Tag

OMS

Browsing

Italia aplica desde este lunes nuevas medidas para «salvar la Navidad» frente a la segunda ola de coronavirus que recorre a Europa, donde más países estudian posibles toques de queda para evitar nuevos confinamientos generales, mientras la enfermedad sigue recrudeciendo y batiendo récords en Estados Unidos.

En las últimas 24 horas el mundo reportó más de 383.200 nuevos enfermos de Covid-19, según la División de Protección Social y Salud del Banco Interamericano de Desarrollo, con datos del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (CDC).

Del total, más de 187.200 corresponden a Europa, mientras 44.400 son de Latinoamérica y el Caribe.

Además, se registraron 4.080 decesos, de los cuales 1.293 pertenecen a Europa y 1.391 se detectaron en América.

El país más afectado por la pandemia, Estados Unidos, contabilizó hoy un descenso en sus cifras diarias, con menos de 60.000 contagios y 331 defunciones, que elevaron los totales a 8,67 millones y 225.500, respectivamente.

En una impactante admisión a días de las elecciones generales que hizo tambalear a los mercados, el Gobierno del presidente Donald Trump dijo que «no va a controlar la pandemia» de coronavirus, con el país sumido en un tercer pico de contagios que bate récords y no para de agravarse, según CNN.

Así lo informó la Organización Mundial de la Salud (OMS), en tanto se resaltó que la mitad de los nuevos positivos tuvieron lugar en el continente europeo.

A 7 meses y 14 días de ser declarada oficialmente una pandemia, la Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció hoy que se registró un nuevo récord mundial de contagios diarios, por tercer día consecutivo, con 465.319 nuevos positivos.

Según las estadísticas mundiales de la OMS, 465.319 casos fueron confirmados el sábado, frente a los 449.720 el viernes y 437.247 el jueves.

De acuerdo con las cifras de la organización internacional, en el mundo ya hay más de 42,6 millones de casos confirmados de Covid-19 y cerca de 1,15 millones de fallecidos, incluidos un total de 6.570 el sábado último.

Casi la mitad de los nuevos casos del sábado se registraron en el continente europeo alcanzando un nuevo récord de 221.898 en un día. Casi nueve millones de casos se documentaron en la región desde el comienzo de la pandemia.

El hemisferio norte se encuentra en un «momento crítico» de la pandemia de Covid-19, advirtió el viernes el jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, diciendo que demasiados países están registrando un aumento exponencial de casos.

«Demasiados países atraviesan un aumento exponencial de casos de Covid-19 y esto conduce ahora a que los hospitales y las unidades de cuidados intensivos estén cerca o por encima de su capacidad y solo estamos en octubre», añadió Tedros.

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, alertó este viernes que la pandemia de la Covid-19 se encuentra en un momento crítico, especialmente en el hemisferio norte debido al rebrote experimentado en zonas de Europa, por lo que los próximos meses “van a ser muy duros”.

De acuerdo con el titular de la OMS, “la tendencia en muchos países está siendo peligrosa, con hospitales y unidades de cuidados intensivos llegando ya a sus límites de capacidad o sobrepasándolos y eso que solo estamos en octubre”.

Ante la cercanía de los meses de invierno en la mayoría de los países, la OMS instó a los líderes políticos a tomar “acciones inmediatas para evitar muertes innecesarias; para que no haya que limitar los movimientos y las escuelas puedan seguir abiertas».

Asimismo, Tedros Adhanom Ghebreyesus advirtió que como se dijo en febrero, «esto no es un simulacro». A la vez que recomendó tener en cuenta los datos de la pandemia en sus países a la hora de tomar decisiones, así como aumentar el acceso a información confiable sobre la Covid-19 en todos los países, idiomas y dispositivos.

En tanto, llamó a que en aquellas naciones donde se registran números de hospitalizaciones y casos graves altos, sus sistemas sanitarios «deben empezar a hacer los ajustes necesarios». Mientras, advirtió que incluso los gobiernos que ya lograron controlar el virus «deben redoblar sus esfuerzos».

Adhanom aseguró que si se sigue una buena política de aislamiento de casos «los confinamientos obligatorios pueden ser evitados», y reiteró que «nunca es tarde para que las autoridades puedan darle la vuelta a la situación».

El medicamento antiviral remdesivir tiene «poco o ningún efecto en la mortalidad de los pacientes hospitalizados» con covid-19. Así lo informó este jueves la Organización Mundial de la Salud (OMS). Y añadió que tampoco parece ayudar a los pacientes a recuperarse más rápido.

