Tag

Lago Puelo

Browsing

El intendente de Lago Puelo, Raúl Ibarra, recurrirá al Superior Tribunal de Justicia para que decida sobre la constitucionalidad de su mandato, frente a los intentos de destituirlo de los convencionales que redactaron la Carta Orgánica y algunos opositores que lo consideran un «usurpador».

“El mandato para ejercer el cargo de intendente me lo dio la ciudadanía. Es desacertada la interpretación del artículo 34 (de la Carta Orgánica), que pretende alejarme del cargo constitucional. En las próximas semanas vamos a hacer la presentación”, le dijo Raúl Ibarra a El Chubut.

Hace una semana los convencionales de Lago Puelo notificaron a Ibarra de que no iban a tomarle juramento a la Carta Orgánica recientemente sancionada, porque lo consideran un “usurpador”.

Fundaron la decisión en una interpretación del artículo 34 por la cual aquellas personas que fueron funcionarios durante la última dictadura militar tendrían prohibido ejercer la intendencia.

Frente a esto, Ibarra consiguió un amparo favorable del Juzgado Civil y Laboral, que suspendió la jura de los concejales ante la Carta Orgánica pautada para este lunes, que amenazaba con destituirlo. En paralelo, se promovió una movilización a su favor, de la que participaron un grupo de vecinos.

El concejo en el medio

Las cosas no terminaron ahí. Ibarra señaló que el presidente del Concejo Deliberante, Raúl Cayún, de Cambiemos, declaró públicamente el martes que “a partir del viernes pasado el intendente dejó de serlo y todos sus actos son nulos”, al considerar que la Carta Orgánica está vigente pese a que no tomaron el juramento.

Sin embargo, el presidente del cuerpo deliberativo no había formalizado hasta entonces ningún escrito pidiéndole a Ibarra que dejara el cargo. Tampoco quedó claro si Cayún habló por cuenta propia o en representación de todos los ediles.

Va por la reeleccion

“Es una gravedad mayúscula porque dicen desconocer al intendente a partir del viernes. Está en juego la institucionalidad”, alertó Ibarra.

Por otro lado, Ibarra ratificó que tiene intenciones de competir por un nuevo mandato en las próximas elecciones, que serán en agosto y diciembre, en simultáneo con las presidenciales. Y que aspira a ser candidato del espacio Chubut Al Frente, que lidera el gobernador Mariano Arcioni.

“El gobernador está al tanto y siguiendo con atención todos los hechos; comparte que tiene que tener una respuesta o una claridad de los ámbitos de la Justicia competente y está a la espera de los pasos jurídicos que vamos a dar”, comentó Ibarra.

La decisión del Superior Tribunal de Justicia sobre la constitucionalidad del artículo 34 de la Carta Orgánica también va a influir en la posibilidad de que Ibarra se presente o no a las elecciones. Según él, las normas electorales señalan que quedan excluidos aquellos que están “condenados por causas de Lesa Humanidad”; es decir no los colaboracionistas con una dictadura.

Ibarra comentó que llegó a Lago Puelo en enero de 1971, cuando trabajaba en la Dirección de Recursos Hídricos y debía hacer un relevamiento de la costa del río Azul. Dos años más tarde, el intendente constitucional Luis Alberto Roberts le propuso trabajar en la Municipalidad.

Ibarra comentó que cuando se produjo el golpe de estado el 24 de marzo de 1976 la dictadura militar de Jorge Rafael Videla mantuvo como intendente a Roberts, quien se retiró dos meses más tarde por razones de salud.

Entonces lo reemplazó Ricardo Costa, quien gobernó hasta comienzos del año 1979, cuando también por razones de salud deja la intendencia. Es ahí cuando Ibarra asume el cargo. Eso fue en febrero de 1979. Estuvo hasta diciembre del ’83, cuando asumieron las autoridades democráticas electas el 30 de octubre de ese año.

Ibarra comentó que cuando se desató esta controversia, el hijo del fallecido intendente Roberts, Víctor, un oficial aeronáutico que estuvo en Malvinas, volvió a contactarlo después de años y le ratificó “lo acertada que fue la decisión de su padre de haberme hecho entrar a trabajar al municipio de Lago Puelo”.

 

elpatagonico

El intendente de Lago Puelo, Raúl Ibarra, recurrirá al Superior Tribunal de Justicia para que decida sobre la constitucionalidad de su mandato, frente a los intentos de destituirlo de los convencionales que redactaron la Carta Orgánica y algunos opositores, que los consideran un «usurpador».

«El mandato para ejercer el cargo de intendente me lo dio la ciudadanía. Es desacertada la interpretación del artículo 34 (de la Carta Orgánica), que pretende alejarme del cargo constitucional. En las próximas semanas vamos a hacer la presentación», dijo Ibarra a Diario EL CHUBUT.

