Tag

Dinosaurios

Browsing

Bautizado con el poético nombre de “un trueno gigante al amanecer”, Ledumahadi mafube en lengua sesotho, los expertos han descrito una nueva especie de dinosaurio saurópodo, encontrado en Sudáfrica, donde vivió hace 200 millones de años y que fue pariente cercano y antecesor del brontosaurio.

Los restos encontrados pertenecerían a un espécimen adulto, de unos 14 años, y es posible que pesara unos 12.000 kilos, según un estudio que publica hoy Current Biology.

El nuevo dinosaurio caminaba predominantemente a cuatro patas, anticipando así, durante el Jurásico, el sistema de desplazamiento que posteriormente perfeccionaría el brontosaurio y sus semejantes.

Uno de los autores del estudio Jonah Choiniere de la Universidad de Witwatersrand en Johannesburgo señaló que este hallazgo muestra que“hace ya 200 millones de años, estos animales se habían convertido en los mayores vertebrados que han caminado por la Tierra”.

Choiniere destacó, en un comunicado, que entender la biología de estos animales usando solo los registros fósiles “es extremadamente difícil”, por eso usaron otros métodos para descubrir alguna de sus características.

De esta manera, para determinar si caminaba sobre dos patas, como sus antecesores, o sobre cuatro, desarrollaron un método usando medidas de animales actuales y midiendo el grosor de las extremidades del dinosaurio para inferir su peso y cuántas patas habrían sujetado dicho peso.

Así, los resultados sugieren no solo que el Ledumahadi mafube era cuadrúpedo, sino que muchos otros saurópodos tempranos estaban “experimentado” en el arte de caminar a cuatro patas, los cuales había surgidos de especies que se desplazaban solo con las traseras.

Choiniere dijo que la evolución de los saurópodos no es tan sencilla “como habíamos pensado”.

Además, según el experto, estos hallazgos muestran que millones de años antes de el tiranosauro o el velocirpator aparecieran en el hemisferio norte, ya había “un ecosistema próspero de dinosaurios en Sudáfrica”, donde vivían “gigantes de 12 toneladas, como el Ledumahadi, diminutos canívoros como el megapnosaurus, y los primeros mamíferos”.

Fuente: La Tercera

Comenzó la original muestra que exhibe diferentes especies, en tamaño real y con sonido, de la época jurásica y cretásica.

Con el apoyo de la Municipalidad de Trelew, este sábado abrió las puertas la Exposición de Dinosaurios Robotizados más grande de Latinoamérica. La muestra educativa, interactiva y recreativa se podrá visitar hasta el 2 de septiembre en el predio ferial de Trelew, sito en Josiah Williams 649, Ruta 7.

Desde el municipio se acompaña esta iniciativa que impulsan el sector privado, con la intención de brindar un espacio de entretenimiento y aprendizaje para la ciudad, teniendo en cuenta que la exposición se presenta por primera vez en Trelew.

Especies en exhibición

Se trata de una propuesta abierta a todo público para disfrutar 20 réplicas de ejemplares de la época jurásica y cretásica dotados de la mejor tecnología japonesa que les permiten realizar movimientos, respirar y emitir sonidos.

Son dinosaurios mecanizados, en su mayoría en tamaño real, pintados a mano y ambientados en la etapa en la que vivieron. La muestra, además, cuenta con una guía especializada.

Horarios

La muestra permanecerá abierta hasta el 2 de septiembre en el Predio Ferial de Trelew, ubicado en Josiah Williams 649, Ruta 7, los sábados, domingos y feriados de 11 a 21 horas con un valor de $ 200 la entrada, en tanto que, los días de semana se podrá visitar de 14 a 21 horas, con un costo de $ 150 pesos. Para los menores de 3 años la entrada será sin costo. Asimismo, habrá promociones especiales para las escuelas.

Con el apoyo de la gestión del intendente Adrián Maderna, llega a Trelew la Muestra de dinosaurios robotizados más grande de Latinoamérica. Se trata de una exposición educativa, interactiva y recreativa que contiene réplicas de 20 ejemplares de la época jurásica y cretásica dotados de la mejor tecnología japonesa que les permiten realizar movimientos, respirar y emitir sonidos.

