Tag

Cervecerías

Browsing

Desde la Municipalidad de Comodoro Rivadavia se confirmó que este viernes quedaron habilitados para la reapertura, bares, confiterías y restaurantes en la ciudad. Utilizarán el mismo protocolo sanitario que se implementó semanas atrás, cuando abrieron sus puertas por primera vez desde el inicio de la pandemia de coronavirus.

La medida comienza a regir desde este viernes, luego de que se indicara que estaban dadas las condiciones sanitarias, y tras llegar a un consenso con el ministro de Salud de Chubut, Fabián Puratich. Siguen suspendidas por el momento la actividad en los gimnasios, salones de danza, y continuarán prohibidas las reuniones familiares en Comodoro.

Los locales gastronómicos estarán abiertos con atención al público: “A partir de las 8 de la mañana hasta las doce de la noche”, indicó Juan Manuel Fernández, propietario de Hilario a ADNSUR. Asimismo, aclaró que para el ingreso a los locales no regirá la restricción según terminación par o impar del DNI. “Estamos igual que la primera vez que hicimos la apertura”, dijo.

Además aseveró que no hace falta que pidan reserva aunque se pueden hacer para evitar la espera, ya que los comercios pueden ocupar solo el 50% de la capacidad: “Lo que es importante es ingresar con barbijo y seguir todas las pauta de protocolos”., manifestó Fernández.

Por último, destacó la importancia de que se los habilitara para abrir las puertas nuevamente, ya que solo podían trabajar bajo la modalidad de delivery “nosotros estamos preparados para vender en el salón, y no para otra modalidad de venta. (el delivery) es el 5% de la facturación mensual que tenemos habitualmente”, indicó.

Después de varias reuniones entre representantes de la Asociación Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central (AHGPC) y funcionarios municipales, y tras la elaboración de un estricto protocolo de bioseguridad, este viernes reabren sus puertas los restaurantes, bares y cervecerías de Comodoro.

La Asociación Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central (AHGPC) elaboró un protocolo de bioseguridad que se deberá aplicar en todos los restaurantes, bares y cervecerías de Comodoro.

En el protocolo se tuvo en cuenta al personal, proveedores, clientes y a todos los involucrados en el proceso productivo, entrega a destino y consumo en el establecimiento. Con capacitación de todo el personal antes del inicio de las actividades; el control de los trabajadores previo a sus ingresos donde se verificará que todos cuenten con mascarilla y les tomará la temperatura para comprobar el buen estado de salud.

Los elementos de bioseguridad serán usados en función al riesgo de la actividad que realiza el personal y serán entregados por la empresa según el proceso (guantes, cofia, mascarillas y de protección).

Se autorizará la permanencia de hasta un 50% de la capacidad total habilitada por el municipio y una distancia de 1,80 metros entre las mesas. No será requisito la reserva previa, los clientes que no dispongan de ubicación para sentarse deberán esperar afuera del establecimiento o en zona habilitada para tal fin que cumpla las pautas de distanciamiento.

En las mesas, según se detalló, se podrán sentarse un máximo de cinco personas, salvo que se trate de grupo familiar primario. Y en cuanto al «servicio de mesa» (pan, hielo, servilletas, aderezos) serán provistos en el momento para evitar su contaminación. Las servilletas deben ser de papel, los individuales también o de cuerina, o similares superficies de fácil desinfección.

Así lo anticiparon desde la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central (AEHGPC). Los locales volverían bajo un estricto protocolo de bioseguridad.

La Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central (AEHGPC) informó a través de un pequeño comunicado que mañana viernes podrían reabrir sus puertas los restaurantes y bares de Comodoro bajo el protocolo de bioseguridad presentado días atrás a la Municipalidad.

La noticia se anunció ayer miércoles por la tarde en una reunión que mantuvo el intendente Juan Pablo Luque con la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica, empresarios gastronómicos de la ciudad y autoridades del EnCoTur, Fiscalización y Seguridad de la Municipalidad de Comodoro.

El comunicado de la Asociación.

Desde la Asociación indicaron «queremos ser cautos en brindarles la información, ya que aún falta la autorización desde el Ministerio de Salud de la Provincia, pero en las próximas horas se anunciaría oficialmente la reapertura de restaurantes y estaría disponible el protocolo para todos nuestros socios».

Por su parte, la conocida cervecería céntrica «Antares» ya anunció en sus redes sociales la reapertura de su local ubicado sobre calle 25 de Mayo, al igual que la heladería y confitería «Del Viento».

El pasado martes 19 de mayo, la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central, elaboró un detallado protocolo que permitiría a los restaurantes y bares abrir nuevamente sus puertas, cuidando la seguridad y salud de los trabajadores y la de los comensales.

