Tag

Gustavo Alfaro

Browsing

«Quiero volver a mi casa y recuperar mi vida», dijo el entrenador después de la eliminación de la Copa Libertadores ante River.

La eliminación de la Copa Libertadores contra River fue un golpe muy duro para todo Boca, y en especial para el técnico Gustavo Alfaro, que en la conferencia de prensa posterior anticipó lo que podría ser su salida en diciembre.

El entrenador tiene contrato hasta diciembre pero tendría tomada la decisión de no seguir aunque la dirigencia que gane las elecciones a fin de año le ofreciera renovar. Al menos, así lo dio a entender en la Bombonera.

«Lo que quiero es tratar de terminar con estos jugadores los seis partidos que faltan y después volver a mi casa y recuperar mi vida», dijo Alfaro luego del triunfo por 1 a 0 que no le alcanzó al Xeneize para llegar a la final de la Libertadores.

Para Boca el tramo final del año no será nada sencillo luego de un golpe anímico tan fuerte, pero está primero en la Superliga y tiene seis partidos por delante hasta el receso.

Hasta el 8 de diciembre el Xeneize tendrá que jugar ante Lanús, Arsenal, Vélez, Unión, Argentinos y Rosario Central. Después llegará el parate en el campeonato y el vencimiento del contrato de Alfaro.

Uno de los temas principales a resolver por la próxima dirigencia será la cuestión del técnico. Con Alfaro casi afuera, el nombre del nuevo entrenador será uno de los ejes para los candidatos a presidente.

Si bien está primero en la Superliga, Alfaro perdió la final de la Copa de la Superliga contra Tigre y no pudo con el objetivo de volver a ganar la Copa Libertadores después de 12 años. También quedó rápidamente afuera de la Copa Argentina.

En el comienzo de su ciclo como entrenador de Boca Juniors, Gustavo Alfaro tuvo este jueves una charla de presentación en el vestuario de La Bombonera con los jugadores que regresaron a los entrenamientos de cara a la pretemporada, mientras que el mediocampista Nahitan Nández estuvo entre los presentes.

Los futbolistas se trasladaron después al vecino predio de Casa Amarilla para realizar los estudios médicos y las pruebas físicas de rigor.

Una de las presencias más esperadas fue la de Nández, en medio de los rumores que indicaban que el volante uruguayo no se presentaría, en el contexto de los reclamos que su representante, Pablo Bentancur, le hizo a la dirigencia de Boca para conseguir que sea el mejor pago del plantel, mientras agita una oferta del fútbol italiano.

El reclamo del empresario a través de los medios de comunicación no cayó bien entre los dirigentes de Boca, quienes saben -igual que el representante- que la cláusula de rescisión de Nández es de 25 millones de dólares, mientras que Cagliari de Italia ofreció 15 millones brutos por el jugador que integra la selección de su país.

La idea de la directiva boquense es aumentarle el sueldo aunque no sea de los más altos del plantel. Cabe recordar que el contrato de Nández con Boca vence en diciembre del 2021.

Además de esa oferta, Boca -en forma oficial- recibió solamente dos pedidos más.

Uno es por el defensor Leonardo Balerdi de parte del Borussia Dortmund y se habla de 18 millones de euros, una suma que parece descabellada por un juvenil que apenas jugó 450 minutos en primera. A mitad del año pasado, ya el Barcelona se había interesado en el jugador.

Si bien Boca tratará de retener a Balerdi, la dirigencia sabe que la cláusula de rescisión no es muy alta (es de 10 millones de dólares) y el sueldo del juvenil, de 19 años, todavía no fue actualizado.

La otra oferta es por Agustín Almendra, otra joven promesa, quien fue requerido por el Nápoli en una suma cercana a los 20 millones de dólares y de quien Boca no querría desprenderse en este mercado.

Ambos jugadores, junto con el arquero Emmanuel Roffo, integran el seleccionado Sub 20 que se prepara para el torneo Sudamericano de esa categoría y por lo tanto hoy no estuvieron en el primer entrenamiento del semestre.

Mientras, en Boca esperan la llegada de Junior Alonso, proveniente del Celta de Vigo y por el cual Boca abonó 300 mil dolares por un préstamo de 18 meses. El defensor paraguayo es el capitán de la selección de su país, comenzó su carrera en Cerro Porteño y luego pasó al fútbol europeo.

Este jueves el plantel hizo fútbol en circuitos en la cancha 3 de Casa Amarilla, ante la presencia del presidente Daniel Angelici; y el director deportivo, Nicolas Burdisso.

