Tag

Corte Suprema

Browsing

Sin consenso para seguir al frente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, dejará la presidencia del máximo tribunal de Justicia del país luego de más de 11 años en el cargo. Será reemplazado por Carlos Rosenkrantz.

El todavía presidente de la Corte se incorporó al órgano de Justicia el 12 de diciembre de 2004, cuando fue propuesto por Néstor Kirchner, después de que el Senado aprobara su pliego para ocupar la vacante que había dejado Adolfo Vázquez. El 7 de noviembre de 2006 fue designado como presidente, cargo que asumió formalmente el primero de enero de 2007, en reemplazo de Enrique Petracchi.

En junio, el funcionario judicial fue recibido por el presidente Mauricio Macri en Casa Rosada, donde ambos compartieron un almuerzo. En ese momento, los rumores acerca de una posible renuncia a pedido del primer mandatario fueron disipados por el Gobierno, cuando el secretario de Presidencia Fernando de Andreis salió a desmentirlos. Tres meses más tarde el escenario cambió.

El reemplazo por Rosenkrantz se concretará a partir del primero de octubre. A esta decisión se llegó luego de una “tensa” reunión de Acuerdos, donde Lorenzetti no habría alcanzado las voluntades suficientes para continuar en el cargo. Fueron sus históricos aliados quienes optaron por no renovarle los pergaminos. Fuentes judiciales aseguraron que la salida del santafesino corresponde a un cambio de época, en medio de una fuerte crisis admitida por el Gobienro nacional, con el objetivo de sostener la “institucionalidad” del Poder Judicial.

Rosenkrantz es abogado, egresado de la UBA en 1983 y tiene un magister y un doctorado en Derecho, ambos títulos de la Universidad de Yale. Fue profesor en varias universidades estadounidenses, en España y en la UBA y se desempeña desde 1998 como Rector de la Universidad de San Andrés.

Fue autor y coautor de numerosos libros y artículos tanto en el país como en el exterior. En 1994 fue asesor de la Honorable Convención Constituyente y se desempeñó como asesor del “Programa para la Justicia” del Banco Mundial. Previo al tratamiento de su pliego, Rosenkrantz -de ascendencia radical- debió admitir el listado de clientes de su estudio, ante los que eventualmente tuvo que enfrentar un conflicto de interés en caso de que llegue algún expediente para tratar en el tribunal.

Conocido es que Rosenkrantz representó al Grupo Clarín en la audiencia pública por la Ley de Medios, pero también litigó a favor de Cablevisión, YPF, Musimundo, América TV, Ávila Inversora, La Nación, La Rural (en cuya causa ya intervino la Corte), Carbap, McDonald’s, y las cerveceras Anheuser-Busch InBev, Quilmes y Grupo Modelo. También representó a Panamerican Energy y Central Térmica Patagónica SA. El estudio Bouzat, Rosenkrantz y Asociados declaró haber asesorado a los Fondos de inversión GP, Aconcagua Ventures, HWF Capital y Pegasus (donde se desempeñó Mario Quintana, exsecretario de Coordinación Interministerial).

La gran ganadora con la salida de Lorezetti de la presidencia de la Corte fue Elisa Carrió, quien mantiene un antiguo pleito con el maigstrado, que incluyeron denuncias penales cruzadas. Exultante, al enterarse de la salida, la diputada de Cambiemos festejó:”¡Gracias a Dios! Yo lo vengo denunciando desde hace 10 años. Terminó la impunidad y la extorsión. No es más presidente, que es quien administra la Corte. Es un milagro, no sabía que podía ocurrir”, sostuvo, efusiva la dirigente macrista.

 

 

Ambito

La Corte Suprema de Justicia de la Nación confirmó la resolución del juez federal de Bariloche, Gustavo Villanueva, para que el líder de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM), Facundo Jones Huala, sea extraditado a Chile para que las autoridades de ese país puedan juzgarlo por el incendio de una casa y la tenencia ilegal de un arma de fuego.

Los jueces Ricardo Lorenzetti, Elena Highton de Nolasco y Juan Carlos Maqueda rechazaron los planteos de la defensa del líder de la RAM en los que se opuso a la extradición argumentando que incumplía la norma sobre los pueblos originarios y el “principio de doble discriminación”.

Los tres magistrados también puntualizaron que los abogados de Jones Huala no fundamentaron lo suficiente para considerar positivamente que la “extradición resultaba improcedente por estar relacionada a un delito político o conexo”.

Lorenzetti, Highton y Maqueda además negaron la posición de la defensa que planteó que “en caso de ser el acusado extraditado, existiría riesgo de persecución por raza y nacionalidad o de que se aplicara una pena cruel, inhumana y degradante”.

De todas maneras, la Corte Suprema le informó a las autoridades de Chile que “el tiempo de privación de libertad al que estuvo sujeto Jones Huala durante el trámite de extradición (en la Argentina) sea computado en Chile como si hubiese sufrido el curso del proceso”.

Ahora, para que el líder de la RAM sea extraditado, solo hacen faltan dos firmas: la del canciller Jorge Faurie y la del presidente Mauricio Macri.

 

 

El Pais

La Corte Suprema ordenó este martes a la Justicia jujeña que disponga “con carácter de urgencia” el arresto domiciliario a Milagro Sala y le dio un “plazo de cinco días” para que explique las razones por las que la líder de la Tupac Amaru fue trasladada a un penal de Salta.

El máximo tribunal, con las firmas de Ricardo Lorenzetti, Juan Carlos Maqueda, Elena Highton de Nolasco, Horacio Daniel Rosatti y Carlos Rosenkrantz, instó a la Justicia de esa provincia para que, “con carácter de urgente”, se cumpla con lo resuelto el 5 de diciembre pasado “y salvaguardar la vida, integridad personal y salud de la señora Milagro Amalia Angela Sala”.

Los jueces de la Corte Suprema recordaron que ese tribunal “hizo mérito”, en su fallo del 5 de diciembre pasado, del pronunciamiento de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que el 27 de noviembre resolvió: “Requerir que el Estado de Argentina adopte, de manera inmediata, las medidas de protección que sean necesarias y efectivas para garantizar la vida, integridad personal y salud de la señora Milagro Sala”.

La dirigente social había sido trasladada a un penal del Complejo Penitenciario Federal General Martín Güemes, ubicado en la provincia de Salta, por decisión del juez Pullen Llermanos, horas después de que salieran a la luz “los cuadernos de Milagro Sala”.

Sala, que enfrenta una megacausa por lavado de activos, está detenida desde el 16 de enero de 2016 y antes de la decisión de Pullen Llermanos, cumplía prisión domiciliaria en su casa de la localidad jujeña de El Carmen.

 

Clarín