Tag

Dolar

Browsing

Lo que era una sospecha generalizada se convirtió en realidad: la demanda de dólares por parte de personas se desplomó más de 97% tras la imposición del hipercepo que podó de US$10.000 a apenas US$200 por mes el cupo de compra autorizado.

La confirmación llegó con la difusión de los datos del Balance Cambiario de noviembre que acaba de publicar el Banco Central (BCRA). Allí se detalla que las personas apenas adquirieron US$101 millones en billetes, contra el récord de US$3920 millones que habían comprado durante octubre.

A su vez, demandaron otros US$247 millones netos para hacer pagos vinculados a otras operaciones (gastos de consumos con tarjetas o por turismo en el exterior), una cifra 32% inferior a los US$365 millones dedicados a los mismos fines en el mes previo.

«Las personas demandaron moneda extranjera básicamente para atesoramiento por US$101 millones en noviembre y para gastos efectuados con tarjetas por consumos en el exterior otros US$350 millones. Asimismo, realizaron transferencias de fondos a cuentas propias en el exterior por US$300 millones, mayormente contra cuentas locales en moneda extranjera, dando lugar a una disminución de los depósitos locales en moneda extranjera, aunque con un resultado neutro en el mercado de cambios», se detalla.

La fuerte baja no es, empero, una señal de menor apetito dolarizador: 1.770.000 personas acudieron al mercado para comprar su cupo, una cifra superior a la de septiembre (en plena dolarización post-PASO), aunque inferior al récord histórico de octubre, cuando 2,5 millones fueron a hacerse de los dólares.

Incluso fue levemente superior a septiembre, cuando se incrementó la dolarización post-PASO.

El informe oficial da cuenta que las restricciones impuestas a la demanda del público generaron a su vez las condiciones para que el BCRA pueda comprar en el mercado US$2156 millones «que fueron vendidos por los clientes de las entidades bancarias (US$1864 millones) y por las entidades (otros US$292 millones), detalla el informe oficial.

El principal aportante de divisas del mercado volvió a ser el cerealero que concretó ventas netas por US$2303 millones, «más que duplicando los ingresos netos con respecto a igual período de 2018», un aporte incentivado en la intención de escapar al aumento de hecho que se esperaba (y luego se confirmaría) en las retenciones.

El informe detalla además que en noviembre el Tesoro Nacional realizó pagos de capital e intereses de deuda por US$1662 millones para pagar US$650 millones en Letras del Tesoro (Letes), honrar vencimientos de servicios de intereses de otros bonos por US$410 millones y cancelar deuda con Organismos Internacionales por US$600 millones (que a su vez giraron al país US$117 millones).

Como consecuencia de los mencionados movimientos, las reservas internacionales brutas del BCRA aumentaron en el mes en US$512 millones, finalizando noviembre en US$43.772 millones, informó La Nación.

En las pizarras del Banco Nación, la moneda estadounidense se cotizó a $ 58 para la compra y a $ 62.50 para la venta.

El dólar cerró con una leve alza de 25 centavos en el Banco Nación y cotizó a $ 58 para la compra y $62,50 para la venta.

El euro, en la misma entidad, finalizó sus operaciones a $ 65.60 para la compra y a $ 69.60 para la venta.

En tanto que el índice de J.P Morgan, riesgo país, se ubicaba a las 15 horas en 2.210 puntos básicos, informó Télam.

La cotización del dólar blue y el dólar oficial se sitúa en el foco económico del día, luego de que el billete paralelo rompiera la tendencia a la estabilidad y llegara hoy a $71.

Al cierre de hoy, el dólar bluese posicionaba en $68 para la compra y $71 pesos para la venta, superando la marca más alta del mes pasado; mientras que el dólar oficial, en promedio, cotizaba a $57,94 para la compra y $62,94 para la venta. Así, la brecha entre ambos es de 12,8%.

Ayer, el dólar blue se ubicó en $66,50 para la compra y $69,50 para la venta, mostrando un aumento de $1 respecto del cierre del día anterior; mientras que el dólar oficial cotizó a $57,94 para la compra y $62,94 para la venta.

