Tag

Camioneros

Browsing

El secretario general de la Federación Nacional de Trabajadores Camioneros, Hugo Moyano, respaldó hoy la fórmula Fernández-Fernández al sostener que “antes peleábamos por el mínimo no imponible mientras que ahora peleamos por un plato de comida”.

En el mismo sentido, destacó que las críticas que realizaba en el pasado a la ex presidente y actual senadora Cristina Kirchner tenían que ver con la “actitud” con la que llevaba adelante el Gobierno, pero que nunca discutió las “políticas”.

El sindicalista confió que tras haber “conversado con ella” y concluyó que “todos en las crisis crecemos, las crisis nos enseñan a ser mejores a la luz de la experiencia”.

Luego de la foto que se sacó ayer junto a los integrantes de la fórmula para la provincia de Buenos Aires compuesta por Axel Kiciloff- Verónica Magario, Moyano ratificó su adhesión a la postulación presidencial de Alberto Fernández, secundado por la senadora de Unidad Ciudadana.

“Yo hago las cosas por convicción, no por conveniencia, por eso nunca me arrepiento de lo que hago, y en su momento critiqué la actitud de la ex presidenta de no escuchar, pero en la política nunca la critiqué“, explicó el sindicalista.

Y sintetizó: “Antes peleábamos por el mínimo no imponible, hoy peleamos por un plato de comida”.

“A las políticas de antes nunca las critiqué, en cambio con las políticas de ahora hay grandes necesidades, hay hambre, hay criaturas y familias que la están pasando muy mal“, argumentó.

Para Moyano, “en la gente a la que el Gobierno le mintió hay una gran convicción de que no se van a volver a equivocar“, en las elecciones presidenciales de octubre próximo.

“Yo creo que Cristina, con la experiencia y la inteligencia que tiene, también ha entendido que pudo haber cometido errores“, dijo; y aseguró que después de “mucho análisis” entendió que la fórmula que ahora integra junto con su ex Jefe de Gabinete “es la única que nos puede sacar de esta situación de gravedad terrible en la que estamos”.

El dirigente negó que lo uniera a la ex mandataria “el espanto”, tal como fue consultado en la entrevista en radio La Red y remarcó que, por el contrario, lo une “la confianza” en las políticas, ya que es “abismal la diferencia de cómo estábamos antes y cómo estamos ahora”.

En la sede del gremio, los dirigentes del Frente Sindical destacaron el alto acatamiento al paro. También y llamaron a los trabajadores a seguir luchando para que el gobierno de Macri y su modelo económico termine en octubre.

El paro general es contundente. Así lo reflejaron los gremios que integran el Frente Sindical para el Modelo Nacional (FSMN) que adelantaron la evaluación que tiene previsto realizar más tarde la Confederación General del Trabajo (CGT).

En la sede de Camioneros, los principales dirigentes de este sector gremial destacaron el alto acatamiento que tiene la medida de fuerza y reclamaron el cambio del modelo económico: «Es la demostración más importante del rechazo de los trabajadores a las políticas que implementa el gobierno», aseguró Hugo Moyano quien advirtió que el gobierno de Macri será derrotado en octubre.

El Frente Sindical realizó su conferencia de prensa para evaluar el impacto de la medida de fuerza y hasta allí llegaron Sergio Palazzo de bancarios, Daniel Catalano de ATE capital, Omar Plani de canillitas, el secretario adjunto de Smata Mario Manrique, Eduardo López de docentes porteños, entre otros. El costado político lo aportó el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez.

«El paro tiene un altísimo acatamiento y eso demuestra la necesidad del trabajador, el desempleo, el jubilado de expresar el mal momento que están viviendo. Acá todos se ven afectado por la política económica y por lo tanto no debe sorprender el alto rechazo que se está expresando», aseguró Moyano rodeado de los dirigentes sindicales.

