Tag

Cristina

Browsing

Máximo Kirchner, junto al camporistas Wado De Pedro.

CFK digitó las listas de senadores. Máximo y Wado De Pedro fueron el último filtro. Pelea con gobernadores y enojo de intendentes.

Cristina Kirchner habló 25 minutos sobre Diego Bossio. Nunca bien. Fue durante la charla que mantuvo con Sergio Massa y reflejó la dimensión del entripado que la ex presidente tiene con quien fue su jefe de ANSeS.

Bossio, ahora espada de Sergio Massa, no quedó en las boletas del Frente de Todos porque al tigrense, luego del poema fatal de Cristina, ni se le ocurrió incluirlo como candidato.

El #EsConTodos que militó el kirchnerismo en los últimos meses no fue al final -más allá de maldiciones y dones de Bossio- tan con todos. Máximo Kirchner y Eduardo «Wado» De Pedro, sentados en el Instituto Patria, fueron el filtro definitivo de las listas.

Ejecutaron la hoja de ruta que bajó Cristina. Alberto Fernández, el candidato presidencial, apenas pudo intervenir en algunos entuertos: incidió en el acuerdo porteño, cinceló la aventura de Matías Lammens y la diputación de Fernando «Pino» Solanas aunque la butaca más apetecible fue para el camporista Mariano Recalde.

Esa «concesión» respondió a una lógica híper K: enfocarse en las butacas del Senado, por lo que además de Recalde, Cristina pulseó en todas las provincias para meter a sus dirigentes preferidos.

Oscar Parrilli, edecán cristinista, competirá por Neuquén en desmedro de Darío Martínez, un diputado camporista que se instaló como figura joven.

Martín Doñate, diputado nacional de La Cámpora, encabezará por Rio Negro seguido de Silvia Larraburu -que está en el bloque K- mientras que Matías Rodríguez, otro diputado camporista, encabeza la tira de Tierra del Fuego.

Martín Soria, ex candidato a gobernador, tuvo que bajar a diputado y Rosana Bertone, que perdió la gobernación, quería ir al Senado pero le cedieron una banca en la cámara baja.

Alberto F. era mirado por los gobernadores y los intendentes como un posible garante y contrapeso que limite la «voracidad» K en el cierre de listas. El dibujo final no parecía que lo haya logrado de manera sustanciosa.

«Alberto está como Néstor en el 2003: tiene que aceptar lo que sea», apunta un dirigente que lo rodea y defiende que no haya tenido más protagonismo.

En el planeta K, la defensa de la centralidad K -que comparte algún gobernador- es que «los votos son de Cristina» y los lugares entrables los aporta ese caudal de votos.

El argumento anexo, nota al pie, es que al peronismo le corresponden lugares «expectantes» porque es una especie de premio para que se esfuercen para que entren sus dirigentes. Hay, como en toda explicación política, bastante de cinismo.

El planteo más común en el mundo PJ es que La Cámpora volvió a ser lo que nunca dejó de ser: un sistema cerrado que prioriza a los propios incluso por encima de la competitividad del espacio.

El viejo refrán del la naturaleza del escorpión»Es con todos, con todos ellos», chicaneó, molesto, un peronista que siguió de cerca el cierre de listas para graficar el regreso de un fantasma: la pelea entre La Cámpora y el peronismo por el reparto de espacios.

La lapicera, el final, estuvo alojada en el Patria aunque el trámite final pueda ser en las oficinas de la calle Matheu adonde fue incesante el desfile de dirigentes para pedir número y nombre para participar de las primarias.

El viernes a la tarde, según el registro de los apoderados, había más de 500 presentaciones para participar de las PASO del Frente de Todos.

Una explicación: salvo Consenso Federal, bastante desdibujado y poco atractivo para el peronismo, no había otras ventanillas donde el PJ pueda ir a anotar sus candidatos.

El embudo, esta vez, fue más chico y brutal que años anteriores cuando existía la oferta del Frente Renovador de Sergio Massa.