La necesidad de los ahorristas de hacerse de dólares en la parte final del año repercute en la actividad del mercado paralelo; esos movimientos también estarán condicionados por la restricción del BCRA que limitó la compra a US$200 mensuales por cada persona física, informó La Nación.

S apreció este lunes un 0,5 % frente al real y cerró la jornada negociado a 4,211 reales para la compra y 4,212 para la venta en el tipo de cambio comercial.

El dólar estadounidense se apreció este lunes un 0,5 % frente al real brasileño y cerró la jornada negociado a 4,211 reales para la compra y 4,212 para la venta en el tipo de cambio comercial, lo que equivale a un nuevo máximo histórico.

El billete verde continúa con la tendencia alcista de las últimas semanas y este lunes volvió a superar su récord de cotización en Brasil, que databa del pasado día 18, cuando cerró en los 4,205 reales para la compra y los 4,206 reales para la venta.

El dólar acumula ya una suba de alrededor de 5% en lo que va de noviembre y de cerca del 9 % en los once primeros meses del año.

Según los expertos, la depreciación de la divisa brasileña se debe principalmente a factores externoscomo el estallido social en varios países de Latinoamérica y las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos.

Las protestas desatadas en Chile y Bolivia han impactado de forma generalizada las monedas de la región, en especial a las de las economías emergentes, porque aumenta la incertidumbre y han mantenido al dólar en niveles elevados en Brasil a pesar de la aprobación de la reforma del sistema de pensiones ansiada por el mercado.

El mercado de divisas en Brasil también se ha visto golpeado por la escalada de tensión entre Estados Unidos y China con la imposición de aranceles entre ambos países y que, según el Fondo Monetario Internacional (FMI), amenaza con lastrar el crecimiento global.

Brasil, la mayor economía de Sudamérica, aún se recupera de la dura recesión que provocó una caída de su Producto Interior Bruto (PIB) de siete puntos porcentuales entre 2015 y 2016.

En los dos años siguientes, el país registró un crecimiento de un 1%, resultado que podría repetirse en este 2019, para el que analistas del mercado financiero estiman una expansión del PIB del 0,99%, según un informe del Banco Central divulgado este lunes.

En el escenario interno, también influye el abultado déficit público y las fricciones entre el Gobierno de Jair Bolsonaro, en el poder desde el pasado 1 de enero, y el Congreso, clave para la aprobación de las reformas estructurales de su agenda liberal.

No obstante, las reservas en dólares de Brasil aún son cuantiosas para hacer frente a una depreciación más aguda del real.

De acuerdo con el Banco Central, el estoque de reservas internacionales se ubicó en octubre en los 369.800 millones de dólares, lo que supone una reducción de 6.600 millones de dólares frente a septiembre debido principalmente a la liquidación de una serie de ventas en el mercado, informó Clarín.

En el sector mayorista la moneda norteamericana cedió tres centavos y finalizó a $59,77; sin embargo en el balance semanal subió 10 centavos.

El dólar para la venta al público cerró a $62,90 promedio y, en la semana, cayó dos centavos, sostenido por las compras de bancos oficiales. En el sector mayorista la moneda norteamericana cedió tres centavos y finalizó a $59,77; sin embargo en el balance semanal subió 10 centavos.

El dólar contado con liquidación (CCL) cuya operatoria cierra en coincidencia con el mercado bursátil, se vende a $75,11, mientras que el dólar MEP cotiza a $71,77, lo que representó una suba de 0,5% y 0,4%, respectivamente.

En cuanto a la tasa de las Letras de Liquidez (Leliq) del BCRA, finalizaron la semana en 63,003%, sin modificaciones. El total adjudicado fue de $136.244 millones sobre vencimientos por $136.206 millones y a partir de esta operatoria se generó una contracción de liquidez de $38 millones, informó Télam.

La cifra surge por la utilización del impuesto a los combustibles como «amortiguador» de las oscilaciones de precios en las estaciones de servicio.