La OMS señaló que se trata de «evidencia concluyente» sobre el remdesivir, y los hallazgos son decepcionantes.

Hasta ahora, el remdesivir era el único medicamento que parecía tener efectos específicos para el coronavirus. Además, era la única medicina con una autorización de uso de emergencia específicamente para covid-19 de la Administración de Medicinas y Alimentos de EE.UU. (FDA, por sus siglas en inglés).

Los resultados del estudio de la OMS no se han publicado en una revista médica revisada por pares. Pero la agencia los envió a un servidor de preimpresión.El estudio de la OMS evaluó el remdesivir y otros tres medicamentos: hidroxicloroquina, lopinavir/ritonavir e interferón. Ninguno de ellos ayudó a los pacientes a vivir por más tiempo o a reducir su estadía en el hospital.

El ensayo pudo generar evidencia concluyente sobre el impacto de los medicamentos en la mortalidad, la necesidad de respiración artificial y la duración de la estancia hospitalaria, según la oficina de prensa de la OMS.

«Para cada fármaco del estudio, el efecto sobre la mortalidad fue decepcionantemente poco prometedor», indicó la declaración de la OMS.

Antes del estudio de la OMS, una gran investigación controlada de remdesivir en EE.UU. encontró que el medicamento reduce el tiempo de recuperación en aproximadamente un tercio en adultos hospitalizados gravemente enfermos con covid-19, pero hace poco para ayudar a aquellos con casos más leves.

El fabricante de remdesivir, Gilead, no respondió de inmediato a la solicitud de CNN para comentar sobre el estudio de la OMS.

La evolución del coronavirus en Europa es «muy preocupante» y la propagación de la enfermedad se origina en casas y lugares cerrados o entre personas que no respetan las medidas de precaución, volvió a advertir hoy el organismo de salud de la ONU (OMS).

«El número de casos diarios aumenta, los ingresos en los hospitales también», afirmó el director de la sección Europa en la Organización Mundial de la Salud (OMS), Hans Kluge, en una rueda de prensa telemática.

«El covid es ya la quinta causa de muerte y se ha alcanzado el nivel de 1.000 muertos por día», agregó, citado por la agencia de noticias AFP.

Kluge dijo que aunque los casos diarios se triplicaron desde el pico de la curva europea en abril, las muertes representan un quinto de las que se registraban en ese momento, y subrayó la importancia de las medidas que se están tomando en varios países europeos.

«Son respuestas apropiadas y necesarias ante lo que nos dicen las cifras: la transmisión y el origen de las infecciones se produce en casas y en lugares públicos cerrados y entre las personas que no respetan las medidas de autoprotección», dijo.

La zona Europa de la OMS incluye a 53 países, Rusia incluido, y ya ha registrado más de 7,25 millones de casos de coronavirus y casi 250.000 muertes por Covid-19, según datos de la organización.

«Apelamos a todos los líderes mundiales: dejen de utilizar el confinamiento como su principal método de control”, dijo David Nabarro en una entrevista.

El enviado especial para Covid-19 de la Organización Mundial de la Salud,David Nabarro, llamó a los gobiernos a dejar de utilizar el confinamiento como principal herramienta contra la pandemia de coronavirus.

«Apelamos a todos los líderes mundiales: dejen de utilizar el confinamiento como su principal método de control”, dijo Nabarro en una entrevista con el portal británico The Spectator, según el sitio en español de la Deutsche Welle alemana (DW).

Nabarro agregó que la justificación del confinamiento reside en «ganar tiempo para reorganizar, reagrupar y reequilibrar sus recursos; proteger a los trabajadores de la salud, que están agotados”.

Nabarro también llamó la atención sobre los efectos particularmente duros que el confinamiento tiene sobre los sectores más pobres de la población: “Solo tienen una consecuencia que nunca hay que menospreciar y es hacer que la gente pobre sea mucho más pobre”.

Pese a las declaraciones de Nabarro, la OMS advirtió hoy que «no es una opción» dejar al nuevo coronavirus circular libremente para que la población adquiera la inmunidad colectiva, como algunos sugirieron.

«Nunca en la historia de la salud pública se ha usado la inmunidad colectiva como estrategia para responder a una epidemia, y mucho menos a una pandemia. Es científicamente y éticamente problemático», declaró el titular de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en rueda de prensa.

Un asesor especial de la Organización Mundial de la Salud (OMS) instó a los gobiernos a no utilizar la cuarentena como principal estrategia para controlar la propagación del COVID-19 y alertó sobre el aumento de la pobreza como consecuencia de las restricciones.