Hubo más sectores y menos espacio porque la tira a repartir es más corta que la de la última vez que todo mayoritariamente le peronismo estuvo unificado: en 2011 cuando, incluso, existía la ventanilla De Narvaez.

Salvo excepciones, casi no hubo lista nacional donde La Cámpora una figura propia, pura, en los lugares más visibles y salibles: Mendoza (Marisa Uceda), en Tucumán (Mabel Carrizo), Marcos Cleri (Santa Fe), Gabriela Estevez en Córdoba o, por citar algunos, Carmina Besga (La Pampa).

Hubo batallas durísimas. En Entre Ríos, Gustavo Bordet forcejeó y en Chaco, Domingo Peppo amagaba con una PASO. En Salta, Javier David y Sergio «Oso» Leavy se prometían una primaria por el Senado que resolvería, también, la candidatura a gobernador del peronismo salteño.

Hay, claro, gobernadores en las boletas: Lucía Corpacci, que no reelegirá -y deja el lugar para Raúl Jalil- irá de primera diputada y Sergio Casas, en La Rioja, encabezará la boleta del Frente de Todos: en esa provincia, se votará el 27 de octubre.

Por PABLO IBÁÑEZ

 

Alberto Fernández selló su acuerdo con el tigrense este miércoles por la tarde y poco antes del cierre de alianzas oficializó el frente con el que competirán en las elecciones.

«Hace tiempo que una gran parte de nuestra sociedad espera que nos unamos para salir adelante. La construcción de una coalición electoral y de gobierno y un programa con bases y puntos acordados lo hará posible. El camino para ponernos de pie es entre todas y entre todos», posteó Alberto Fernández al oficializar el frente con el que competirá en las elecciones.

 

 

minutouno

Será entre el 2 y 10 de julio, cuando no haya juicio oral. El fiscal se había opuesto

Cristina Kirchner podrá ir por tercera vez a Cuba a visitar a su hija Florencia. El Tribunal Oral Federal 2, que lleva adelante el juicio oral por la causa de Vialidad, autorizó a la ex presidente y precandidata a vicepresidente a viajar a ese país entre el 2 y el 10 de julio. Deberá presentarse en tribunales 48 horas después de su regreso a la Argentina.

El viernes pasado, la defensa había pedido la autorización argumentando que las «razones del viaje eran estrictamente personales». También sostuvo que «la fecha había sido seleccionada especialmente para evitar que el viaje se superpusiera con las audiencias de juicio». Y aportó los pasajes y los datos del hotel en donde se alojaría.

Sin embargo, el fiscal Diego Luciani se opuso por las «numerosas medidas cautelares restrictivas de la libertad» de la ex mandataria.

Hoy, sin embargo, los jueces del Tribunal avalaron el viaje. «A pesar de haber comenzado el debate en el marco de la presente causa, lo cierto es que la fecha en la que ha solicitado viajar no implicaría ninguna afectación del cronograma de audiencias ni tampoco importaría su ausencia en el juicio, a raíz de los feriados decretados para los días 8 y 9 de julio del corriente año», sostuvo el TOF.

La resolución también reseñó que siempre estuvo ajustada a derecho: «Ponderamos positivamente los precedentes que surgen de este mismo incidente, que exhiben que cuando ha necesitado ausentarse del territorio nacional siempre solicitó autorización, a pesar de que al momento de ser procesada no se le ha impuesto la prohibición de salida del país ni ninguna otra medida restrictiva de la libertad».

Los jueces Jorge Gorini, Rodrigo Jiménes Uriburu y Andrés Basso también señalaron que ya habían autorizado el viaje en ocasiones anteriores. «Hemos de evaluar en similar sentido los excepcionales motivos invocados en anteriores solicitudes para su visita a la República de Cuba, debidamente justificados y aceptados por esta sede, vinculados al cumplimiento de sus deberes morales a partir del acompañamiento y cuidado de un familiar enfermo».