“Agradecemos que hayan elegido a Trelew, una ciudad que es un ícono de la paleontología para llevar adelante esta muestra interactiva con rigor científico y educativo” dijo Olga Vicente, coordinadora de Educación de la Municipalidad de Trelew durante la presentación oficial de la Muestra que se realizará del 25 de agosto al 2 de septiembre en el Predio Ferial.

La funcionaria también remarcó que desde el municipio “apoyaremos con la difusión para que desde las escuelas y también los vecinos puedan disfrutar de este evento que será fascinante”, al tiempo que agradeció el aporte de otras áreas municipales como Transito y Guardia Urbana que también colaborarán para poder llevar adelante la actividad “estamos trabajando para que este evento novedoso salga de la manera en que se lo está planificando”, expresó.

También durante la presentación oficial de la Muestra de dinosaurios robotizados, realizada este miércoles en el Salón Histórico de la Municipalidad de Trelew, estuvo presente el director de la empresa encargada del arribo de la exposición, Bai Producciones, Federico Pena Duarte y la delegada local de Lotería del Chubut, Lorena Alcalá.

Días de visita

El representante empresarial, Federico Pena Duarte, informó que la Muestra se podrá ver entre el 25 de agosto y el 2 de septiembre en el Predio Ferial de Trelew, ubicado en Ruta 7 y que estará abierta los sábados, domingos y feriados de 11 a 21 horas con un valor de $ 200 la entrada, en tanto que los días de semana se podrá visitar de 14 a 21 horas, con un costo de $ 150 pesos.

Habrá precios especiales para las escuelas, los menores de 3 años no abonarán entrada y en el Predio Ferial habrá además juegos y servicio de  buffet.

Pena Duarte agradeció especialmente “al intendente Adrián Maderna para que esta muestra se pueda desarrollar en Trelew” y remarcó que “es educativa e interactiva”.

Detalló que “son más de 20 dinosaurios mecanizados, muchos en tamaño real, pintados a mano y ambientados en la etapa en la que vivieron” y también reveló que se trata de una exposición guiada por especialistas.

En tanto y en relación a las visitas de las escuelas, adelantó que se cursarán invitaciones a los establecimientos “para que hagan visitas en horario especial con un costo de 100 pesos” aclarando que “por cada 20 alumnos, 1 accede de manera gratuita”.

La nueva especie habitó lo que ahora es el sur de Utah hace más de 75 millones de años.

Un equipo de paleontólogos ha encontrado al sur del Estado de Utah (EE. UU.), los restos de una nueva especie y género de anquilosaurio, un dinosaurio con una curiosa armadura ósea puntiaguda, que ha sido bautizado como Akainacephalus johnsoniSus orígenes evolutivos están escritos en toda su superficie.

Las protuberancias óseas que cubren la cabeza y el hocico de Akainacephalus johnsoni,son similares a los de los anquilosaurios asiáticos, según explican los expertos en la revista PeerJ, que publica el estudio.

Fue una sorpresa, afirma Jelle Wiersma, paleontóloga de la Universidad James Cook en Townsville, (Australia). Ella y Randall Irmis, un paleontólogo del Museo de Historia Natural de Utah en Salt Lake City, esperaban que el esqueleto de 76 millones de años, desenterrado en 2008 en el Monumento Nacional Grand Staircase-Escalante de Utah (un área protegida al sur de Utah que hace millones de años formaba parte de un continente que ya no existe, Laramidia) tuviera una estructura más suave, al estilo de los Anquilosaurios norteamericanos.

Estos dinosaurios blindados aparecieron por primera vez en Asia hace unos 125 millones de años y alcanzaron el oeste de América del Norte hace unos 77 millones de años. Otro anquilosaurio norteamericano conocido, una especie diferente encontrada en Nuevo México que es 3 millones de años más joven que el dinosaurio recién descubierto, también tiene una armadura resistente comparable al de Akainacephalus.

Nueva luz sobre la evolución de la especie

El nuevo hallazgo se suma a la evidencia de que al menos dos tipos de anquilosaurios migraron de Asia a América del Norte a finales del Cretácico, posiblemente a través de un puente terrestre entre los continentes, según informan los investigadores: el puente terrestre de Beringia, que permitió que los dinosaurios y otros animales se movieran entre Asia y América del Norte.