El viernes pasado los convencionales de Lago Puelo notificaron a Ibarra que no iban a tomarle juramento a la Carta Orgánica, porque lo consideran un «usurpador». Fundaron la decisión en una interpretación del artículo 34 por la cual aquellas personas que fueron funcionarios durante la última dictadura militar tendrían prohibido ejercer la intendencia.

Frente a esto, Ibarra consiguió un amparo favorable del Juzgado Civil y Laboral, que suspendió la jura de los concejales ante la Carta Orgánica pautada para este lunes, que amenazaba con destituirlo.

¿El Concejo desconoce el mandato?

Las cosas no terminaron ahí. Ibarra señaló que el presidente del Concejo Deliberante, Raúl Cayún, de Cambiemos, ayer declaró públicamente que «a partir del viernes pasado el Intendente dejó de serlo y todos sus actos son nulos» al considerar que la Carta Orgánica está vigente pese a que no tomaron el juramento.

El presidente del cuerpo deliberativo hasta ayer no había formalizado ningún escrito pidiéndole a Ibarra que deje el cargo. Tampoco quedó claro si Raúl Cayún habló por cuenta propia o en representación de todos los ediles. «Es una gravedad mayúscula porque dicen desconocer al intendente a partir del viernes. Está en juego la institucionalidad», alertó Ibarra.

La semana pasada, hubo una multitudinaria marcha en Lago Puelo en la que participaron militantes políticos, gremios y vecinos independientes que repudiaron el intento de golpe institucional contra Ibarra.

Aspira a la reelección

Por otro lado, Ibarra ratificó que tiene intenciones de competir por un nuevo mandato en las próximas elecciones, que serán en agosto y diciembre, en simultáneo con las presidenciales. Y aspira a ser candidato del espacio Chubut Al Frente, que lidera el gobernador Mariano Arcioni.

«El Gobernador está al tanto y siguiendo con atención todos los hechos; comparte que tiene que tener una respuesta o una claridad de los ámbitos de la Justicia competente, y está a la espera de los pasos jurídicos que vamos a dar», comentó Ibarra.

La decisión del Superior Tribunal de Justicia sobre la constitucionalidad del artículo 34 de la Carta Orgánica, también va a influir en la posibilidad de que Ibarra se presente o no a las elecciones. Según Ibarra, las normas electorales señalan que quedan excluidos aquellos que están «condenados por causas de Lesa Humanidad».

La historia

Ibarra comentó que llegó a Lago Puelo en enero de 1971, cuando trabajaba en la Dirección de Recursos Hídricos y debía hacer un relevamiento de la costa del río Azul. Dos años más tarde, el intendente constitucional Luis Alberto Roberts le propuso trabajar en la Municipalidad, y el entonces gobernador Benito Fernández lo convalidó.

Ibarra comentó que cuando se produjo el Golpe de Estado el 24 de marzo de 1976, la Dictadura Militar mantiene como intendente a Roberts, quien se retira dos meses más tarde por razones de salud.

Entonces lo reemplaza Ricardo Costa, quien gobierna hasta comienzos del año 1979, cuando también por razones de salud deja la intendencia. Es ahí cuando Ibarra llega a la intendencia desde febrero del 79 hasta diciembre del 83.

Ibarra comentó que cuando se desató esta controversia, el hijo del fallecido intendente Roberts, Víctor, un oficial aeronáutico que estuvo en Malvinas, volvió a contactarlo después de años y le ratificó «lo acertada que fue la decisión de su padre de haberme hecho entrar a trabajar al municipio de Lago Puelo».

 

 

 

El Chubut

La justicia hizo lugar a una medida cautelar planteada por el Intendente Raúl Ibarra. Los convencionales no se pronunciaron.

A primera hora de este lunes ingresó al Concejo Deliberante de Lago Puelo una cédula de notificación judicial que daba cuenta de la decisión del Juez Guillermo Gregorio de hacer lugar a un pedido de medida cautelar presentado por el Intendente Raúl Ibarra y de esa manera se suspendió el acto de jura previsto para la mañana de hoy.

Julian Cayún, presidente del Concejo Deliberante de la localidad cordillerana, confirmó que esta mañana “recibimos una cédula de notificación, y viene por disposición del Juez Guillermo Gregorio, y hace lugar a una presentación del Intendente Ibarra, con una medida cautelar que ordena la suspensión de la celebración de la jura de Carta Orgánica convocada por constituyentes”.

Cayún indicó que la resolución “no marca tiempos, hace alusión específica a la  no jura de la carta orgánica, pero no tiene tiempo para resolver”.

“Me he reunido con la presidenta de la Constituyente, es una situación particular; el espíritu es que esto termine lo mejor posible, y es un derecho que tiene el intendente de hacer el planteo ante la justicia” dijo el titular del Concejo Deliberante, aunque aclaró que “el juramento es una cuestión de formalidad, de protocolo, la Carta Orgánica se encuentra en vigencia”.

