enojo del ministro de Gobierno Federico Massoni y la Jefatura de Policía por la actuación del fiscal Osvaldo Heiber en el caso de los daños a Casa de Gobierno, el procurador general Jorge Miquelarena consideró que en esta etapa del proceso es “apresurado” pedir una medida al Consejo de la Magistratura.

Explicó que la audiencia a los 13 integrantes de las cooperativas de trabajo detenidos durante la refriega con la Policía, “no era un tema sencillo de abordar por la cantidad de detenidos y la cantidad de hechos que había para describir. El fiscal pidió una prisión preventiva por entender que podría haber peligro de entorpecimiento pero a criterio de la magistrada, no estaría suficientemente fundado y por eso no la otorgó”.

Ante el anuncio del ministro Massoni de pedir el juicio político al fiscal de Rawson, consideró que “sin perjuicio de que no puedo dar demasiadas opiniones porque eventualmente y a futuro puedo llegar a tener que intervenir oficialmente en el tema, quizá es un tanto apresurado algún tipo de pedido al Consejo, toda vez que el caso recién comienza, es una audiencia de control de detención y de apertura de investigación a 24 horas del hecho. Parece medio prematuro alguna medida a esta altura, hay que dejar que corra un poco la investigación para ver por qué carriles toma”.

Miquelarena reconoció que en otra oportunidad “envié al Consejo algún fallo judicial donde concretamente se hablaba de deficiencias de parte del fiscal y lo envié al organismo encargado de hacer los sumarios. Pero hay casos y casos, no tiene que ver lo que hay en el Consejo con esto”, aclaró.

Con el Código vigente en Chubut, “la mayor carga en el proceso penal está en la espalda de los fiscales, que son quienes deben recabar las evidencias, llevar el caso a juicio y defenderlo, y hacer toda la investigación”.

“Es evidente que la sociedad hoy tiene mucho más visualizada la tarea del fiscal que la de otros funcionarios. No sucedía lo mismo en el pasado cuando el fiscal muchas veces era fedatario y la sociedad no sabía quién eran. Hoy en día todo el mundo sabe quiénes son en cada lugar. Esto hizo que el control ciudadano, y en buena hora que es así, tenga muy bajo la lupa la actuación de los fiscales”.

Hace varias semanas se difunde la convocatoria de la Procuración de postulantes a cubrir el cargo de fiscales en distintas ciudades, pero sin los resultados esperados.

Miquelarena considera que la exposición y protagonismo de la tarea del fiscal pueden ser parte de los reparos de los profesionales al momento de querer presentarse.

“Es una de las razones por las cuales a la hora de llamar a concurso no tenemos mucha convocatoria. Son pocos los profesionales que se presentan para cubrir el cargo”.

Aclaró que “la Constitución dice que el Ministerio Público Fiscal dirige a la Policía Judicial. Quien hace la investigación de calle es Policía y quien aporta las evidencias al fiscal que es quien dirige. Es fundamental el trabajo de la Policía de investigaciones porque si hace un buen trabajo, el fiscal va a tener un caso sólido y el juez podrá dictar una sentencia”.

 

 

Jornada

El juez de garantías Marcelo Nieto De Biase rechazó el pedido del fiscal general Osvaldo Heiber para que se amplíe la imputación que pesa contra Cristian Eguillor, el ex titular de Seros y gerente del Girsu que se encuentra involucrado en la causa “Embrujo” por “negociaciones incompatibles con la función pública en carácter de autor”.

Eguillor se encuentra involucrado en cinco hechos. En una de ellos a criterio de Heiber, se hacía necesario ampliar la imputación. Se trata de la relación personal y profesional que Eguillor mantenía con Daniela Souza en carácter ésta de gerente de la empresa Dual Cuore en momentos en que Eguillor era, además de titular de la obras social SEROS, gerente del consorcio GIRSU de tratamiento de los residuos urbanos.

Se cuestiona el contrato que el GIRSU realizó con la empresa Dual Cuore por una obra que costó casi 190.000 pesos y por la que se pagaron dos cheques iguales, el primero de ellos además en carácter de adelanto de obra. La relación profesional entre Eguillor (gerente del GIRSU) y Souza (socia gerente de Dual Cuore) consistió en que Eguillor también era contador de Dual Cuore.

En cuanto a la relación personal, los fiscales sospechan de la relación estrecha entre ambos, habida cuenta que Eguillor fue garante de un departamento que Souza alquiló en Playa Unión. La contratación que hizo el GIRSU para que la empresa Dual Cuore le realice la obra, es el primero de los hechos que se investiga y sobre éste Heiber pidió la ampliación. Los otros cuatro hechos investigados  –vinculados a Eguillor pero en carácter de titular de la obra social SEROS en contrataciones realizadas también a Dual Cuore- permanecieron inalterables para las pretensiones del Ministerio Público Fiscal.

El defensor de Eguillor, el abogado Federico Ruffa, no se opuso a la ampliación de la imputación, al considerar que no había nada nuevo al respecto. El juez Nieto De Biase -ya había resuelto un cuarto intermedio para que Heiber ordene su acusación- consideró que en la audiencia realizada este jueves, no había elementos nuevos que amplíen la acusación contra Eguillor. De esta manera rechazó la pretensión del representante del Ministerio Público Fiscal.