El protocolo contiene medidas de bioseguridad adaptadas a la actividad, entre las cuales se destacan, además de todos los cuidados ya conocidos de higiene y desinfección, controles de salud de todo el personal al ingreso de cada turno de trabajo, indicaciones de cómo actuar ante situaciones de emergencia y una readecuación de las rutinas laborales.

En cuanto al espacio físico la ocupación del salón será reducida dependiendo la superficie de cada establecimiento y manteniendo distancias estipuladas entre comensales, publicó ADNSur.

Hace tres años que la cervecería “The Hop Stop” venía creciendo de manera sólida en Comodoro Rivadavia. Su local ubicado en La Prensa 496 comenzó como un centro de recargas de growlers y venta de insumos de cervezas.

La alta demanda permitió que fuera mutando en un pequeño bar donde se vendía comida rápida. Luego la cervecería del barrio Roca estaba pensando en expandirse para ofrecer un servicio más cómodo a sus clientes, cuando apareció el COVID-19 y todos los planes de sus propietarios quedaron para el futuro.

Es que la situación es tan crítica que el consumo de cerveza artesanal bajo un 90% en Comodoro y muchos locales han comenzado a cerrar por no poder hacer frente a los costos operativos ante la paralización de la economía por la cuarentena del coronavirus.

“La venta bajó terriblemente. Siempre que abrimos fuimos hacia adelante y siempre fuimos creciendo en las ventas. Pensamos en expandirnos, pero la verdad es que hoy nos encontramos con otro problema. Con todos los colegas que hablamos coincidimos en que estamos vendiendo un 10% de lo que vendíamos antes de la pandemia. Yo vendía 20 barriles por semana y hoy solamente vendo dos”, graficó Marcos Piazzon, uno de los propietarios de The Hop Stop, en diálogo con El Patagónico.

El comerciante graficó que las cervecerías fueron la primera víctima del coronavirus en Comodoro porque estos locales fueron los primeros en cerrar y el futuro no permite vislumbrar un mejor panorama.

“Somos uno de los sectores más golpeados. Yo estoy con la cabeza a mil para generar alternativas para ver qué podemos hacer. El futuro lo veo complicadísimo. La cerveza es un gusto que se da el trabajador. Cuando uno sale del laburo se toma una cerveza o era una costumbre ir al bar para tomarte una pinta y relajarte. Era una cuestión muy de lo social. Hoy es un gusto es para dárselo encerrado y a nosotros nos golpea porque el mes que viene no sabemos cuánto vamos a poder vender”, lamentó.

HORARIOS ACOTADOS

Las cervecerías pudieron volver a abrir sus puertas el martes como todos los locales comerciales. Sin embargo, el horario de atención es solo hasta las 18 y esto genera problemas para los locales de recarga de growlers o venta de cervezas porque el movimiento comienza a las 19 o 20.

“Hoy no hay mucha gente circulando en la calle, pero pensamos que nos va a dar un poquito más de aire. Pero el horario es acotado porque te dejan laburar hasta las 18 y el rubro se empezaba a mover a las 19 o 20. Nosotros estamos abriendo para mostrador de 16 a 18 y después hacemos delivery. Ojalá se pueda extender hasta las 19:30 porque eso nos daría más visibilidad y, así, vender más. Estamos medios jugados con ese horario”, cuestionó.

“El grueso de nuestras ventas de nuestro rubro es el viernes a la noche y el sábado. El primero no lo tenés y el sábado a la tarde tampoco. Suponemos que puede ayudar un poco el mostrador. Pero estas restricciones nos acortan las ventas y realmente necesitamos que se pueda extender el horario”, agregó.

Como los dueños de tantos otros locales, Marcos manifestó que el servicio de delivery no está instalado en Comodoro y es difícil llevarlo a cabo por las distancias entre los barrios.

“Nos permitieron hacer delivery, pero es una cosa rara. Nunca funcionó. La gente no está acostumbrada y los costos se nos incrementaron terriblemente. Nosotros tenemos un costo cero por delivery pero es algo que hacemos para seguir vendiendo”, consideró.

FUTURO INCIERTO

La baja en los salarios de los trabajadores y la incertidumbre en lo laboral impactan en la venta de cervezas. El futuro preocupa. “Siempre fui muy optimista, pero acá hay una cuestión de interés general, que hace un poco más de ruido cuando escucho la gente que está suspendida del petróleo porque somos parte de una misma economía”, aseguró Marcos.

“Muchas cervecerías han cerrado. Algunos tenían el local porque lo tenían como una segunda opción ante la situación decidieron cerrar. Otros decidieron cerrar porque los costos operativos por cerrar antes de hacer delivery. Nosotros apostamos a seguir en marcha, pero no sabemos cuántos podrán aguantar”, advirtió.