El Estado nacional dejó de recaudar 100.000 millones de pesos, desde marzo de 2018, por la utilización del impuesto a los combustibles como «amortiguador» de las oscilaciones de precios en las estaciones de servicio, tal como lo preveía la reforma tributaria de 2017.

Así se dio a conocer desde la Secretaría de Energía, tras el anuncio de que autorizará para diciembre un incremento del 5% del impuesto a los combustibles, por lo que no aplicará por completo la suba impositiva que corresponde y ese proceso quedará para el próximo gobierno.

La actual administración en los últimos dos años apeló, en distintas oportunidades, a postergar o aplicar parcialmente los incrementos del impuesto de cálculo trimestral y que toma como referencia la variación del Indice de Precios al Consumidor.

Estas postergaciones, decididas en particular este año, llevaron a que el sector registre un acumulado pendiente de aplicación del 20%, del cual un 5% regirá desde diciembre tal como se espera determine la Secretaría de Ingresos Públicos antes de fin de mes, informó Télam.

Cuanto más bajo sea el precio, más lo demandarán los consumidores: al parecer, es este el principio que llevó al hotel japonés Business Ryokan Asahi, en la ciudad de Fukuoka, a fijar una tarifa de un dólar (130 yenes) por noche para una de sus habitaciones.

La oferta está disponible todos los días, pero no obstante, tiene una importante condición adjunta: el periodo de su hospedaje se retransmitirá en YouTube las 24 horas del día.

La grabación se realiza con el pleno consentimiento de los clientes, y los empleados del hotel advierten con anticipación a los huéspedes que no deben desvestirse frente a la cámara ni hacer nada indecente. De lo contrario, su canal puede ser bloqueado por violación de las políticasde la plataforma de videos.

La moneda estadounidense estuvo defendida por las compras de bancos oficiales. En el sector mayorista, en tanto, cedió cinco centavos y finalizó a $59,67, mientras que en el balance semanal subió 17 centavos.

El dólar para la venta al público bajó cinco centavos y cerró a $62,929  promedio, en tanto en la semana cayó 13 centavos defendido por las compras de bancos oficiales.

El dólar contado con liquidación (CCL) cuya operatoria cierra en coincidencia con el mercado bursátil, se vende a $75,91, mientras que el dólar MEP cotiza a $71,76, lo que representó una baja de 1,6% y 0,1%, respectivamente.

En cuanto a las Leliq, el BCRA convalidó una baja marginal respecto del cierre de ayer al finalizar a 63,003% y en la semana retrocedió 20 puntos básicos. El total adjudicado fue de $156.066 millones sobre vencimientos por $156,493 millones y a partir de esta operatoria se generó una expansión de liquidez de $427 millones, informó Télam.

El dólar se ofrecía esta mañana en el Banco Nación a 57,75 pesos para la compra y 62,75 pesos para la venta, con una baja de 25 centavos con relación al último cierre.

El lunes, la divisa había cerrado a un promedio de 63,07 pesos, y este martes operaba con tendencia a la baja.

En el circuito informal, la moneda norteamericana se vendía en torno a los 64,50 pesos en «cuevas» del microcentro porteño.

La moneda estadounidense bajó 16 centavos, sostenida por las compras de bancos oficiales.

El dólar para la venta al público bajó 16 centavos y cerró hoy a $63,05 promedio en otra rueda de bajo volumen, en tanto en la semana cayó 30 centavos sostenido por las compras de bancos oficiales. En el sector mayorista la moneda norteamericana cedió 10 centavos y finalizó a $59,50, mientras que en el balance semanal perdió 25 centavos.

El dólar contado con liquidación (CCL) cuya operatoria cierra en coincidencia con el mercado bursátil, se vende a $78,80, mientras que el dólar MEP cotiza a $73,29, lo que representó una suba de 0,9% y 0,5%, respectivamente.

En cuanto a las leliq, el BCRA convalidó una baja de 80 puntos básicos respecto del cierre de ayer al finalizar a 63,209% y en la semana retrocedió 382 puntos básicos. El total adjudicado fue de $156.493 millones sobre vencimientos por $198.039 millones y a partir de esta operatoria se generó una expansión de liquidez de $41.546 millones, informó Télam.