Así, tras la diminución del nivel del mar, los dinosaurios pudieron llegar al vergel en el que posteriormente vivieron. Probablemente, según comentan los investigadores, los anquilosaurios se dispersaron de Asia a Laramidia varias veces, formando distintas poblaciones en el norte y el sur.

“Siempre es emocionante nombrar un nuevo taxón fósil, pero es igualmente emocionante si ese taxón también proporciona información adicional sobre el panorama general de su vida, como su dieta o aspectos de su comportamiento, y el entorno en el que vivía”, declara Wiersma.

Akainacephalus, un dinosaurio herbívoro, pudo medir hasta cinco metros de largo y representa el esqueleto más completo de un dinosaurio anquilosaurido encontrado en el suroeste de EE UU: no solo se ha descubierto un cráneo completo, sino también gran parte de la columna vertebral y una rabadilla completa, varios elementos de extremidades anteriores y posteriores, y una armadura de cuerpo huesudo que incluye dos anillos en el cuello y placas de armadura con púas.

Fuente: Muy Interesante

 

PH: Daniel Feldman

A partir de junio una réplica a tamaño real del Titanosaurio formará parte de la exhibición permanente del Field Museum, uno de los museos de ciencias naturales más importantes del mundo. Las piezas, enteramente realizadas en Trelew, llegaron a Estados Unidos este fin de semana para ser montadas por un equipo del Mef, que viajó a Chicago invitados por el Departamento de Exhibiciones del Field.

En el año 2012 Aurelio Hernández, un peón de campo, descubrió el primer hueso de lo que
luego sería uno de los hallazgos más asombrosos de los últimos años en el campo de la paleontología: más de 150 fósiles pertenecientes a los restos de al menos de 6 ejemplares de una misma especie de dinosaurio gigante, la más grande hasta ahora conocida.

El hallazgo no sólo llamó la atención por las dimensiones extremas de los fósiles, sino porquetal cantidad de restos permitirían obtener la reconstrucción anatómica más completa, hasta el momento, de los herbívoros más grandes en la historia de nuestro planeta. Así comenzaba la historia de Patagotitan mayorum.

Hoy, los fósiles originales de este gigante están depositados en la Colección del Mef. Pero el impacto de su descubrimiento ha sido tan grande que museos del mundo están pidiendo su réplica para incluirla dentro de sus exhibiciones:en el año 2016 se armó una en el American Museum of Natural History (Nueva York) y ahora, en esta semana, comienza un nuevo montaje en el Field Museum de la ciudad de Chicago. El dinosaurio patagónico estará ubicado en el Hall central, en reemplazo del icónico Sue, el Tyrannosaurus rex más grande del mundo.

El Field Museum, con casi 200 años, es uno de los museos más antiguos de Estados Unidos y tiene un promedio de dos millones y medio de visitantes al año. Está ubicado enChicago, la tercera ciudad en tamaño en ese país. “En este centro neurálgico estará Patagotitan, promocionando constantemente el turismo en Argentina, Patagonia y nuestro museo”, comenta Florencia Gigena, Gerente de Comunicación y Marketing del Mef.

Las réplicas para este nuevo ejemplar fueron enteramente realizadas por técnicos del Mef en uno de los talleres de Trelew bajo el asesoramiento de los paleontólogos que participaron en el descubrimiento. Ahora, luego de un proyecto de casi dos años de trabajo intensivo, las piezas llegaron -después de dos meses de viaje- este fin de semana al Museo de Chicago y fueron recibidas por un equipo que viajó especialmente para realizar el montaje.

Durante dos semanas, Maximiliano Iberlucea, Máximo Delloca, Walter Mora, Pablo
Passalía y Javier García Díaz trabajarán en el hall principal del Field Museum, a la vista del
público, para dejar instalado al dinosaurio en el lugar especial que tiene destinado.

“En el Field Museum desde hace ya varias semanas esperan expectantes la llegada de
nuestro gigante… ¡incluso ya lo bautizaron! Del mismo modo que su icónico T. rex se llama
‘Sue’, en este museo, esta nueva réplica de Patagotian desde hoy se llama Máximo (así, en
español, en reconocimiento al enorme tamaño del titanosaurio y a su tierra natal, Argentina)”, detalla Florencia.