A su turno, Palazzo criticó los dichos de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, sobre su hartazgo con los paros. «Es una actitud autoritaria», indicó. También cuestionó al ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, cuando afirmó que el costo del paro asciende a 40 mil millones de pesos: «Si corrigieran la política económica y modificaran la base salarial solo el uno por ciento el crecimiento sería de 80 mil millones. Entonces habría más consumos y más trabajo», señaló el titular de la Bancaria.

La conferencia se realizó después de que las fuerzas de seguridad reprimieran a los piquetes que realizaron organizaciones sociales y eso para los sindicalistas fue una demostración de la nula intención del gobierno de corregir el modelo económico. «La represión es la respuesta de los que no tienen respuesta. Este paro tiene una modalidad particular que son las ollas populares. Ahí está verdad, por eso reprimen para que los medios hablen de eso y no de los verdaderos problemas que tienen los argentinos», advirtió el dirigente mecánico Manrique.

Moyano aportó a esa crítica al sostener que la ministra Bullrich recurre a la represión porque «cree que así doblegará a la gente pero no es así. No lo conseguirá ni con las amenazas, los cuadernos, no lo van a lograr. Por eso repudiamos todo tipo de represión a los que trabajan o los desempleados que reclaman por una vida digna».

El tema del hambre y las ollas populares a la que han recurrido los gremios del Frente Sindical fue destacado por el dirigente docente Eduardo López quien aseguró que «hoy a las escuelas los chicos llegan con hambre porque sus familias perdieron su trabajo y nosotros, los maestros, estamos con los  salarios a la baja y por eso luchamos para que no se cierren las escuelas y los chicos lleguen con la mente abierta para aprender. Por eso es preciso ganar para que los pibes vayan a las escuelas sin hambre», aseguró.

Los referentes del Frente Sindical evitaron opinar sobre la conducción de la CGT. Incluso Moyano se hizo el distraído cuando le preguntaron sobre la decisión de la central obrera de no movilizar u organizar ollas populares como realiza el FSMN. Ante la insistencia periodística, Manrique tomó el micrófono y dijo que «son momentos en este país donde tenemos que hacer lo que se considera mejor para los trabajadores», dijo. Luego agregó que «nosotros respondemos con nuestros hechos. El paro lo decretó la CGT y acatamos», remarcó y recordó que «el 30 de abril decretamos un paro y ellos no lo acataron y por eso tenemos compañeros procesados. De todas formas no vamos a calificar a otros dirigentes eso lo hará la gente», concluyó.

El tema político y, sobre todo el electoral, no estuvo ausente pese a la insistencia de los dirigentes gremiales por concentrarse en la jornada de lucha. Pero ante la insistencia periodística, Moyano respondió. En primer lugar aseguró que los trabajadores ya no volverán a confundirse como en 2015 y que en esta oportunidad votarán bien. Luego señaló que «los que pertenecemos al peronismo y los sectores sociales y de otros partidos, estamos haciendo el esfuerzo para poder en octubre cambiar la historia nefasta».

Moyano no se olvidó de espacios políticos como el de Alternativa Federal pero sin nombrarlos dijo que «creemos que aquel que no se suma a este esfuerzo evidentemente está jugando para el enemigo porque tratar de restarle votos para favorecer a los que están gobernando». Por último aseguró que está convencido que a este espacio, donde se encuentran los gobernadores Juan Schiaretti (Córdoba), Juan Manuel Urtubey (Salta) y los dirigentes Sergio Massa y Miguel Ángel Pichetto, de que «no les va a alcanzar porque los trabajadores dicen que no nos vamos a equivocar. En octubre vamos a cambiar la historia».

 

Pagina12

Hugo Moyano consideró hoy que el paro es un éxito. «Es muy efectivo, muy importante y con mucha adhesión», dijo el secretario general de Camioneros, que cuestionó con dureza al presidente Mauricio Macri y a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich . «Los únicos camiones que anduvieron son los que manejaba la señora Bullrich», agregó el sindicalista, uno de los impulsores en las sombras de la quinta huelga general de la CGT contra la gestión de Mauricio Macri.