 

Jornada

La sanción de la Carta Orgánica que el mismo intendente Raúl Ibarra impulsó en Lago Puelo y que prohíbe el ejercicio del cargo a personas que se desempeñaron como funcionarios en la dictadura (Ibarra también fue intendente en el gobierno de facto), no sólo parece proscribirlo de la próxima elección, sino que sembró un manto de duda sobre la continuidad de su gestión actual.

Un hecho insoslayable es que Ibarra ingresó a la gestión por Cambiemos y se mudó al entonces CHUSOTO (convencido por el fallecido Mario Das Neves), ahora reconvertido en Chubut al Frente y liderado por el gobernador Mariano Arcioni, lo que generó un indudable corto circuito con su anterior sector político.

Precisamente, ahora son los Convencionales del oficialismo nacional los principales precursores de la salida de Ibarra del gobierno municipal, en lo que también pareciera ser una clara maniobra con aditamentos políticos y electorales.

Lo que además debiera quedar claro es que la Carta Orgánica, aprobada por la Legislatura el último jueves 21 de marzo, no tiene carácter de retroactiva, sino que se trata de un mandato constitucional hacia adelante, por lo que resultaría lógico que Ibarra terminara su gestión -iniciada en 2015- el 10 de diciembre de este año y en todo caso no pudiera aspirar a la reelección.

Este jueves por la tarde, una gran cantidad de vecinos, estimada en más de mil, ganó las calles para apoyar la continuidad del intendente en el cargo, en un hecho sin precedentes en Lago Puelo.

“No llamé a ningún vecino para que se manifestara. No esperaba ver esta cantidad de gente, aunque vi en las redes sociales que se convocaban, pero cuando me bajé del auto se me puso la piel de gallina”, reconoció Ibarra, en diálogo con Radio 3 en medio de la movilización.

“Más de uno que está parado acá no me votó, es de otro partido político o no lo he dado respuestas a sus demandas. Están defendiendo la institucionalidad, ellos me pusieron, ellos me sacan”, aseveró.

“Jamás negué el período que estuve al frente del municipio durante la dictadura, nunca me escondí debajo de la cama, camino por las calles de Lago Puelo y si alguien alguna vez me lo echa en cara o me hace una crítica, lo respetaré”, sostuvo Ibarra.

“Nadie nunca me dijo golpista o milico, no en estos términos, aunque sí alguna vez alguien se acercó y me dijo que fue una lástima que haya estado en ese período, lo que no consideré agraviante”, reconoció.

“Es algo que no voy a negar nunca, incluso está en la foja cuando me presenté al Consejo de la Magistratura”, recalcó.

Ibarra se jubiló como juez de Paz y no cobra sueldo en su función de intendente: “además uso mi auto, pero no lo considero un mérito, ojalá otros lo pudieran hacer. Pero le debo mucho a Lago Puelo, yo vine el 2 de enero de 1971 y no era nadie, fui el primer okupa con una casilla en la plaza y este pueblo me dio todo, nunca voy a dejar de agradecerlo”, resaltó.

“Eran pocos, los históricos: Emilio Posa, Teobaldo Delgado, “La Andina” Biguera, la familia Bahamonde, la familia  Uribe, la de Teo Vera, “Mandinga” y el “Negro” Muñoz. Lolo Salud, La Chochó González”, evocó.

“La sociedad hará su juicio de valor. Hay muchas cosas que suelen hacer daño, aunque me pongo en el lugar de los Convencionales, trato de interpretar lo que quisieron decir o hacer. Si me dieran una explicación, sabría entenderlos”, consideró.

“Lo que me chocó sobremanera el día que recibí la carta fue la palabra usurpador, porque yo no lo soy. Y nunca la gente me lo dijo en la calle”, cuestionó.

“También me acusan de derrocar un gobierno, lo que demuestra que conocen poco de la historia. Por eso conté la anécdota de la carta del hijo de Luis Roberts (único intendente peronista de 1973 a 1976), que me escribió y me dijo que le hubiera gustado en el homenaje que le hicimos a su padre el 24 de marzo”.

“El es oficial de la Fuerza Aérea y combatió en Malvinas, también iba a venir el 2 de abril. Pero anoche me escribió y me pidió que no me sintiera un usurpador, y el que se tuvo que ir en 1976 fue su papá. Si algo me permite dormir tranquilo, son estas cosas”, reveló Ibarra.

“Se va a dirimir en la Justicia, la Justicia tendrá la última palabra, aunque para ponerlos en términos de doña Rosa, la carta que yo recibí fue como un pre aviso, si no me pagás la cuota, te embargo. Tendría que haber existido un diálogo, al menos de los Convencionales que yo acompañé”, recriminó.

“Siento una gran decepción, amargura, yo pudo haber propuesto otras personas y sin embargo confié en sus capacidades. Faltó esa devolución, el de no creer que soy esa persona a la que ellos acusan”, subrayó Ibarra en el final.