El 25 de mayo se realizará una primera presentación formal ante la
prensa y el 1ro de junio quedará inaugurado para que los visitantes puedan conocerlo.

Trabajo titánico

Durante siete meses se trabajó en uno de los talleres del Mef, en la realización de moldes y
copias de los fósiles, así como en el esculpido de algunas piezas que no se encontraron.

Además de las réplicas y toda la estructura metálica que debe conectar internamente a
cada una de las piezas, hubo que analizar minuciosamente la postura final que tendría el
esqueleto de casi 40 metros de largo.

“Trabajamos con los planos del Hall en 3D y diseñamos la postura exacta: la cabeza está medida al milímetro para que se asome a un balcón del primer piso en donde habrá una estación de selfies. Por otro lado, tuvimos que tener en cuenta la araña de caireles del hall, que periódicamente bajan hasta el piso para limpiar. El dinosaurio está diseñado de tal manera que calce en la bajada de estas arañas”, explica Florencia.

Museo Egidio Feruglio, referente en el mundo

El piso de este museo es de una piedra calcárea de casi 180 años de antigüedad, es blando con una bovedilla hueca debajo “No puede soportar grandes cantidades de peso por metro cuadrado. La réplica fue diseñada dentro del Taller del Mef, basada en los reportes de ingeniería enviados desde Chicago, que sirvieron de guía para saber cómo distribuir la carga de peso, que en total es de 5000 kilos.”

La réplica debió ser transportada en un container marítimo contratado especialmente por el
Field Museum. “Un camión llegó al taller del Mef para trasladarla a Buenos Aires. De allí en barco hasta Nueva York, luego en tren hasta Chicago, y de allí en un camión hasta el Field. Nuestro Titanosaurio viajó dos meses, recorrió el continente entero y finalmente ahora está en Chicago”, finaliza Florencia.

De esta manera, Patagotitan se convierte una vez más en un embajador del Mef y de Patagonia ante los ojos del mundo.

LU17

“Estos dinosaurios tenían cráneos proporcionalmente largos, bajos, con muchos dientes afilados y dentados, huesos llenos de bolsas de aire como las de sus parientes modernos, los pájaros, y extremidades anteriores más impactantes, largas y poderosamente musculosas con garras gigantescas en los dos dedos internos de cada mano”, afirmaron.

Se trata del “Tratayenia rosalesi”, especie que pertenece a los Megaraptoridae, “una oscura manada de depredadores que habitaron Sudámerica y Australia durante las etapas media y avanzada del Período Cretácico”, último período de la Era de los Dinosaurios, informó la Universidad.

“Los megaraptóridos crecieron a más de nueve metros de longitud y probablemente fueron los depredadores más grandes y mortales en el sur de América del Sur desde hace al menos 95 a 85 millones de años”, detallaron.

El “Tratayenia rosalesi” -denominado así por el sitio donde fue encontrado, Tratayén, y su descubridor, el argentino Diego Rosales- es el primer miembro de Megaraptoridae en preservar la serie completa de vértebras de cadera, lo que aporta datos de la anatomía del esqueleto de estos carnívoros del Cretácico, poco conocidos.

El líder del estudio, Juan Porfiri, del Museo de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional del Comahue, contó que “cuando Diego Rosales nos dio aviso del hallazgo, rápidamente realizamos el pedido de autorización de rescate a la Dirección de Patrimonio de la provincia de Neuquén, cumpliendo con lo establecido por la ley que resguarda los fósiles de la provincia”.

“Luego, cuando nos dirigimos al lugar del hallazgo para realizar el rescate de los fósiles y comenzamos a remover el sedimento del hueso, nos dimos cuenta de que estábamos frente a un dinosaurio carnívoro con huesos extremadamente neumatizados y, por la forma de las vértebras, sospechábamos que estábamos ante un dinosaurio cercanamente emparentado con el Megaraptor”, explicó Porfiri.

El co-líder del estudio, Matt Lamanna, del Carnegie Museum of Natural History en Pittsburgh, consideró que “las vértebras de Tratayenia son tan hermosas como los fósiles de los dinosaurios, y tienen algunas características bastante extrañas para arrancar. Definitivamente desearíamos tener más huesos de esta bestia, pero igual, lo que tenemos es asombroso”.