Una buena noticia para el «mundo Boca» es que Frank Fabra se entrenó a la par de su compañeros, después de volver de una operación de ligamentos de la rodilla izquierda que sufrió en junio de 2018, y que le impidió jugar el Mundial de Rusia para la selecciòn de Colombia.

Fernando Gago, quien se recupera de la rotura de su tendón de Aquiles derecho, asistió a la charla de presentación del nuevo entrenador y después observó la práctica.

Desde este viernes, el plantel xeneize comenzará formalmente con la pretemporada en la localidad bonaerense de Los Cardales, en doble turno: por la mañana desde las 8, la parte física a cargo del profesor Sergio Chiarelli, y a la tarde desde las 17 harán práctica de fútbol.

Boca jugará dos amistosos en Mar del Plata, el 16 y 20 de enero ante Unión de Santa Fe y Aldosivi, respectivamente; y el 27 enero será el debut de Alfaro como DT en partidos oficiales, cuando su equipo visite a Newell’s en Rosario por la Superliga del fútbol argentino.

Radio 3

En su presentación como nuevo entrenador «Xeneize», afirmó que es un «desafío muy difícil y muy lindo», y reconoció que «la vara está muy alta» y que el club » tiene que ganar todo lo que juega».

Gustavo Alfaro, quien fue presentado oficialmente hoy como nuevo director técnico de Boca Juniors, admitió que su llegada al club de la Ribera “fue una decisión controvertida y meditada” y expresó que la entidad «no tiene purgatorio, es cielo o infierno».

Tras ser presentado en el salón Juan de Dios Filiberto de la Bombonera por el presidente del club Daniel Angelici y el manager Nicolás Burdisso, Alfaro dijo, en conferencia de prensa, que su llegada “fue una decisión controvertida y meditada”, y agregó que espera “estar a la altura de Boca”.

«Es una mezcla de orgullo y desafío estar acá. No fue una decisión sencilla que tuve que tomar para venir. Tenía sensaciones encontradas. Pero siento que estoy cumpliendo un compromiso que asumí con mi viejo, cuando le dije que dejaba ingeniería química y le prometí llegar a lo más grande del fútbol argentino”, refirió el técnico.

Alfaro, de 56 años, insistió que la salida de Huracán fue “controvertida y muy difícil, por la relación que tenia con los jugadores”, pero advirtió: “No traicioné a Huracán”.

El DT explicó que consultó “con muchas personas de más experiencia, con jugadores y el presidente de Huracán (Alejandro Nadur), con la familia”, y aclaró que su contrato “se rigió por el convenio colectivo de trabajo, ya que no había cláusula de rescisión”.

«Le ofrecí al presidente de Huracán rechazar la oferta. Él, en un gesto de grandeza, me dijo que esa decisión no la podía tomar», completó.

«La vara está muy alta. Boca está obligado a ganar todo lo que juega. Boca no tiene purgatorio: es cielo o infierno. Salir campeón es la meta. Creo que la vida es la suma de todas nuestras decisiones y ésta es la mía», apeló el flamante entrenador ‘xeneize’, y pidió que «ojalá Argentina fuera un país con más gente exitosa que exitista».

«Cuento con un plantel muy rico que viene de jugar final de Copa Libertadores y de ser dos veces campeón del fútbol argentino. El nivel de presión es alto pero las posibilidades también», reconoció y admitió, al referirse a la final perdida ante River Plate por la Copa Libertadores: «sabemos que el duelo ya se hizo y ahora hay que mirar para adelante para empezar a construir la victoria que vendrá».

En cuanto a los refuerzos Alfaro señaló que “es necesaria la llegada de un marcador central” tras la venta de Lisandro Magallán a Ajax, de Holanda, y contó que el paraguayo Junior Alonso, que firmará mañana préstamo por un año y medio proveniente de Celta de España, “puede ser lateral por izquierda o stopper en una línea de tres”.

“Se pueden ir jugadores y entonces hablé con Nicolás Burdisso para ver a quienes se tratará de suplantar, o bien le puedo decir que me falta un jugador de determinadas características”, añadió.

Alfaro se refirió también a Carlos Tevez: “es el jugador emblemático que tiene este plantel y tenemos que apoyarnos en él. No vino a Boca a terminar su carrera, sino a buscar la gloria, y en ese camino está. No hablé aún con él pero tiene que ser un jugador que nos sume desde todo lugar, su capacidad y ascendencia”.

Alfaro se mostró orgulloso “de suceder a Guillermo (Barros Schelotto), quien fue bicampeón de la Superliga y llegó a una final de la Copa Libertadores”.

Además, expresó que “hay un plantel muy rico, uno de los mejores de Sudamérica, y entonces el nivel de posibilidades de éxito es alto también”.