El próximo lunes los concejales jurarán la nueva Carta Orgánica, que se pondrá en vigencia 15 días después.

 

 

Radio 3

El actual mandatario de Lago Puelo, Raúl Ibarra denunció un intento golpista y dijo que nunca imaginó que la convocatoria a elaborar una Carta Orgánica iba a tener como objetivo su propia proscripción.

Los siete convencionales que tuvieron a su cargo la redacción de la Carta Orgánica de Lago Puelo (aprobada por unanimidad por la Legislatura chubutense), notificaron ayer al intendente Raúl Ibarra que no le tomarán juramento–en el marco de un acto programado para el próximo lunes-, porque “se desempeñó durante el último gobierno de facto como responsable del Departamento Ejecutivo Municipal, previo destituir a quienes se desempeñaban como legítimas de democráticas autoridades”, al tiempo que le indican que “está en condiciones de ser inhabilitado para ejercer su cargo”.

Cholila Online tuvo acceso a las notas presentadas. La dirigida a los miembros del Concejo Deliberante dice lo siguiente:

Lago Puelo (Ch),  8 de abril de 2019.-

Sres.

Miembros del Concejo Deliberante

De la Localidad de Lago Puelo:

                                                                               Quienes suscribimos la presente, en nuestro carácter de Convencionales Constituyentes de esta localidad, nos dirigimos a ese cuerpo con motivo de la sanción de la Carta Orgánica de la Municipalidad de Lago Puelo, por parte de la Legislatura de la Provincia del Chubut, cuya Resolución fuera publicada por el Boletín Oficial el día 28 de marzo próximo pasado.

                                                                              Dicha sanción implica que la Carta Orgánica de la Municipalidad de Lago Puelo, realizada por esta convención ha adquirido con ello plena vigencia y fuerza de ley, como norma suprema municipal.

                                                                              Dentro de la segunda cláusula de las “Disposiciones Finales”, se establece que una vez producida la publicación en el Boletín Provincial, por parte de la Legislatura, dentro de los 15 días siguientes se prestará en acto público, el juramento de la Carta Orgánica. Será jurada en primer término por el Presidente de la Convención Constituyente, luego éste tomará el juramento respecto al Vicepresidente 1ro., al 2do. Y restantes convencionales en órden alfabetico, al Intendente y a los Concejales de la ciudad. Luego se invitará a hacer lo propio a los vecinos presentes.

                                                                              Ahora bien, en el texto del instrumento jurídico elaborado por esta convención, en todo de acuerdo a las facultades que le fueran acordadas, aprobó como contenido, el artículo 34 de la Carta Orgánica Municipal, en consonancia plena con el temperamento seguidos por quienes fueran Constituyentes Provinciales y autores de la Constitución Provincial de 1994, para el caso de ruptura del orden institucional, que en su redacción el Artículo 17, hace expresa la inhabilidad absoluta para ejercer cargos públicos a quienes hubiera cumplido funciones previstas en esta Carta Orgánica.

                                                                              Así resulta que el citado Artículo 34 de la Carta Orgánica que resultó sancionada, en su parte pertinente, reza: “… En caso de ruptura del orden constitucional, cualquiera que ejerciere o hubiere ejercido, funciones previstas en esta Carta Orgánica para las autoridades legítimas, será considerado usurpador y quedará inhabilitado a perpetuidad para ocupar cargo o empleo público alguno en el Municipio. Sus actos serán insanablemente nulos. La autoridad que omitiere el presente mandato será pasible de ser sometido a revocatoria popular. …”.

                                                                              La consagración de esta redacción, pone al señor Intendente Municipal Dn., Raúl Ibarra, quien se desempeño durante el último gobierno de facto, como responsable y titular del Departamento Ejecutivo Municipal de esta localidad, previo destituir a quienes se desempeñaban como legitimas y democráticas autoridades, en condiciones de ser inhabilitado para ejercer su cargo y consiguientemente que se le pueda tomar por parte de esta convención el debido juramento legal.

                                                                              El incumplimiento de este procedimiento por parte de quienes de una u otra forma debemos expedirnos al respecto, nos hace pasible de ser considerados incumplidores de las mandas legales que hemos por unanimidad votado los miembros de esta Convención Constituyente.

                                                                              Es por ello, que nos hemos visto obligados por expresa aplicación de la norma citada, a notificar al señor Intendente Municipal Raúl Anibal IBARRA, que no se procederá a tomarle el juramento correspondiente a la Carta Orgánica, en consideración a encontrarse dentro de una causal de inhabilidad para el desempeño del cargo que detenta, conforme la expresa letra de la norma.

                                                                              Asimismo, deberá ese cuerpo representativo, adoptar aquellas medidas tendientes a poner en vigencia el orden jurídico establecido.