Como sucedió el año pasado, la CGT avanzó hacia el quinto paro. El camionero, en tándem con las vertientes de la CTA, trazó la hoja de ruta de protestas con la huelga del 30 de abril pasado, a la que los principales sindicatos cegetistas no adhirieron. Hoy, el gremialismo jugó unificado.

En una conferencia de prensa que compartió con gremios afines y con el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, en «representación del peronismo de la provincia», Moyano aseguró que la medida de fuerza «demostró la necesidad del trabajador de expresar el mal momento que está viviendo» e insinuó que no descarta que haya más paros en lo que resta del año si el Gobierno no cambia la política económica.

«Se ve reflejado el rechazo por las pérdidas de puestos de trabajo, de poder adquisitivo y la inflación alarmante. Es el rechazo a la política. No sé cuántos paros más pueden venir. Espero que este mensaje que le da la sociedad [a Macri] lo haga reflexionar y empiece a cambiar algunas cosas», dijo el camionero, rodeado de sus aliados del frente gremial que tomó distancia de la CGT hace ya varios meses.

El paro de hoy expuso una unificación de las fuerzas gremiales luego de que la última medida de fuerza, la del 30 de abril, demostrara la división con los principales gremios de la CGT, que no se sumaron.

El camionero le contestó también a la ministra de Seguridad, que hoy más temprano había dicho que estaba «harta de los paros» y se refirió a los $40.500 millones que el Gobierno dice que se perderán por la medida de fuerza de hoy. «¿Cómo parte de la sociedad no entiende que estos paros no se hacen por capricho? Cuando la señora Bullrich dice que se pierden $40.000 millones de pesos no dice lo que aportan los laburantes con el mínimo no imponible [de ganancias], que es para pagarle el sueldo a ellos. ¿De qué se quejan?», lanzó.

Sergio Palazzo, secretario general de la Asociación Bancaria, se sumó a las críticas a la ministra y le pidió que «se ocupe de solucionar los problemas de los argentinos y no los de tránsito», en relación a las quejas por los cortes en «seis o siete calles cortadas».

El intendente Menéndez se sumó a la conferencia de prensa como un apoyo de un sector del PJ bonaerense a la medida de fuerza, lo que le aportó un condimento electoral a la protesta gremial.

El funcionario ratificó que el acatamiento del paro fue el «más alto» que se recuerde y que habla de la «imposibilidad que tiene el Gobierno de poder ver las circunstancias que en nuestros municipios, que son tremendas».

«Hay miles y miles de desempleados, trabajadores en blanco pobres y un corrimiento hacia la economía informal y de subsistencia. Es una reflexión que tiene que hacer el gobierno nacional», sostuvo el intendente, que lamentó que Macri no haya hecho alusión al paro en el acto que encabezó por el Día del Ejército. «En cualquier país normal el presidente debería responderles a los trabajadores», dijo, y pidió estar «más unidos que nunca de acá a diciembre».

 

 

La Nación

El sexto paro nacional de la CGT contra el gobierno de Mauricio Macri hoy se sentirá fuerte en Chubut. No habrá colectivos, vuelos, ni bancos, cerrarán comercios y tampoco habrá clases en varias escuelas. Además, no habrá recolección de residuos y podría faltar dinero en los cajeros. Los pasajeros que salieron ayer en colectivos llegarán a destino.

Los gremios de Comercios, Camioneros, la Unión Tranviaria, Atech, y la Bancaria en la provincia, ayer confirmaron que se plegarán a la medida de fuerza convocada por el sector combativo de la CGT contra las políticas del gobierno de Macri.

El titular del Sindicato de Empleados de Comercio, Alfredo Béliz, explicó que los comercios que tienen empleados y algunos supermercados hoy permanecerán cerrados, debido a las medidas de fuerza. En cambio los comercios atendidos por sus dueños abrirán sus puertas. «Van a estar algunos comercios abiertos pero atendidos por sus propios dueños. Y van haber algunos supermercados que no van a poder contener, porque ellos tienen que tener un mínimo para la atención y hay supermercados que no van a poder tener este mínimo por la medida de protesta», dijo Béliz.