“En la Organización Mundial de la Salud no abogamos por las cuarentenas como el principal medio de control de este virus”, dijo David Nabarro, uno de los seis enviados especiales de la OMS para el Covid-19, en una entrevista con el medio británico The Spectator.

“El único momento en que creemos que una cuarentena está justificada es para ganar tiempo para reorganizar, reagrupar y reequilibrar sus recursos; proteger a los trabajadores de la salud que están agotados. Pero en general, preferimos no hacerlo”.

El especialista, encargado de la OMS para el coronavirus en Europa, explicó que los bloqueos “solo tienen una consecuencia que nunca hay que menospreciar y es hacer que la gente pobre sea mucho más pobre”.

Según Nabarro, el impacto económico en los países pequeños que dependen del turismo y el aumento de los niveles de pobreza son dos efectos importantes de las cuarentenas y citó como ejemplo los daños sufridos en lugares como el Caribe o el Pacífico debido a la cancelación masiva de los viajes o las pérdidas de los pequeños agricultores en todo el mundo porque sus mercados han sido golpeados.

Por eso, al igual que otras organizaciones internacionales, el experto alertó que la pobreza mundial podría duplicarse para el próximo año.

“Mire lo que está sucediendo con los niveles de pobreza; parece que es muy posible que la pobreza mundial se duplique el próximo año”, dijo Nabarro.

“Es muy posible que tengamos al menos una duplicación de la desnutrición infantil porque los niños no reciben comidas en la escuela y sus padres, en familias pobres, no pueden pagarlo. En realidad, esta es una catástrofe global terrible y espantosa”.

El enviado de la OMS pidió a los líderes mundiales que “dejen de usar la cuarentena como su método de control principal” y los instó a desarrollar en su lugar “mejores sistemas”.

“Trabajen juntos y aprendan unos de otros”, instó. “Pero recuerden, las cuarentenas solo tienen una consecuencia que nunca deben menospreciar, y es hacer que la gente pobre sea muchísimo más pobre”.

La entidad de salud perteneciente a la Naciones Unidas detectó 350.766 nuevas infecciones en la última jornada, de las cuales 127.250 ocurrieron en el continente americano, epicentro mundial del brote.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) registró el mayor número de nuevos casos de coronavirus a nivel global desde el inicio de la pandemia, mientras Europa buscaba frenar una segunda ola de coronavirus cada vez más alarmante con la aplicación de más restricciones, imposiciones de estados de alarma y hasta despliegue de tropas.

En total, la agencia de Naciones Unidas detectó 350.766 nuevas infecciones en la última jornada, de las cuales 127.250 ocurrieron en el continente americano, epicentro mundial del brote que aún no logra salir de la primera ola de Covid-19, seguido de cerca por Europa, con 109.749, y el sudeste asiático, con 82.284 positivos.

El avance desenfrenado de la segunda ola de coronavirus causó alarma en el continente europeo, donde numerosos países registraron cifras récords de nuevas infecciones.

Uno de los más golpeados fue Francia, que alcanzó un nuevo máximo tras sumar 20.339 positivos en un día, además de 62 muertos, lo que elevó el balance total a 691.977 infectados y 32.630 muertos, según el último reporte oficial.

El país enfrentará «seis meses muy difíciles» por la crisis sanitaria de Covid-19 que, en el mejor de los casos, empezaría a remitir recién a mediados del año que viene, y próximamente sumará 4.000 camas en hospitales para bajar la presión del sistema de salud, dijeron hoy autoridades y científicos del Gobierno.

También Italia contabilizó 5.372 casos en las últimas veinticuatro horas, una cifra que no se producía desde el mes de marzo, en los peores momentos de la crisis, según los datos divulgados hoy por el Ministerio de Sanidad.

Este aumento supone más del doble de las infecciones detectadas hace solo una semana (2.499 el 2 de octubre) y confirma la tendencia al alza de los últimos días.

Una situación similar enfrenta Rusia, el cuarto país con más infectados en el mundo con un total de 1.272.338 positivos, donde las autoridades reportaron 12.126 nuevos contagios en la víspera, un indicador récord que supera los registrados en mayo, en el momento más álgido de la pandemia.

Además, según las cifras oficiales, 201 personas murieron por coronavirus en el último día, con lo que el total de fallecimientos llegó a 22.257.