                                                                                                                                                            Sin más, saludamos muy atentamente.

En su defensa, Ibarra dijo hoy en rueda de prensa que “la convocatoria para contar con una Carta Orgánica fue con la sana intención de producir un cambio profundo en la legislación municipal de cara al futuro, con la gran participación de los sectores jóvenes en su redacción, los herederos de este pueblo. Pero nunca imaginé que iba a tener como principal objetivo mi propia proscripción y la salida inmediata del cargo.

El argumento que esgrimen, en paralelo con el artículo 17° de la Constitución no es tal, porque es hacia adelante y no tiene efectivo retroactivo. No hay ninguna causal para que yo me tenga que ir”, subrayó. Advirtió enseguida que “voy a seguir en el cargo y gobernando, ya estamos trabajando con un equipo de juristas para presentar los argumentos y revertir esta situación y ser nuevamente candidato en el próximo turno electoral, aún cuando no pueda jurar la Carta Orgánica el lunes”.

Con todo, reconoció que “mañana puede venir el primer concejal y decirme ‘Ibarra usted se tiene que ir’, o el Concejo Deliberante puede sancionar una ordenanza en tal sentido”. Sobre el rol de los convencionales oficialistas que propuso ante sus vecinos, dijo que “fui uno de los que votó y trabajó para que estén en ese espacio, respondiendo al mandato de un partido político. No me siento traicionado, pero sí desilusionado y decepcionado”, puntualizó.

Textualmente, la nota remitida al intendente de Lago Puelo dice lo siguiente:

Sr. Intendente

Dn. Anibal Raúl Ibarra

Municipalidad de Lago Puelo:

  1. / D. 

                                                                              Quienes suscribimos la presente, en nuestro carácter de Convencionales Constituyentes de esta localidad, nos dirigimos a Ud., con motivo de la sanción de la Carta Orgánica de la Municipalidad de Lago Puelo, por parte de la Legislatura de la Provincia del Chubut, cuya Resolución fuera publicada por el Boletín Oficial el día 28 de marzo próximo pasado.

                                                                              Dicha sanción implica que la Carta Orgánica de la Municipalidad de Lago Puelo, realizada por esta convención, ha adquirido plena vigencia y fuerza de ley, como norma suprema municipal.

                                                                              Dentro de la segunda cláusula de las “Disposiciones Finales”, se establece que una vez producida la publicación en el Boletín Provincial, por parte de la Legislatura, dentro de los 15 días siguientes se prestará en acto público, el juramento de la Carta Orgánica. Será jurada en primer término por el Presidente de la Convención Constituyente, luego éste tomará el juramento respectivo al Vicepresidente 1ro., al 2do., y restantes convencionales en orden alfabético, al Intendente y a los Concejales de la ciudad. Luego se invitará a hacer lo propio a los vecinos presentes.

                                                                              Ahora bien, en el texto del instrumento jurídico elaborado por esta convención, en todo de acuerdo a las facultades que le fueran acordadas, se aprobó el Artículo 34, en consonancia plena con el temperamento seguidos por quienes fueran Constituyentes Provinciales y autores de la Constitución Provincial de 1994, para el caso de ruptura del orden institucional, que en su redacción el Artículo 17, hace expresa la inhabilidad absoluta para ejercer cargos públicos a quienes hubiera cumplido funciones previstas en esta Carta Orgánica.

                                                                              Así resulta que el citado Artículo 34 de la Carta Orgánica que resultó sancionada, en su parte pertinente, reza: “… En caso de ruptura del orden constitucional, cualquiera que ejerciere o hubiere ejercido, funciones previstas en esta Carta Orgánica para las autoridades legítimas, será considerado usurpador y quedará inhabilitado a perpetuidad para ocupar cargo o empleo público alguno en el Municipio. Sus actos serán insanablemente nulos. La autoridad que omitiere el presente mandato será pasible de ser sometido a revocatoria popular. …”.

                                                                              La consagración de esta redacción, lo pone a Ud., quien se desempeñara durante el último gobierno de facto, como responsable del Departamento Ejecutivo Municipal de esta localidad, previo destituir a quienes se desempeñaban como legitimas y democráticas autoridades, en condiciones de ser inhabilitado para ejercer su cargo y consiguientemente, imposibilita que se le pueda tomar el debido juramento legal, como Intendente.

                                                                              El incumplimiento de este procedimiento por parte de quienes de una u otra forma debemos expedirnos al respecto, nos hace pasible de ser considerados incumplidores de las mandas legales que hemos por unanimidad votado los miembros de esta Convención Constituyente.

                                                                              Es por ello y por expresa aplicación de la norma citada, que nos encontramos en el deber de notificarlo, que no se procederá a tomarle el juramento correspondiente a la Carta Orgánica de la Municipalidad de Lago Puelo, en consideración a encontrarse comprendido por una causal de inhabilidad para el desempeño del cargo de Intendente Municipal, que establece la norma citada.