«En la medida en que el lapso en el que se ausentaría no implicaría su ausencia en el debate ni la modificación del cronograma de audiencias y toda vez que ha brindado la información acerca de dónde localizarla durante el período en que viajará, habremos de otorgar la autorización solicitada. Sin perjuicio de ello, se le requerirá a la solicitante que informe al tribunal de su regreso, dentro de las 48 horas», se dispuso.

Cristina Kirchner ya viajó en marzo y en abril a ver a su hija. Ella misma difundió un video en donde explicaba que la salud de Florencia «fue devastada» y que la joven no podía «permanecer sentada ni de pie».

 

 

infobae

Además, el flamante candidato a vicepresidente de Cambiemos calificó los tres años y medio de Cambiemos y pidió «jerarquizarlas Fuerzas Armadas».

El jefe del bloque de senadores del justicialismo, Miguel Ángel Pichetto, anunció este martes en conferencia de prensa que será el candidato a vicepresidente de Mauricio Macri en las próximas elecciones nacionales y dejará su cargo en el Congreso. «Macri me llamó hoy por la tarde y me pidió que lo acompañara. Inmediatamente dije que sí».

«Espero poder estar a la altura de las circunstancias, y con la lealtad que un vicepresidente tiene que acompañar a su presidente. Es un rol que estoy seguro que voy a poder cumplir con responsabilidad, con humildad y sabiendo cuáles son los límites. Acá es el presidente Macri el que ha decidido convocarme y hacer una base de sustentación política más fuerte», afirmó Miguel Ángel Pichetto.

Consultado por su crítica postura sobre las prisiones preventivas sobre funcionarios kirchneristas y la defensa de los fueros de los legisladores como Cristina Fernández de Kirchner, que marcaron una grieta entre Pichetto y el oficialismo, el candidato a vice ratificó su opinión: «La propuesta del presidente es tomarme de manera integral con lo que soy y lo que he pensado siempre, la vigencia del estado de derecho. Estoy en contra de la prisión preventiva anticipada. También los espacios políticos necesitan de la diversidad. Mi aporte también va a ser ese, una mirada sobre el sistema judicial argentino, hay que darle mayor transparencia. He mantenido posiciones muy claras que forman parte de una visión del derecho y de lo que significan los fueros, no voy a modificar esa posición».

Más adelante, Pichetto detalló que se comunicó con sus ex compañeros de Alternativa Federal, Juan Manuel Urtubey, Sergio Massa y Juan Schiaretti, espacio que proponía la «tercera vía» entre Macri y Cristina y que impulsaba Pichetto hasta su decisión de este martes.

Por otro lado, el senador destacó el gobierno de Cambiemos por sus políticas internacionales: «Califico con aciertos al gobierno de Macri en política internacional: reunirse con Bolsonaro, recomponer la relación con Brasil, Estados Unidos y Europa y la búsqueda de mercados. La economía se está estabilizando. Tenemos destino, nuevas tecnologías, nuevos emprendedores. La Argentina que siempre mira con la estadística de la UCA no es la que me contiene y tampoco al presidente. Buscamos una argentina para los que buscan trabajo».

Además, el funcionario del PJ pidió revalorizar a las Fuerzas Armadas: «Hay que jerarquizar las Fuerzas Armadas de la democracia que la Argentina tiene muchos espacios vacíos. Hay que  terminar con la lógica histórica de mirar la Argentina con la visión de hace 50 años. Hay que aumentar su presupuesto».

Por último, celebró la reacción de los mercados luego del anuncio: «El mercado funciona con reglas que no dependen del voluntarismo político pero hoy ha tenido una reacción que no me animo a decir que fue por esta decisión que tomó el Presidente, pero el mercado percibe los mensajes. Los bonos en Nueva York han crecido un 3,4% y el Riesgo País bajó 40 puntos. Ha sido asimilado de manera correcta por los mercados. Esperemos que baje más el Riesgo País».

 

 

Perfil

La ex mandataria presentará mañana su libro «Sinceramente» y cenará hoy a solas con el gobernador Zamora, que apoya la candidatura de Alberto Fernández.

