Tag

caos en Chile

Browsing

El jefe de la Defensa Nacional de la Región Metropolitana, general de división Javier Iturriaga, anunció a través de un comunicado que no habrá toque de queda en las ciudades chilenas de Santiago, Valparaiso y Concepción a partir de este mediodía.

Según el comunicado, “durante el transcurrir de los días, la Región Metropolitana ha alcanzado índices de normalidad, tanto en el funcionamiento de la ciudad como en la vida de los habitantes, logrado gracias a la contribución de todos los ciudadanos”.

El anuncio alcanzó también a la costera Valparaiso y a la sureña Concepción, situada a 600 kilómetros de la capital chilena.

La novedad se conoció después de la histórica marcha que se realizó en Santiago en día de ayer, que reunió más de un millón doscientas mil personas que de forma pacífica pidieron el fin del Estado de Emergencia y del toque de queda, entre otras demandas.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, ha anunciado este sábado un cambio de gabinete y el posible levantamiento de los estados de emergencia decretados en varias partes del país.

«Quiero anunciar a todos mis compatriotas que, si las circunstancias lo permiten, es mi intención levantar todos los estados de emergencia a partir de las 24 horas del próximo domingo», declaró Piñera desde el Palacio de La Moneda.

«Adicionalmente, he pedido a todos los ministros poner sus cargos a disposición para poder estructurar un nuevo gabinete, para poder enfrentar estas nuevas demandas y hacernos cargo de los nuevos tiempos», aseveró el jefe de Estado chileno.

Piñera, por otra parte, ha propuesto al Congreso del país «una profunda y exigente agenda social» con el fin de introducir mejoras en los salarios de los trabajadores y las pensiones, así como de estabilizar los precios de los servicios básicos como la electricidad, el agua y los peajes.

Son 24 los ministros que fungen bajo la dirección del presidente chileno y que, según sus declaraciones, han debido renunciar. Piñera ha hecho un llamado a los chilenos a «iniciar la próxima semana con plena normalidad institucional y ciudadana».

La mayor marcha de Chile
Más de un millón de personas participó este viernes de la denominada ‘marcha más grande de Chile’ en contra de las políticas neoliberales del Gobierno.

Hasta ese día ascendía a 19 la cifra de fallecidos por la violencia en Chile en el marco de las masivas protestas antigubernamentales, en las que la Administración de Piñera ha sido señalada por el uso excesivo de la fuerza.

El mandatario ha calificado la marcha multitudinaria de un evento «alegre» y pacífico, mediante el cual «los chilenos piden un Chile más justo y solidario». «Todos hemos escuchado el mensaje. Todos hemos cambiado», aseguró el presidente.

Este sábado, los militares chilenos anunciaron la suspensión de los toques de queda que se habían decretado en múltiples zonas del país, entre ellos en Valparaíso, Concepción y Santiago.

Hasta el viernes a la noche 3.162 personas fueron detenidas en Chile durante las manifestaciones contra el gobierno de Sebastián Piñera, de las cuales el 11% (343) son menores de edad; al tiempo que se denuncian violaciones a los derechos humanos y abusos.

Del total de detenidos a nivel nacional, más del 17% fueron mujeres, según un reporte del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), difundido a última hora del viernes el informe se armó con datos recopilados por los funcionarios del organismo público y autónomo en hospitales y comisarías del país.

La entidad informó que se registraron 997 heridos en distintos centros asistenciales, de los cuales 413 presentan lesiones por armas de fuego y otros 24 por perdigones de goma.

La cifra total de acciones judiciales presentadas por distintos delitos cometidos por agentes del Estado son las siguientes: 14 recursos de amparo, cinco querellas por homicidio, 15 querellas por violencia sexual y otras 46 acciones por otros delitos, informó la agencia de noticias ANSA.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, justificó hoy la represión en Chile al afirmar que las protestas sociales en las calles son «acto terroristas» y reveló que tiene preparadas a las Fuerzas Armadas de su país en caso de levantamientos populares «ilegales».

Bolsonaro hizo sus comentarios durante una gira por Asia y antes de reunirse en Beijing con el presidente chino, Xi Xinping, en el marco de una evaluación sobre la situación socioeconómica y política de Sudamérica.

«Prácticamente todos los países de la región tuvieron problemas. Lo de Chile es gravísimo porque eso no es manifestación ni reivindicación. Eso son actos terroristas», dijo Bolsonaro, cuyo gobierno abiertamente se dice seguidor del modelo económico de apertura implementado en Chile por la dictadura de Augustos Pinochet (1973-1990).

Mientras sigue la tensión en Chile y el toque de queda, se filtró un polémico audio que corresponde a Cecilia Morel, primera dama de Chile, en el que asegura que los incidentes ocurridos en el país vecino parecen una «invasión alienígena».