                                                                                                                                                                                         Sin más, saludamos muy atentamente.

En este contexto, vecinos de Lago Puelo decidieron autoconvocarse en el patio del municipio este jueves, a las 18, “para decir no al golpe institucional; no a la prohibición de acceder al título de propiedad de los ocupantes históricos; no a la politización de la Carta Orgánica; no al despido masivo de los contratados municipales y no a la proscripción del intendente Raúl Ibarra. Basta de los dinosaurios de la política”, rezan en un comunicado.

El Concejo de Localidad PJ – Lago Puelo a través de su presidente, Alejandro Marqués, emitió esta mañana al siguiente comunicado:

«Ante un nuevo caso de Hanta virus que afecta a un vecino de Golondrinas, el Partido Justicialista de Lago Puelo, solicita al Ministerio de Salud de la Provincia, la más amplia información respecto al caso detectado, el funcionamiento operativo del protocolo de aislamiento y las recomendaciones para la comunidad de Lago Puelo atento la proximidad de un evento masivo , tal como son las elecciones primarias abiertas del próximo domingo.

En este sentido ya hemos solicitado al Tribunal Electoral de la Provincia el análisis de esta situación en nuestra localidad.»

ALEJANDRO MARQUÉS
PRESIDENTE – PJ

El Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona se reunió esta mañana con el Poder Ejecutivo de Lago Puelo en el despacho municipal para debatir, consensuar y definir cuestiones relativas al incremento salarial de este primer semestre.

De acuerdo al análisis financiero realizado en términos de ingresos, compromisos presupuestarios y reconocimiento de la necesidad de mejorar los sueldos municipales, las partes acordaron un aumento salarial del 30% al sueldo básico en dos etapas, un 20% a partir del mes de abril y un 10% a partir del mes de julio. Este incremento alcanzará al personal de planta permanente, planta transitoria, como así también autoridades superiores.

Asimismo se comprometieron a volver a reunirse en el mes de octubre con el fin de dar apertura a la paritaria del segundo semestre.

Participaron de la firma del acta acuerdo por la Municipalidad de Lago Puelo, el intendente Raúl Ibarra; el secretario Coordinador de Gabinete, Ramiro Ibarra; la secretaria de Gobierno, Cristina Lewis y el secretario de Economía y Administración, Fermín Ñanco; y por SOEME y ZO, el secretario del Interior, Angel Ramírez y el delegado de Seccional Lago Puelo, Daniel Luque.

La localidad cumplió este martes 91 años, coincidiendo con los actos por la guerra de Malvinas y el homenaje a los héroes del ARA San Juan. Hubo un desfile patrio.

«Este reconocimiento a los primeros carpinteros incluye a Santiago Argel, Teodoro Vera y Mario Maldonado, que levantaron las primeras casas de Lago Puelo, pero también construyeron muchos de aquellos botes que utilizaron los colonos para llegar hasta El Turbio y sacar la madera”, reseñó ayer el intendente de Lago Puelo, Raúl Ibarra, al rendir homenaje a los pioneros de su comunidad durante el acto por el 91° aniversario de la localidad.

En dicho marco, también fueron distinguidos los “primeros policías del pueblo” Delmiro Quisle, Bonifacio López y César Brandt; “Tabo” Cerda (mecánico y empleado de Servicios Públicos); María Rosa Loyola (a cargo de la vieja botica) y los referentes del club Frontera: Aldo Argel, Cipriano “Chipe” Albornoz y Mario Catalán.

Se sumaron Romualdo “Manucho” Bachman (empleado de la DGSP); los creadores del cuerpo de bomberos voluntarios Néstor Gangemi, Julio César Buchile y Estela Marys Veliz y las vecinas Sofía Andaur (Las Golondrinas) e Hilda Valenzuela (Cerro Radal), junto a la familia de Emilio Pozas, fundador del almacén de ramos generales “El Argentino”.

Otro momento emotivo de los festejos fue cuando el jefe comunal entregó reconocimientos a los empleados municipales Tomás Cané (se jubiló recientemente); Ninfa Delgado, Sonia Maldonado y Osvaldo García Noria.

Luego fue el desfile de las escuelas del lugar, instituciones, grupos de danzas y los gauchos a caballo, saludados por el aplauso entusiasta de los asistentes.

Enseguida, la plaza se convirtió en una verdadera fiesta popular con múltiples actividades y la presentación de números artísticos. Entre otros, se destacaron el Ballet Luz y Sol; Ballet Municipal El Bolsón; Alas y Raíces; Isla Sur; Cuerdas Sureñas; Snaidam, Pozo y Roberts Trío; Lucero, danzas caribeñas, Son Cubano y Ricardo Mella.

Además hubo un almuerzo popular y por la tarde se hizo la búsqueda del tesoro y el corte de una enorme torta, que se sirvió con un chocolate.