El 24 de julio del año 2012, vestida de negro pero con mucho brillo, Cristina Kirchner inauguró el Fórum, un Centro de Convenciones y Exposiciones erigido en la vieja estación del Ferrocarril Mitre. A su lado estaba el gobernador de Santiago del Estero,  Gerardo Zamora, un dirigente de origen radical y vínculos profundos con el kirchnerismo.

Ella volverá mañana a ese mismo lugar, para presentar su libro bestseller «Sinceramente». Será un virtual inicio de campaña en el Norte Argentino, donde Zamora y su esposa, Claudia Ledesma Abdala, estarán de nuevo en primera fila.

Excepto por sus viajes a Santa Cruz y a Cuba, a donde ha ido a acompañar a su hija Florencia que permanece en la isla en tratamiento médico, la ex presidente no suele hacer giras provinciales desde que abandonó la Casa Rosada. La última vez que visitó el norte fue en 2017, al participar del Congreso Nacional de Mujeres Justicialistas, cuando perdió la elección bonaerense como candidata a senadora nacional.

Ahora es precandidata a vicepresidenta de la Nación, y tanto quienes están cerca suyo como Felipe Solá, le han recordado el peso electoral del noroeste y noreste, ratificado este fin de semana con la victoria de Juan Manzur en Tucumán.

Aunque mañana no protagonizará un acto con estilo proselitista, ya que se replicará el formato Feria del Libro, CFK hará un desembarco electoral. De las 2500 sillas colocadas en el Fórum, 300 serán para los máximos referentes de la política local, artistas, representantes de la cultura y de organismos de derechos humanos, como ocurrió en La Rural durante la Feria del Libro.

«Volver a enamorar» aconsejó Solá al proponer que la ex presidente viajara por el país y que lo mismo haga Alberto Fernández, tras el reposo médico que le aconsejaron tras sufrir una inflamación de pleura que lo sacó de la campaña durante 72 horas.

Por qué Santiago

La elección de Santiago del Estero como primera escala proselitista tiene su lógica política: el caudal de votos que el kirchnerismo siempre logró por el apoyo del matrimonio Zamora, pese a su pertenencia a la Unión Cívica Radical. En 2011, Cristina obtuvo allí un 82% de los votos para la reelección, su mayor porcentaje en todo el país.

Sobre esa base electoral, el kirchnerismo apunta a mantener sus votos propios en todo el norte (Santiago y Tucumán), así como en Chaco, Formosa, Catamarca y La Rioja. En esa región de la Argentina, con la excepción de Jujuy y Salta, CFK es un número puesto.

Asimismo, el viaje también tiene una cuota de simbolismo. Frente a las críticas por el pasado  y la «década perdida» que le atribuyen sus detractores, Cristina Fernández busca cobijarse allí donde su gestión fue efectiva. El Fórum es parte de ese simbolismo: lo califican como un centro de nivel internacional donde se presentaron grandes figuras y uno de los mejores sitios para espectáculos y actividades culturales en las provincias.

El arribo de la ex presidenta está previsto para las 20 (en un vuelo de línea),  y en agenda tiene una cena de bienvenida con los Zamora. Se alojará en el hotel Carlos V y los dirigentes locales, con apoyo de algunos colaboradores del Instituto Patria, tienen organizada una caravana desde el aeropuerto Ángel Aragonés hasta el centro de la Ciudad.

«Es una visita de Estado», aseguran en Santiago del Estero. No es para menos: Cristina fue clave para que la familia Zamora se consolide al frente de una provincia que se inclinará -definitivamente- a la candidatura que encabeza Alberto Fernández.

 

infobae

La causa investiga la supuesta cartelización de la obra pública y el presunto pago de sobornos por parte de empresas que explotaban las rutas con peajes.

«Se trata de una maquinaria de corrupción que, a nivel nacional, se instaló desde el comienzo mismo de la presidencia de Néstor Carlos Kirchner, permaneciendo enquistada en nuestra República Argentina, sin solución de continuidad, durante más de doce años».