Sin transporte, ni bancos

Por su parte, el dirigente de Camioneros de Trelew, Luis Collio, confirmó que desde anoche se suspendió la recolección de residuos domiciliaria en Trelew Puerto Madryn y Comodoro Rivadavia. También indicó que no habrá transporte de combustible ni otras actividades de logística.

Collio detalló que algunas de las actividades afectadas por el paro son  transportes de caudales; la rama de combustible, que está en Comodoro Rivadavia; transporte de larga distancia, expreso, mudanza, rama lógistica y distribución; aguas gaseosas», entre otras.

En tanto, el secretario gremial de UTA, Mario Carbone, ratificó que hoy se suspende el servicio de colectivos de corta, media y larga distancia. Aclaró que los colectivos que partieron ayer llegarán hoy a destino, pero no levantarán a otros pasajeros en las terminales.

Por último, el dirigente de la Asociación Bancaria, Walter Rey, ratificó que hoy no habrá bancos en la provincia, y volvió a reclamar por la quita de Ganancias debido al impacto que tiene en las negociaciones salariales.

ANSES atiende normalmente

La Anses hoy atenderá con normalidad en todas sus oficinas de la provincia y el país. Debido al paro de la CGT el organismo ayer adelantó pagos a jubilados y pensionados que debían cobrar hoy (documentos terminados en 8 y 9 cuyo haber no supera la suma de $11.832).

A partir del 1 de junio, las jubilaciones, pensiones y asignaciones familiares aumentarán un 10,74 por ciento, una medida que beneficiará a más de 13,2 millones de personas y que se suma al adelanto del 46 por ciento de la Asignación Universal por Hijo anunciado en marzo pasado por el presidente Mauricio Macri. La jubilación mínima pasará de 10.410,37 pesos a 11.528,44 pesos, para acumular una suba del 23,55 por ciento en el año.

 

 

El Chubut

El miércoles 29 de mayo se llevará a cabo el Paro Nacional anunciado por la CGT y habrá varios gremios que se plegarán a la medida. Entre los más importantes, se encuentra el Frente Sindical liderado por Pablo Moyano. El Secretario adjunto de Camioneros indicó que “70 gremios estamos agrupados a la medida”.

Se trata del sexto paro nacional de la CGT junto a los bancarios, el Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor y los canillitas, entre otros.

La movida será importante y afectará gran parte del tráfico y el movimiento de las ciudades argentinas.

Servicios afectados

Todos los vuelos serán cancelados y no funcionarán los subtes, los trenes y los colectivos. Tampoco lo hará el transporte marítimo. Además, no habrá recolección de residuos y los peajes en los autopistas y rutas nacionales levantarán sus barreras.

Todos los organismos de la Justicia nucleados en la Unión de Empleados de Justicia de la Nación y el Sindicato de Trabajadores Judiciales se adhieren al paro.

Tampoco funcionarán los bancos, ya que el gremio de La Bancaria se plegó a la medida de fuerza. ATE y UPCN adhirieron, por eso, no funcionarán las dependencias municipales ni la administración pública.

Los hospitales y otras dependencias de salud pública sólo atenderán casos de urgencia a través de sus guardias.

En tanto, la Unión de Kiosqueros del República Argentina (UKRA) se adherirá en cuanto a la carga de la tarjeta SUBE que no será recargada en sus negocios el miércoles próximo.

En las escuelas públicas primarias y secundarias, no habrá clases.Tampoco en los jardines de infantes. Las escuelas privadas, en su mayoría, tendrán sus clases interrumpidas. No habrá clases en las Universidades.