Previamente, por la mañana se procedió al izamiento del pabellón nacional en homenaje al ARA San Juan en la plaza Pudú Pudú y más tarde el acto por el 37° aniversario de Malvinas, con la presencia de los Veteranos de Guerra de la región.

Otra riqueza

“En el año 1621, un explorador español equivocó la ruta buscando el oro y la Ciudad de los Césares, pero en su lugar encontró la riqueza natural de este lugar que seguimos valorando”, graficó en su discurso el intendente de Lago Puelo, Raúl Ibarra.

“Tiempo después llegó desde Chile el criollo “Motoco” Cárdenas, quizás el primer blanco que caminó por estos valles”, recordó.

Enseguida valoró “a los maestros argentinos que en 1928, con Remigio Nogués a la cabeza, tuvieron la iniciativa de formar la primera junta de gobierno y escribieron al Gobierno Nacional marcando la importancia logística y estratégica para la soberanía argentina en estos confines fronterizos”.

“Hoy tenemos muchos otros objetivos por delante –prosiguió-, donde seguramente habrá que vencer muchas adversidades, pero lo vamos a lograr porque Lago Puelo quiere crecer y desarrollar su potencial”.

Al respecto, citó que “le hemos dicho no a la minería en nuestra primera Carta Orgánica, vamos por la defensa del agua y la preservación de los bosques”.

“Es el mejor legado que podemos dejar a los jóvenes de nuestra comunidad”, subrayó.

 

 

 

Diario Jornada

«Qué difícil es aceptar que nuestros hijos ya no conocerán aquellos árboles que conocimos y hoy sólo existen grabados en la retina y memoria de quienes amamos los bosques que algunos pocos decidieron exterminar”, remarcó el guía de turismo Gabriel Verge, vecino de El Hoyo, preocupado por la destrucción de las pitras, una planta nativa patagónica en vías de extinción (pariente de los arrayanes, aunque de corteza blanca), y que ahora se apunta a recuperar mediante un programa especialmente diseñado.

Hace un par de años, el Concejo Deliberante de El Hoyo declaró por unanimidad a los pitrantos como “bosque protegido intangible en todo el ejido municipal”, merced a un proyecto gestionado por los mismos pobladores y organizaciones ambientalistas. Por entonces, se esperaba que los restantes municipios de la Comarca Andina copien la iniciativa, pero nada pasó.

En la región, la pitra apenas prolifera dentro del Parque Nacional Lago Puelo (Sendero del Pitranto Grande, Bosque de las Sombras); mientras que en las chacras cercanas a los ríos y lagos ha sido talada para dar lugar a campos de cultivos o nuevas construcciones.

Según Verge, entre otros factores, dicho árbol “ha sido víctima de negocios inmobiliarios, tala, incendios forestales y urbanizaciones no planificadas y desarrolladas a costa de la destrucción del bosque nativo. Se acabó la suerte de las patagüas (como también se la conoce) que supieron desarrollarse y vivir en perfecta armonía durante los últimos 100 años en la costa del río Epuyén”. Además recordó que “los pitrantos cobijan al fío fío silbón, un pajarito que viaja desde el Amazonas para reproducirse en verano”.

La norma aprobada por los ediles de El Hoyo establece que “queda prohibido el corte, poda y raleo de pitras, como así también la alteración total o parcial provocada por cualquier actividad humana o animal que ponga en riego la continuidad de bosques puros, mixtos o ejemplares aislados de pitra en cualquiera de sus etapas de crecimiento”; determinando que “las construcciones, urbanizaciones o mejoras deben realizarse a una distancia mínima de 30 metros”.

Cabe destacar que los pitrantos son “ecosistemas formados por una gran diversidad de especies de plantas, helechos, hongos, líquenes y lianas asociadas a los ambientes acuáticos del bosque andino patagónico”, que alberga a la paloma araucana (se alimenta del fruto comestible de la pitra entre los meses de mayo a noviembre), al monito del monte, zorro gris, gato huiña y ranita borravino, entre otros”.

A criterio de los ecologistas, “la destrucción ambiental para el progreso para unos pocos genera el calor de las sequías, el viento extremo, las inundaciones, los aludes y nos deja la basura que se impone a nuestra sociedad de consumidores/consumidos y vecinos reclutados como mano de obra barata para la construcción de las nuevas mansiones”.

Otra de las críticas en la zona apunta a que “más allá de la leyes, tampoco el Estado garantiza los controles. Generalmente se enteran cuando las plantas ya están en el suelo y ni siquiera cobran una multa a los infractores”. Precisamente, pequeños bosques de pitras son comunes de ver a un costado de la ruta nacional 40 desde Epuyén hasta El Hoyo, y también en Lago Puelo, pero al no tener valor comercial como madera o leña, se la termina talando con la única finalidad de ampliar las chacras.