La frase, escrita por el juez Claudio Bonadio, surge del nuevo procesamiento que se dictó en la megacausa de los cuadernos y en donde se analizó la responsabilidad de Cristina Kirchner por la cartelización de la obra pública, el sistema que quedó expuesto a través de las confesiones de los arrepentidos que desfilaron los fiscales ante Carlos Stornelli y Carlos Rivolo y el propio juez Bonadio cuando estalló el caso de las anotaciones de Oscar Centeno.

Pero además, en su escrito, Bonadio le envió un mensaje a la ex presidente y sus defensores: «La actividad desarrollada por este Tribunal no se trata de una ‘persecución judicial’, sino de una verdadera investigación judicial», dice la resolución a la que accedió Infobae.

A la hora de evaluar el rol de Cristina Kirchner en este esquema, Bonadio aludió a los dichos del financista Ernesto Clarens, que al declarar bajo la figura del arrepentido explicó «cómo era el mecanismo de recaudación –orquestado por Julio Miguel De Vido–, del cual formaban parte las empresas de la construcción más relevantes de este país, al igual que las máximas autoridades del Poder Ejecutivo Nacional». Así refirió que «las empresas enviaban a sus oficinas a alguna persona encargada de entregar una suma de dinero (correspondiente a un porcentaje de los pagos realizados desde la Dirección Nacional de Vialidad), y luego coordinaba con el ex secretario de Néstor Héctor Daniel Muñoz (fallecido el 25 de mayo de 2016) y/o el ex secretario de Obra Pública José Francisco López  la posterior entrega de ese dinero, que tenía por destinatarios, en última instancia, a Néstor Carlos Kirchner y Cristina Elisabet Fernández»

En su fallo, Bonadio repasó que «mientras permaneció con vida Néstor Carlos Kirchner, Clarens expuso que procedía a entregarle el dinero a Muñoz en el Hotel Panamericano (propiedad de Juan Carlos Relats, y donde aquél tenía una habitación); aunque, si se trataba de sumas importantes (un millón de dólares estadounidenses, por ejemplo), las entregas se hacían directamente en el domicilio del matrimonio presidencial, esto es, en el edificio ubicado en la calle Uruguay 1306, esquina Juncal 1411», aunque –según los cuadernos de Centeno- también podían ser en la quinta de Olivos «a manos del propio Néstor Carlos Kirchner», y en la Casa Rosada.

«Las entregas dinerarias se hacían semanalmente; al inicio en dos ocasiones, y luego, en una oportunidad, siendo que la suma total entregada fue superior a los 30 millones de dólares.  Incluso mencionó información, transmitida por Muñoz, acerca del destino que se le daba a ese dinero, que viajaba en aviones oficiales hacia las ciudades de Río Gallegos y de El Calafate, y era resguardado en una bóveda instalada en el subsuelo de la residencia del matrimonio Kirchner-Fernández, en El Calafate», se añadió.

El juez Bonadio advirtió en su fallo: «Lejos de tratarse de una leyenda urbana, estos datos fueron verificados». Y habló de la causa y los dichos de los pilotos presidenciales que contaban cómo Daniel Muñoz, el millonario ex secretario de Néstor Kirchner, viajaba a Santa Cruz. Y a los dichos de la diputada Mariana Zuvic sobre como «los días jueves o viernes cuando el matrimonio Kirchner volvía de Santa Cruz, Daniel Muñoz coordinaba la recaudación y la llevaba con ellos, en los aviones presidenciales».

Bonadio también refirió que en «el allanamiento del domicilio de Cristina Fernández, ubicado en la intersección de las calles Padre De Agostini y Tehuelches, ciudad de El Calafate, Provincia de Santa Cruz, se encontró en el subsuelo una bóveda, siendo que si bien, su entrada tenía una puerta de madera, el contramarco de la misma era de acero».