 

Países de Europa aplicaron hoy nuevas restricciones ante una segunda ola de coronavirus, mientras la Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo que se necesita un nuevo mecanismo para instar al mundo a actuar ante futuras pandemias y evitar la falta de reacción inicial ocurrida frente a la Covid-19.

La emergencia internacional lanzada el 30 de enero por una enfermedad denominada entonces coronavirus de Wuhan «no motivó a los países a poner en marcha medidas de salud pública para la Covid-19», declaró la doctora británica Felicity Harvey al presentar los resultados preliminares de un estudio sobre los primeros cuatro meses del brote.

Ante ello, el organismo de salud de la ONU se planteó dudas sobre si es suficiente este tipo de declaraciones de emergencia o hay que usar nuevas fórmulas, subrayó la responsable del Comité Independiente de Asesoramiento del Programa de Emergencias.

Si bien el informe, que será actualizado en noviembre, concluyó que la OMS «mostró liderazgo e hizo importantes progresos en la respuesta a la pandemia», consideró también que la politización del brote en muchos casos «es un obstáculo material para vencer al virus».

Con respecto a la lucha actual contra la Covid-19, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, expresó su esperanza en lograr una vacuna para fines de este año, pese a que expertos del organismo señalaron con anterioridad que quizá habrá que esperar hasta mediados de 2021.

«Necesitamos vacunas y hay esperanzas de que a fines de este año podamos tener una. Invertir en ellas mientras usamos las herramientas que tenemos ya a mano es importante para tener mejores resultados», señaló Tedros.

En ese sentido, China -epicentro original de la enfermedad- pidió hoy un “debate preliminar” con el organismo para que éste autorice las vacunas desarrolladas en el gigante asiático y pueda dar luz verde más adelante a que se usen en otros países.

“A través de este mecanismo, se podría facilitar la valoración de la calidad, la seguridad y la eficacia de estas vacunas que podrían estar disponibles para que las autorizásemos en otros países”, explicó la coordinadora de medicinas esenciales de la OMS en la región del Pacífico Occidental, Socorro Escalante.

China cuenta con cinco posibles vacunas contra la Covid-19 en la última fase de pruebas clínicas: cuatro son desarrolladas íntegramente por compañías nacionales y la quinta es una colaboración entre la china Fosun, la alemana Biontech y la estadounidense Pfizer.

Fuente: EFE

La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó que el mundo no se tomó en serio la declaración de emergencia internacional por el coronavirus lanzada en enero, por lo que estimó que será necesario plantear un mecanismo diferente ante futuras pandemias, al presentar un estudio que analizó los primeros cuatro meses de la enfermedad.

La emergencia internacional lanzada el 30 de enero por una enfermedad que por entonces era denominada coronavirus de Wuhan, «no motivó a los países a poner en marcha medidas de salud pública para la Covid-19», declaró la doctora británica Felicity Harvey al presentar los resultados preliminares del estudio.

Ante ello, la OMS se planteó dudas sobre si es suficiente este tipo de declaraciones de emergencia o hay que usar nuevas fórmulas, subrayó la experta, que lidera el Comité Independiente de Asesoramiento del Programa de Emergencias.

El informe, que será actualizado en noviembre, concluye que la OMS «mostró liderazgo y ha hecho importantes progresos en la respuesta a la pandemia, teniendo en cuenta la naturaleza nueva del virus y los factores desconocidos que entrañaba».

«La OMS no puede derrotar a este virus sin el apoyo unificado de los países miembros», afirmaron.

Sin embargo, señaló Harvey, la politización de la pandemia en muchos casos «es un obstáculo material para vencer al virus», y el nivel general de los datos aportados por las redes sanitarias nacionales sobre los casos de Covid-19 «necesita mejorar».

«La OMS no puede derrotar a este virus sin el apoyo unificado de los países miembros en las próximas fases de la pandemia», concluyó, quien señaló que la pandemia «fortaleció el liderazgo de la organización en el sistema de Naciones Unidas».

Pese a ello, subrayó que la organización sufre problemas de financiación que impiden una gestión óptima de las emergencias sanitarias, por lo que pidió a los miembros de la OMS que revisen sus necesidades monetarias.

«Los menos de 300 millones de dólares al año de presupuesto son demasiado poco para responder y coordinar una respuesta global a la pandemia», aseguró.

El comité que encabeza Harvey es uno de los tres que está evaluando la respuesta de la OMS a la pandemia, y el único que presentó resultados preliminares de sus pesquisas ante la Mesa Ejecutiva de la organización, ya que los otros dos están en su proceso inicial de creación, señaló Télam.