Fuentes de la Universidad plantearon que la nueva criatura podría ser el megaraptórido geológicamente más joven que se haya encontrado en cualquier parte del mundo, lo que demuestra que estos depredadores sobrevivieron hasta hace al menos 85 millones de años, cerca del final de la era de los dinosaurios.

EN NEUQUÉN

Los restos fueron hallados casualmente por una vecina. Era un dinosaurio saurópodo titanosaurio que midió 20 metros de longitud

Paleontólogos presentaron ayer el nuevo hallazgo paleontólogico de esa provincia, el “Choconsaurus baileywillisi”, y anunciaron que a partir de hoy se expondrán parte de los restos originales -descubiertos hace más de dos décadas- en el Museo Ernesto Bachmann de Villa El Chocón.

La directora del museo, Mara Ripoll, manifestó que “este hallazgo es un gran aporte a nivel científico y turístico, ya que el museo creció a partir del Giganotosaurus Carolinii y los nuevos dinosaurios que han ido apareciendo en Villa El Chocón, que aportan muchísimo a la cantidad de fósiles que podemos exponer”.

“A partir de hoy van a estar expuestos parte del maxilar, parte de los metatarsos y un tramo de vértebras dorsales y vértebras caudales, un poquito de cada uno”, indicó Ripoll y agregó que “el resto del animal no va a estar expuesto al público, estará en el área de repositorio por resguado y para que pueda ser estudiado por los paleontólogos que así lo deseen”.

“Nuestro trabajo ahora es comenzar a preparar el material para lograr las réplicas, dibujos”, explicó la directora del museo paleontológico.

El primer hueso del Choconsaurus fue hallado hace 22 años, y la investigación estuvo a cargo de los doctores y paleontólogos Edith Simón, Leonardo Salgado y Jorge Calvo. Lo descubrió una vecina por casualidad. Y esas más de dos décadas fue el tiempo que les tomó a los investigadores armar el rompecabezas del Choconsaurus.

La doctora en Ciencias Biológicas Edith Simón, dijo que se trata de “un dinosaurio saurópodo titanosaurio con ciertos detalles que nos hacen pensar que ha sido bastante primitivo comparados con otros dinosaurios del Chocón y del mundo”.

“Estimamos que midió entre 18 y 20 metros de longitud y que habría pesado unas 25 toneladas aproximadamente, ya que no tenemos huesos largos que nos permitan medir con más precisión cuál fue el volumen y el peso”, expresó.

El hallazgo se realizó al norte de Villa El Chocón. Logró recuperarse parte de la mandíbula -dentario derecho- y del cráneo -premaxilar y maxilar incompletos-; siete dientes, cuatro vértebras cervicales; cuatro fragmentos de costillas del tórax, 19 vértebras caudales y un hueso de la cola llamado chevron.

Un grupo de científicos descubrió la primera evidencia de que un enorme dinosaurio carnívoro vivió al sur de África hace 200 millones de años.

El equipo de científicos encontró varias marcas de tres dedos que miden 57 centímetros de largo y 50 centímetros de ancho y son, hasta el momento, las huellas más grandes de terópodos en África.

La historia. Se cree que este dinosaurio pudo haber medido unos nueve metros de longitud por casi tres metros de altura, por lo que, según los investigadores, tenía cuatro veces el tamaño de un león.
Los paleontólogos han bautizado a esta clase de dinosaurio como Kayentapus ambrokholohali, que pertenece al grupo de los mega-terópodos, ósea los gigantescos dinosaurios carnívoros de dos patas, como el Tyrannosaurus rex.

“Estas gigantescas huellas son muy extrañas en el mundo. Solo existe otro lugar con 200 millones de años donde fueron encontradas huellas similares y está en Polonia”, indicó uno de los paleontólogos.
A nivel mundial, estas pistas grandes son muy raras. Solo hay otro sitio conocido similar en edad y tamaño, que está en Polonia, añadió Lara Sciscio.

La superficie antigua donde se encontraron estas huellas también está cubierta con las huellas de dinosaurios terópodos, pero mucho más pequeños.