Alfaro reseñó que “las presiones, obligaciones y responsabilidades siempre están, en algunos clubes es salvar la categoría, en otros es entrar a una copa y en otros es salir campeón”.

“Estoy en la etapa final de mi carrera. Son los últimos años que voy a dirigir, esta era una experiencia que me gustaría atravesar, estoy en un momento de plenitud, con muchas cosas por dar y por conquistar, y ganar una Copa Libertadores es lo que le falta a mi carrera”, analizó.

«Hoy tengo una bala de plata. No todos los entrenadores la tienen. Y la quiero hacer valer como yo creo que la puedo hacer valer», resumió Alfaro.

El técnico recordó que tuvo una chance de dirigir a Boca en 2007 pero que no pudo salir de Arsenal de Sarandí “por un compromiso que tenía con Julio Humberto Grondona”.

Boca iniciará mañana la pretemporada en el predio de Casa Amarilla y al día siguiente se trasladará al hotel Sofitel de Cardales.

Desde el 15 al 21 de enero viajará a Mar del Plata para enfrentar por los torneos de verano a Unión de Santa Fe (el 16) y Aldosivi (el 20).

Diario Jornada

Gustavo Alfaro será presentado el miércoles 2 de enero como entrenador del Xeneize, un día antes del comienzo de la pretemporada del plantel de cara a un exigente semestre, con la Superliga y la Copa Libertadores como principales objetivos.

Alfaro firmará el primer día hábil de 2019 el contrato que lo ligará a Boca por dos años, tras desvincularse el viernes pasado de Huracán y difundir una carta de despedida a través de las redes sociales, que motivó enojo y duras respuestas por parte de los hinchas del «Globo» de Parque Patrticios.

También por medio de las redes sociales, el entrenador difundió un saludo navideño a un hincha boquense que le había enviado un mensaje de bienvenida.

«Hola Luciano, te mando un abrazo y te deseo una Feliz Navidad, y si bien esta Navidad no era la que esperabas, que la del año que viene venga como todos los hinchas de Boca esperan», señaló Alfaro a través de un video reproducido en Twitter.

Mientras el DT culmina las vacaciones junto con su familia en Estados Unidos, su representante, el empresario Ariel Comba, trabaja en los detalles del contrato junto con los dirigentes de Boca.

A partir de la firma del contrato y su presentación ante la prensa, Alfaro se pondrá al frente de un plantel que ya tiene algunas bajas, y que espera por algunas incorporaciones.

Entre los que seguirán su carrera en otros clubes está el defensor Lisandro Magallán, transferido por 9 millones de euros al Ajax de Holanda, club con el que firmará un contrato por cuatro años.

El zaguero surgido en Gimnasia y Esgrima La Plata se sumará en los primeros días de enero a la pretemporada que el equipo de Amsterdam realizará en Estados Unidos.

También el atacante Cristian Espinoza dejará La Boca para volver a Valladolid, el club español que lo había cedido a préstamo el año pasado.

Otro que ya se despidió es el volante ofensivo Edwin Cardona, flamante incorporación de Pachuca de México a días de concluir su préstamo con Boca, el 31 de diciembre.

El futbolista colombiano difundió una emotiva carta por las redes sociales en la cual agradeció «a esta gran institución que me acogió durante este tiempo, donde crecí mucho como futbolista y como persona, y donde dejo un pedazo de mi corazón».

Entre los que podrían llegar, también está un colombiano, cuyo pase pertenece a Boca, por lo que se trataría de un regreso: Sebastián Pérez, el volante que casi no fue tenido en cuenta por el saliente entrenador Guillermo Barros Schelotto, y que a mitad de 2018 se incorporó a préstamo a Pachuca.

Cabe recordar que por esos días Alfaro había pedido a la dirigencia de Huracán que incorporara a Sebastián Pérez, pero Boca prefirió cederlo a préstamo al fútbol mexicano.

Si bien al mediocampista le queda un semestre más en Pachuca, si el nuevo DT lo pide la dirigencia de Boca podría negociar su regreso anticipado.

Otro nombre que suena en el «mundo Boca» es el del defensor Walter Kannemann, de Gremio de Porto Alegre.

Aunque el jugador dijo días atrás que no tiene información al respecto, se sabe que Boca tiene interés en incorporarlo desde hace tiempo, aunque ahora aguardarán la opinión de Alfaro.

Una posibilidad para la incorporación al club de la Ribera del zaguero central ex San Lorenzo de Almagro sería que prosperen las conversaciones entre Boca y Gremio por Emmanuel Mas.

Jornada