 

 

 

Radio Mitre

Un efectivo de la Gendarmería Nacional fue hoy pasado a disponibilidad por haberse sacado una foto con los líderes camioneros, Hugo y Pablo Moyano, durante el allanamiento que se realizó en la sede del sindicato el pasado lunes.

Se trata de un comandante de la fuerza nacional que se retrató abrazado a los referentes sindicales en plena tarea, imagen que se viralizó.

«El gendarme que se sacó la foto ha pasado a disponibilidad.  Cualquier gendarme puede tener su corazón político, puede ser amigo o puede admirar a Moyano, es una decisión personal, pero no lo puede hacer en un allanamiento, durante la función y en un momento en que está siendo auxiliar de la Justicia», sostuvo la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

 

 

abcdiario

El secretario General del Sindicato de Canillitas, Omar Plaini, afirmó que “el allanamiento a Camioneros debe llamar su atención» y que “la CGT va a tener que convocar a una nueva medida de fuerza”. “No podemos hacer lo que hace este gobierno. Ha atacado todo, hay presos y presas políticas en la Argentina”, agregó.

En diálogo con el programa “Habrá consecuencias” de El Destape Radio, el dirigente sindical criticó fuertemente la convocatoria del Gobierno: “Con los diez puntos del Gobierno vamos a hacer un bollo. Si querían un acuerdo era al principio del Gobierno, no a poco de irse”. “El Gobierno nos quiere arrastrar en su caída. Tira manotazos de ahogado porque se está yendo. A 203 día que se van del gobierno no dejan macana por hacer”, aseguró el líder sindical.

En ese sentido analizó: “Cuando hablan de una reforma laboral moderna, ¿que están proponiendo? Flexibilización”.

 

 

 

El Destape Web

Los líderes del sindicato de Camioneros Hugo y Pablo Moyano cuestionaron los allanamientos a la sede del gremio y apuntaron contra el gobierno nacional. «Presidente, deje de hacer estupideces porque los errores que usted comete los paga la gente», aseguró

Después de ocho horas en las que se llevó adelante un allanamiento en la sede del sindicato de Camioneros, autorizado por el juzgado de garantías N°9 de Lomas de Zamora y custodiado por 150 efectivos de Gendarmería, Hugo y Pablo Moyano se pararon en la sede del gremio y en una rueda de prensa acusaron al gobierno de Mauricio Macri de estar detrás del procedimiento judicial.

«No sabemos que vinieron a buscar. Pero no encontraron nada. Por más allanamientos y multas, por más posibilidad de estar presos, no nos van a callar. Más que nunca Camioneros va a estar en la calle», sentenció Pablo Moyano ante un importante grupo de afiliados que permaneció en la puerta del sindicato durante toda la tarde.

El líder sindical aseguró que con los allanamientos «nos quieren meter miedo» y advirtió que no acompañaran «ninguna reforma laboral», como adelanta uno de los puntos de consenso con la oposición que impulsa el gobierno nacional. En esa línea, afirmó: «Nosotros no vamos a participar de la convocatoria del Gobierno. No vamos a aflojar y vamos a seguir estando en la calle».

Luego, el mensaje a los afiliados llegó de parte de Hugo Moyano. Con un megáfono en la mano el histórico dirigente sindical dijo que el procedimiento que se llevó a cabo en la sede del gremio «es un disparate total» y «una de las tantas estupideces que ha hecho este gobierno».

«Señor Presidente, no siga haciendo estupideces y gansadas porque todos los errores que usted comete los paga la gente con sacrificio y esfuerzo», afirmó Moyano.   Y agregó: «Presidente hágase asesorar bien. No se deje asesorar por los incapaces que lo rodean».

«Han venido una vez más y no han encontrado nada. Nada tienen que encontrar en un lugar donde se defienden los derechos de los trabajadores», sostuvo. Y siguió: «Han perdido el tiempo. Trajeron 150 gendarmes. ¿Para qué? Nosotros no somos delincuentes». Además, criticó la cantidad de efectivos de seguridad que participaron del operativo. «¿Para que trajeron tanto gendarmes con la inseguridad que hay en el país?».