A criterio del juez, «también resulta muy gráfico en lo referente a la forma que se utilizó parte del dinero entregado a Héctor Daniel Muñoz en el domicilio de la calle Uruguay 1306 de esta ciudad y en la Quinta Presidencial de Olivos». Y refirió a la causa, también anexa a cuadernos, en donde se corroboró que Muñoz y sus testaferros compraron propiedades en Estados Unidos e hicieron millonarias inversiones en el país para lavar dinero. » Yo entendía que la plata venía de ahí. En realidad no sé si la plata era de Néstor o si la compartían. Es un secreto que se llevaron los dos a la tumba», le dijo Carolina Pochetti, viuda de Muñoz, en su acuerdo de arrepentimiento. El ex ministro santacruceño Juan Manuel Campillo también confió en ese acuerdo que Muñoz en su lecho de muerte le dijo: «Mirá tengo este problema, yo me quedé con todo este dinero a mi nombre, y no se lo quiero dejar a mi mujer, esto es parte de una fortuna que no es mía». El ex contador de los Kirchner, Víctor Alejandro Manzanares, también habló en su confesión de las «llaves de los tesoros, que eran los lugares donde se guardaba dinero».

«Volviendo al esquema de recaudación a través de los empresarios –dijo Bonadio-, Clarens también manifestó que López preparaba el listado de las empresas que recibirían los pagos de la Dirección Nacional de Vialidad, junto con la presidente Cristina Elisabet Fernández, aunque según López, esta última definía quién cobraba y quién no».

 

infobae

Con esta lapidaria frase, el histórico dirigente de la Unión Cívica Radical Mario Cimadevilla aportó un dato más para ratificar el divorcio de amplios sectores del partido con la alianza Cambiemos y su distanciamiento del gobierno de Mauricio Macri.

El histórico dirigente de la Unión Cívica Radical Mario Cimadevilla en declaraciones radiales aseguró: «hoy no sé si creerle más a Macri o creerle más a Cristina». Cimadevilla había comenzado bien su relación con el gobierno de Macri. Fue nombrado como titular de la Unidad Especial de Investigación del Atentado a la AMIA. Pero su paso por el gobierno nacional no duró mucho tiempo. Y terminó mal.

Cimadevilla se fue dando un portazo y acusando a Macri y al ministro de Justicia Daniel Garavano de «encubrir a sus amigos». Hizo un extenso informe que tuvo una importante repercusión nacional. Nunca se lo vio cómodo a Cimadevilla en su puesto, donde llegó por compromisos partidarios tras finalizar su paso por el senado nacional.

Menna parece quedarse cada vez más solo para enfrentar una elección que a la luz de los hechos está fuertemente polarizada entre el actual gobernador Mariano Arcioni y el intendente de Comodoro Rivadavia Carlos Linares. Las esperanzas de volver al poder que el radicalismo tuvo en los comienzos de 2019 se desvanecieron cuando se abrieron las urnas de las PASO del 7 de abril.

Gustavo Menna la sigue peleando pero no solo tiene que convencer a extraños. También a los propio, que de a uno comienzan a darle la espalda. Nadie es dueño de los votos de nadie, pero expresiones como la de Cimadevilla y decisiones como la de la concejal de Trelew Florencia Rossi (le cambió el nombre a su bloque. Ya no se llamará Cambiemos, con el que llegó a ocupar la banca, sino Unión Cívica Radical informó El Extremo Sur) tienen peso político y tal vez electivo.

La dirigencia está haciendo todo el esfuerzo para que la UCR de Chubut con o sin aliados deba esperar un nuevo turno electoral para aspirar a conducir los destinos de la provincia.

 

ElPatagonico

El Gobierno formalizará su iniciativa en las próximas horas. Incluirá los 10 puntos que se empezaron a negociar la semana pasada con algunas modificaciones propuestas por la oposición

El presidente Mauricio Macri formalizará su convocatoria a todos los sectores para negociar una serie de consensos básicos que se transformarán en un compromiso para el próximo gobierno, independientemente del partido que gane las elecciones.