El audio de whatsapp de la esposa del presidente Sebastián Piñera fue enviado a una amiga. «Yo creo que lo más importante es tratar de nosotros mantener la cabeza fría, no seguir calentándonos, porque lo que viene es muy, muy grave», se le escucha decir a la mujer.

«Adelantaron el toque de queda porque se supo que la estrategia es romper toda la cadena de abastecimiento, de alimentos, incluso en algunas zonas el agua, las farmacias, intentaron quemar un hospital e intentaron tomarse el aeropuerto, o sea, estamos absolutamente sobrepasados, es como una invasión extranjera, alienígena, no sé cómo se dice, y no tenemos las herramientas para combatirlas», sigue Morel.

Diario La Tercera confirmó la veracidad del audio. A su vez, desde el palacio de La Moneda indicaron que lo descrito en esas frases coincide con el diagnóstico que al interior del gobierno se estaba llegando esa tarde y con la definición de adelantar la hora del toque de queda.

El número de fallecidos en las violentas protestas que afectan Chile aumentó a 15, sumando tres víctimas al anterior reporte oficial, informó este martes el gobierno.

“Tenemos un total a nivel nacional de 15 fallecidos, once de ellos en la región Metropolitana (…) asociados a quemas y saqueos, principalmente de centros comerciales”, señaló el subsecretario de Interior, Rodrigo Ubilla, en rueda de prensa. De los decesos ocurridos fuera de la capital, tres fueron por impacto de bala, precisó.

El balance de muertos en el marco de las protestas que se registran en todo Chile ascendió en la mañana de este martes después del hallazgo del cadáver de un hombre que murió electrocutado en medio del saqueo a un supermercado en el centro de Santiago. Carabineros confirmó que encontró el cuerpo en el interior del local al llegar a la zona tras recibir un llamado de emergencia para disolver una turba que lo estaba saqueando en pleno toque de queda en la capital chilena.

Según Carabineros, el hombre se escondió en el interior del supermercado cuando vio llegar a los uniformados a controlar la situación y se ocultó en un almacén tras un refrigerador que le produjo una descarga eléctrica que provocó su muerte, según consignan varios medios locales.

Antes de la medianoche, la Armada confirmó otro fallecido, en la ciudad de Talcahuano, a unos 500 kilómetros al sur de la capital, tras ser atropellado por un camión de la Armada cuando los soldados llegaron a intervenir en otro saqueo y la turba salió corriendo del lugar. Esta situación también ocurrió bajo el toque de queda que rige esta noche en esa ciudad.

Santiago y toda la región Metropolitana, a la que pertenece la capital, permanecen por tercer noche bajo toque de queda, medida extendida para el lunes en la región de Valparaíso, la provincia de Concepción (sur), y las ciudades de Antofagasta, La Serena y Coquimbo (norte); Rancagua y Talca (centro) y Valdivia (sur).

Grupos violentos han radicalizado una protesta social debido al alza del precio del metro de Santiago como detonante y que derivó en violentas manifestaciones que se han cobrado ya al menos una decena de vidas y que han sembrado de terror las calles de varios lugares del país, con barricadas, incendios y saqueos.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, dijo que el país está librando “una guerra” contra los violentos y mantiene en estado de emergencia, totalmente o en algunas de sus comunas, en 11 de las 16 regiones de Chile: la Región Metropolitana (en la que se ubica Santiago), Tarapacá, Antofagasta, Coquimbo, Valparaíso, Maule, Concepción, Bío Bío, 0′Higgings, Magallanes y Los Ríos.

En plena ola de protestas en Chile por el aumento del precio del Metro de Santiago, el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) de Venezuela, Diosdado Cabello, lo catalogó como “una brisa bolivariana” que se volverá “un huracán bolivariano” en la región.

Durante una concentración chavista en Caracas, Cabello enfatizó: “Al paso que vamos ya se está convirtiendo en una ventolera para convertirse en un huracán bolivariano que recorrerá toda la patria grande de América”, en transmisión del canal estatal Venezolana de Televisión.

En otras ocasiones, Cabello se había referido a la “brisita bolivariana” que se veía en países como Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Honduras y Perú. Por esas declaraciones, dirigentes opositores los han responsabilizado por las manifestaciones.

Incluso en Ecuador, el presidente Lenín Moreno acusó a su homólogo venezolano Nicolás Maduro, de estar detrás de las protestas que se vivieron recientemente por la eliminación de los subsidios de los combustibles.

“Anda medio convulsionado todo este sector de nuestra América, está soplando una brisa bolivariana. Y claro que nos alegra que haya una brisa bolivariana dándole la vuelta a toda América, porque es la redención de los pueblos, es el pueblo que se levanta”, exclamó el funcionario.