Los allanamientos se llevaron adelante en el marco de la causa judicial que inició con la declaración del barrabrava de Independiente Pablo «Bebote» Alvarez, que acusó a Pablo Moyano de defraudar al club de Avellaneda, que preside Hugo Moyano, a través de la reventa masiva de entradas.

«Espero que la señora (Patricia) Bullrich no nos quiera cobrar el combustible que gastaron los gendarmes para venir hasta acá», ironizó Hugo Moyano durante la rueda de prensa. Luego, volvió a cargar contra la justicia: «No han encontrado nada. Perdieron el tiempo».

Enardecido, Moyano cerró su discurso con una advertencia. «No vamos a abandonar la lucha. Si algunos creen que nos van a asustar o atemorizar por este tipo de medidas, se equivocan», señaló.

 

infobae

Efectivos de Gendarmería realizaron un operativo en la sede del sindicato que conducen los Moyano. Es por la causa en la que está preso el exlíder de la barrabrava de Independiente, Pablo «Bebote» Álvarez.

La Justicia dispuso una serie de nueveallanamientos al sindicato Camioneros en el marco de la causa que investiga una asociación ilícita en Independiente que incluye la supuesta participación de Hugo y Pablo Moyano.

Los operativos incluyeron la sede del gremio en Constitución, hasta donde llegaron los propios dirigentes, líderes de otros sindicatos y decenas de afiliados para cuestionar la medida.

«Por más que nos hagan operaciones mediáticas y judiciales, por más allanamientos en represalia a las medidas de fuerza de un sindicato que lucha, acá no baja los brazos nadie», enfatizó Pablo Moyano en declaraciones a la prensa. La medida judicial se desarrolló en el marco del expediente judicial que investiga una asociación ilícita a raíz de la declaración del barrabrava Pablo «Bebote» Álvarez.

Los allanamientos fueron solicitados por el fiscal en lo penal de Lomas de Zamora Sebastián Scalera en el marco de la causa por asociación ilícita y lavado de dinero a raíz de negocios que habrían realizado los Moyano en el Club Independiente, del cual Hugo es el presidente.

Las maniobras investigadas van desde la supuesta utilización de la barra brava de Independiente como fuerza de choque para apretar a jugadores, cuerpo técnico y también empresarios a cambio de la entrega de sumas de dinero; pero también la venta de entradas; el dinero producto de la venta de futbolistas y hasta algunos contratos entre la sede deportiva y el gremio de camioneros.

«No tenemos nada que esconder», señalaron Hugo y Pablo Moyano, quienes señalaron que la llegada de unos 150 gendarmes se dio cuando «jubilados y embarazadas» realizaban trámites en la sede gremial de la calle San José.

«Esto es producto del parazo general y de los miles de argentinos que fueron a comer, demostramos el hambre que hay. Es una payasada, con esto no nos van a asustar ni vamos a salir corriendo a firmar la reforma laboral», indicó Pablo Moyano en declaraciones a C5N. Además, advirtió: «Si voy en cana yo, si va en cana Hugo, acá hay miles de camioneros que van a salir de defender a los trabajadores».

Los operativos habían sido solicitados por Scalera el año pasado, pero los mismos fueron rechazados por el entonces juez Luis Carzoglio, así como el pedido de detención en contra de Pablo Moyano.

Tras ello, Carzoglio fue suspendido de su cargo y afronta un pedido de juicio político, por ello es subrogado por Brenda Madrid, quien convalidó los pedidos de allanamiento en búsqueda de documentación.

Repudios

En paralelo al procedimiento en la sede de Camioneros, se realizó una reunión de la mesa directiva de la CGT, que repudió el allanamiento al gremio dirigido por los Moyano. A través de un comunicado, la central calificó como “gravísimo” el operativo de Gendarmería.