Fuentes oficiales confirmaron a Infobae que a través de una carta firmada por el propio jefe de Estado se llamará al diálogo a Cristina Kirchner y a todos los precandidatos presidenciales. En esa lista se encuentran Juan Manuel Urtubey, Sergio Massa, Roberto Lavagna, Daniel Scioli y Miguel Ángel Pichetto.

Algunos de estos dirigentes mantuvieron negociaciones con el ministro del Interior, Rogelio Frigerio. Otros como Lavagna, Massa y Scioli recibieron el llamado directo de Macri.

Fuentes cercanas a CFK aseguraron que todavía la ex mandataria no fue contactada y que no se expedirá sobre el tema hasta ese momento. Dirigentes que la rodean aseguraron en diversas entrevistas que es improbable que la senadora acepte la convocatoria.

Dirigentes como Lavagna y Massa se mostraron reticentes a un acuerdo: ambos coincidieron en calificar la medida como «marketinera» y no como una necesidad real de acordar políticas públicas.

La Casa Rosada ampliará la convocatoria a la Iglesia católica, a la Iglesia evangélica, a las cámaras empresarias más importantes (G6, AEA, CAME), a los 24 gobernadores y a la CGT.

Ayer, el presidente de la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), monseñor Oscar Ojea, se manifestó en las últimas horas a favor de un «diálogo fructífero, lo más amplio posible y con agenda consensuada».

«Nosotros creemos en la posibilidad de un diálogo fructífero y le pedimos al Señor que los argentinos tengamos el coraje de poder dialogar entre nosotros para sacar el país adelante», dijo en una entrevista con la agencia estatal Télam en el Vaticano.

Los diez puntos que negocia el Gobierno con la oposición

  1. Lograr y mantener el equilibrio fiscal.
  2. Sostener un Banco Central independiente, que combata la inflación hasta llevarla a valores similares al de países vecinos.
  3. Mayor integración al mundo, promoviendo el crecimiento sostenido de nuestras exportaciones.
  4. Respeto a la ley, los contratos y los derechos adquiridos con el fin de consolidar la seguridad jurídica, elemento clave para promover la inversión.
  5. Creación de empleo a través de una legislación laboral moderna.
  6. Reducción de la carga impositiva, a nivel nacional, provincial y municipal y enfocado en los impuestos más distorsivos.
  7. Consolidación de un sistema previsional sostenible y equitativo.
  8. Consolidación de un sistema federal, basado en reglas claras, que permitan el desarrollo de las provincias y que impidan que el Gobierno nacional ejerza una discrecionalidad destinada al disciplinamiento político.
  9. Asegurar un sistema de estadísticas transparente, confiable y elaborado en forma profesional e independiente.
  10. Cumplimiento de las obligaciones con nuestros acreedores.

 

Infobae

Lo hizo ante el juez federal Julián Ercolini quien tiene que decidir si eleva a juicio el caso y mientras evalúa el pedido de todas las partes.

La Unidad de Información Financiera (UIF) pidió a la Justicia que envíe a juicio oral y público a la expresidenta Cristina Kirchner y sus hijos, Florencia y Máximo, por presunto lavado de dinero en el caso Hotesur por el alquiler de sus hoteles.

Lo hizo ante el juez federal Julián Ercolini quien tiene que decidir si eleva a juicio el caso y mientras evalúa el pedido de todas las partes, en el caso de la UIF querellante en el caso por el cual la expresidenta está procesada por lavado de dinero.

Ahora, se correrá vista a la Oficina Anticorrupción, también querellante en el caso, previo a definir si eleva a juicio el expediente.

El pedido de juicio ya fue formulado por los fiscales del caso, Gerardo Pollicita e Ignacio Mahiques, y abarca además al empresario Lázaro Báez.

La causa es por la maniobra de lavado de dinero de 80 millones de pesos a través del alquiler de plazas hoteleras a las empresas de Lázaro Báez, quien se encuentra detenido y actualmente es juzgado en la causa conocida como la «ruta del dinero K».