En declaraciones a medios de comunicación, Cabello aseveró que varias naciones “van a reventar” en el futuro próximo por padecer las recetas del Fondo Monetario Internacional (FMI). “Esos países van a reventar porque tienen una sobredosis de neoliberalismo, y eso no lo aguanta nadie”, sostuvo el número dos del chavismo.

En el caso de Chile, vivió fuertes disturbios este fin de semana por el alza de precios del Metro de Santiago, que llevó al mandatario Sebastián Piñera a declarar Estado de emergencia. Y este sábado, el presidente suspendió el incremento del pasaje.

Alrededor de 20.000 hogares permanecían sin suministro eléctrico la mañana de este domingo en la Región Metropolitana de Santiago (Chile) en medio de las masivas protestas en contra del alza de las tarifas del transporte público, que desembocaron en desórdenes, incendios y enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

La Intendencia Metropolitana informó esta mañana en su cuenta de Twitter que 20.084 hogares permanecían sin energía eléctrica, de los que 13.916 eran clientes de la compañía Enel y 6.161 de CGE. El organismo precisó que ambas compañías ya habían comenzado la inspección de líneas para identificar el origen del problema y repararlas.

Dos horas más tarde, la Intendencia informó que 12.366 clientes de Enel aún no tenían suministro, principalmente en las comunas Renca, Maipú, Recoleta, Las Condes y San Ramón.

Centenares de heridos y detenidos

Al menos 147 personas han resultado heridas —116 de ellas civiles— y 352 han sido detenidas tras las masivas protestas en la región de Valparaíso, ha comunicado este domingo el contraalmirante Juan Andrés de la Maza, encargado de la seguridad de la región. El sábado las autoridades informaron de 308 detenciones y 167 heridos en Santiago de Chile.

Pese a que el presidente de Chile, Sebastián Piñera, anunció la suspensión del alza de los pasajes del metro en la ciudad de Santiago y un toque de queda, las manifestaciones no han cesado.

Tres manifestantes murieron este domingo por la madrugada en los disturbios que se registran en Chile. Comercios saqueados, incendiados y graves accidentes en las estaciones de subte motivaron al gobierno nacional de este país a decretar un toque de queda y desplegar cerca de 10.000 efectivos armados.

Santiago, Valparaíso y Concepción se encuentran bajo una avanzada militar y policial a raíz del decreto que Sebastián Piñera efectuó para poder controlar a los manifestantes. Sin embargo, lejos estuvo de ser efectivo y los conflictos continuaron.

En un incendio que se produjo en medio de un saqueo en un supermercado, fallecieron tres personas en Santiago de Chile. Los bomberos lograron controlar las llamas pero nada pudieron hacer para salvar a los muertos. Dos de ellas murieron calcinadas y otra en el hospital según confirmó Karla Rubilar, intendenta (gobernadora) de Santiago.

A las 7 de la mañana terminó el toque de queda impuesto ayer por el presidente Sebastián Piñera y Chile amaneció en calma, con el transporte parcialmente paralizado, el aeropuerto colapsado y con un despliegue militar en varias avenidas y accesos centrales de las principales ciudades del país.

A lo largo de la madrugada, el gobierno sumó las comunas de Coquimbo y La Serena, en el norte de Chile, y Rancagua, en el centro, al toque de queda y desplegó 1.500 militares más a su masivo operativo para frenar la ola de protestas que desató el aumento del pasaje del subte y que continuó aun después de suspendida esa medida.

Pese al toque de queda y la militarización de las calles, el Metro Valparaíso, el tren que conecta toda la región metropolitana de esa región, anunció que no reiniciará el servicio y lo mismo informaron las autoridades de los servicios de colectivos y subtes de la ciudad.

En Santiago, en cambio, la red metropolitana de transporte Transantiago anunció que sí funcionará -aunque se reinició con demora- y que, de haber nuevas protestas, cambiará sus rutas.

Los militares recorren las calles de Santiago de Chile, entre las huellas del caos. Fuente: REUTERS/Ivan Alvarado

Las protestas culminaron con edificios prendidos fuego y al menos tres muertos en un supermercado incendiado, crearon hoy un clima de conmoción e incertidumbre en el país.

A las 14 el gobierno tiene una reunión programada con representantes del Poder Judicial para analizar la situación y, a primera hora de la mañana, el ministro del Interior,Andrés Chadwick, y el general Javier Iturriaga, designado por Piñera como jefe del estado de emergencia nacional, llegaron al Palacio de la Moneda para encontrarse con el mandatario.

Los militares recorren las calles de Chile en tanques. Fuente: REUTERS/Ivan Alvarado

En el comunicado que informó ayer del toque de queda, el primero desde 1987, el gobierno aseguró que «la vigencia de la norma será evaluada de forma periódica», por lo que no está claro si se repetirá esta noche.