Dentro del Parque Nacional Lago Puelo, los senderos “Bosque de las Sombras”, “Pitranto Grande” y “Mirador del Lago” permiten ver de qué manera interactúan distintas especies botánicas (el tique, el ulmo, el olivillo, el avellano) dentro de un pitranto, especies que sólo crecen en este particular ambiente, donde es escasa

 

 

Diario Jornada

Será este martes 2 de abril. La localidad festeja su 91er. Aniversario. Habrá chocolate popular además de una gran torta.

El intendente es el único que sabrá dónde está escondido el cofre”, anticipó ayer el coordinador de Gabinete del municipio de Lago Puelo, Ramiro Ibarra, acerca de la búsqueda del tesoro que el próximo martes 2 de abril mantendrá la atención de los vecinos en el marco de los festejos por el 91° aniversario de la localidad.

También adelantó que habrá “increíbles premios para los participantes” y que “finalizando la conmemoración, a las 17, se cortará la gran torta aniversario y se servirá un rico chocolate”.

En tanto, el acto central será a las 11.30, encabezado por el jefe comunal, Raúl Ibarra, que comenzará con el tradicional desfile por la avenida céntrica de las instituciones comunitarias, los clubes deportivos, los grupos de danza y las agrupaciones tradicionalistas.

El programa prevé además el reconocimiento de vecinos destacados por su labor comunitaria. Luego se servirá un almuerzo popular y habrá espectáculos artísticos en el escenario del patio gastronómico de la plaza central, donde se está desarrollando este fin de semana el festival “Cocina de los Lagos”, con la presencia de 40 reconocidos chefs patagónicos, argentinos y latinoamericanos.

En tanto, para el domingo está anunciada una competencia ciclística, recordando a Juan Pablo Secchi, al conmemorarse un año de su fallecimiento. Tendrá un circuito competitivo de 43 kilómetros, y otro de 29 kilómetros para promocionales, entre las localidades de Lago Puelo y El Hoyo.

Continuando con las actividades deportivas, el martes a las 11 será la largada de la prueba atlética “Aragolaza Cross”, en reconocimiento y homenaje a Zulema Aragolaza, vecina comprometida en la defensa y promoción de los derechos de las mujeres. La carrera está organizada por Eventos Activos y la Dirección de Deportes, reservada solo para categorías femeninas y a total beneficio del Área de la Mujer y la Familia.

Cabe recordar que la comunidad de Lago Puelo tiene mucha identidad con la causa Malvinas. En tal sentido, el lunes por la noche comenzará la vigilia de los veteranos de guerra y sus familiares, continuando el 2 de abril, a las 9.30, con un acto en reconocimiento a los combatientes y caídos en las Islas Malvinas y a las víctimas del ARA San Juan.

Por otro lado, en el Espacio Cultural habrá una muestra de artes visuales presentada por los artistas locales. Será el lunes, desde las 19.

Historia

La historia cuenta que ya los indios poyas usaban el paso al mar por el río Puelo y que en 1621 guiaron al adelantado Juan Fernández desde Chiloé en busca de la fabulosa ciudad de los Césares.

Siglos más tarde, en 1895, las praderas verdes junto al río Azul cobijaron al “Motoco” Cárdenas, el primer poblador blanco que se animó a quedarse en la Comarca Andina, facilitando la posterior colonización.

Oficialmente, Lago Puelo nació el 2 de abril de 1928 -con una población compuesta en más del 90% por inmigrantes chilenos-, a partir de una resolución del gobernador del entonces Territorio Nacional del Chubut, donde citaba: “Créase una Comisión de Fomento en el lugar denominado Lago Puelo, jurisdicción de Epuyén, la cual estará compuesta por los siguientes miembros: Pedro Pascual Ponce (El Hoyo), Anacleto Salaberry (Las Golondrinas), Eduardo Ernesto Mayorga (El Hoyo), Rogelio Ávila Castillo (Las Golondrinas) y Remigio A. Nogués (Lago Puelo)”.

El espacio territorial demarcado incluía los valles de Lago Puelo, El Turbio, Entre Ríos, Las Golondrinas, El Hoyo, Cerro Radal y La Esperanza , aunque hubo que esperar hasta 1931 para que el presidente José Félix Uriburu dictara el decreto que ratificaba a las autoridades.

A 91 años de aquella gesta, la localidad se ha transformado en una villa turística con más de 15 mil habitantes y con un perfil marcado claramente por la obra pública que ha facilitado la pavimentación de sus avenidas y calles, la provisión de los servicios básicos esenciales en el casco urbano y en los parajes, la radicación de nuevos planes habitacionales y los edificios públicos.

En forma paralela se cuentan las inversiones privadas, con emprendimientos orientados al turismo (con más de 2 mil camas), a la industrialización de la producción de frutas finas, lúpulo, madera, y con un significativo crecimiento de los comercios y los prestadores de servicios.

 

 

 

Diario Jornada