«Los planes criminales llevados adelante por esta organización criminal no se agotaban en el sistema de beneficios y prebendas a favor de los empresarios amigos, que de esta forma se enriquecían gracias a los vínculos trazados», sostuvieron los fiscales.

Bonadio, sobreseído

El fiscal Eduardo Taiano pidió sobreseer al juez Claudio Bonadio por el procedimiento en los allanamientos realizados en las propiedades de Cristina Kirchner, en la causa de los cuadernos de las coimas.

En agosto pasado, el abogado defensor de CFK, Carlos Beraldi, presentó una denuncia en los Tribunales de Comodoro Py contra Bonadio por «abuso de autoridad y violación de los deberes de funcionario público».

Para la defensa de Cristina, los allanamientos realizados en dos propiedades de la senadora, en el barrio de Recoleta y en Río Gallegos, expresan una «extraordinaria gravedad institucional» que además «de violentar garantías constitucionales básicas (inviolabilidad del domicilio y defensa en juicio), constituye un indebido entorpecimiento del ejercicio de la profesión de abogado», ya que, según denuncia Beraldi, no le permitieron presenciar el operativo.

 

ambito.com

Con la causa de los sobornos suma seis procesamientos. Dólar futuro, Hotesur, Los Sauces, obra pública y memorándum con Irán.

La ex presidenta Cristina Kirchner acaba de ser procesada por el juez Claudio Bonadio en la causa que investiga los cuadernos de las coimas. La considera jefa de la asociación ilícita que se dedicaba a cobrar coimas de las empresas contratistas de la obra pública.

Con este procesamiento, la actual senadora suma seis en la Justicia federal y su situación judicial se complica cada vez más

Estas son las cinco causas restantes en las que está procesada.

Memorándum con Irán

El juez Claudio Bonadio también envió a juicio oral la causa que investiga el encubrimiento del atentado a la AMIA. Está procesada y tiene un pedido de prisión preventiva, pero permanece en libertad porque tiene fueros parlamentarios por ser senadora. El expediente investiga si hubo un pacto con Irán para vender petróleo a cambio de impunidad para los acusados de volar la AMIA.

Dólar futuro

El juez Claudio Bonadio ya elevó el expediente a juicio oral. Está procesada por el delito de administración infiel en perjuicio del Estado. El juez considera que hubo delito en vender operaciones de dólar futuro a un precio más bajo del que pagaba el mercado. Están procesados el e ministro de Economía, Axel Kicillof, y el ex presidente del Banco Central, Alejandro Vanoli.

Direccionamiento de la obra pública

El juez Julian Ercolini la procesó y envió la causa a juicio oral. El procesamiento es por asociación ilícita y fraude por haber favorecido y direccionado obra pública para el empresario Lázaro Báez. Según la Justicia, el kirchnerismo armó una estructura para beneficiar a Báez con contratos viales. Es la primer causa contra Cristina en la que se la juzgará por un caso vinculado directamente a la corrupción.

Los Sauces

Está procesada. El juez Julián Ercolini la investiga por asociación ilícita, lavado de dinero y dádivas. Es por el alquiler de propiedades a a Lázaro Báez y Cristóbal López que serían dádivas por las obras que recibían. También están procesados sus hijos Máximo y Florencia Kirchner

Hotesur

La ex presidenta está procesada junto a sus hijos, Máximo y Florencia Kirchner por lavado de activos. En la causa Hotesur, la hipótesis que se investigó es que la ex familia presidencial recibió dinero “a través del negocio hotelero bajo cierta apariencia de legitimidad”, lo que le aseguraba -según señaló el juez Julián Ercolini- poder declarar esos fondos ante el organismo anticorrupción y ante el fisco “ocultando su verdadero origen”, supuestamente ilícito. Quienes pagaban esas pagaban habitaciones de hotel eran Lázaro Báez y Cristóbal López.

Clarín