El texto difundido por la CGT habla de “puesta en escena” montada para “desviar la atención de los graves problemas que padecen los trabajadores y los sectores más vulnerables de nuestra sociedad” y hace referencia en el número de efectivos desplegado por la fuerza.

“La distracción innecesaria de tal número de gendarmes (150) agrava la percepción de la comunidad en cuanto al manejo de las prioridades del Gobierno. Esto por cuanto tal número de efectivos serían de mayor utilidad protegiendo las fronteras de la Patria o inmersos en el combate al narcotráfico y demás acciones del crimen organizado”, explica.

Y concluye: “Nos solidarizamos con los trabajadores camioneros y con sus dirigentes, y ratificamos nuestra posición de rechazo a los ataques injustificados que vienen sufriendo numerosas organizaciones de trabajadores”.

En tanto, la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) que conduce Juan Carlos Schmid, emitió un comunicado propio en el que afirma: “Manifestamos nuestro total respaldo a la organización hermana de Camioneros que sufre reiterados allanamientos en una escalada de hostigamiento absolutamente desmedida”.

“Es inadmisible que al mismo tiempo que se llama al diálogo y al consenso, se produzca un nuevo embate a un gremio con posturas de confrontación sobre la política económica del actual gobierno”, enfatizó Schmid.

Asimismo, expresó: “Solicitamos que las fuerzas políticas interpelen al Poder Ejecutivo para aclarar si de verdad quiere construir un acuerdo, o amenazar a quienes se oponen a su gestión”

Por su parte, Juan Pablo Brey (Aeronavegantes) y actual Secretario de Prensa de la CATT sostuvo: “Estas acciones se leen como una reacción inmediata de persecución sindical del Gobierno, ante la masiva movilización y las medidas de fuerza llevadas adelante contra sus políticas de hambre y ajuste por los gremios del transporte, en las jornadas del 30 de abril y el 1º de mayo”.

 

ambito

El gremialismo opositor confirmó ayer un paro nacional para el 30 de abril contra la política económica del gobierno nacional. El Frente Sindical que conduce Hugo Moyano comunicó la medida tras la realización de un plenario de secretarios generales en la sede porteña de SMATA. “Ahora es momento de hacer la medida de fuerza”, aseguró el dirigente camionero en una conferencia de prensa en la que estuvo acompañado por otros líderes gremiales de peso, como Sergio Palazzo (La Bancaria), Ricardo Pignanelli (SMATA), Hugo Yasky (CTA de los Trabajadores) y Pablo Micheli (CTA Autónoma).

Moyano cargó en duros términos contra la gestión y la figura de Mauricio Macri por el deterioro del empleo y el aumento de la pobreza. “La gente no soporta más”, afirmó. “Macri siente odio por los trabajadores, por eso tenemos que hacer todo el esfuerzo necesario para que en octubre se vaya del gobierno. Es un inútil y un incapaz”, lanzó.

El referente del Frente Sindical integrado por gremios disidentes de la CGT también dedicó buena parte de su discurso a la cúpula de la central obrera. Es que, más allá de ciertos cortocircuitos de este sector con el gobierno por haber faltado días atrás a la reunión legislativa para avanzar con el proyecto de ley de reforma laboral de Cambiemos, todavía preserva una posición más dialoguista con el oficialismo.

“Es difícil saber qué piensa la CGT. Los dirigentes gremiales son puestos para defender los intereses de los trabajadores y estos señores ven que despiden y rebajan salarios y no reaccionan”, apuntó.

El objetivo de Moyano fue presionar a los gremios del transporte para que adelanten la huelga general que habían activado para el 1º de mayo en reclamo de la reformulación del Impuesto a las Ganancias, para que de este modo la CGT quede aislada y siga el mismo camino.

Las CTA, por su parte, llevaron a cabo ayer su plenario de secretarios generales de todo el país donde participaron cuatrocientos representantes de las dos organizaciones de manera conjunta. Allí optaron por ir al paro nacional, en línea con la postura del Frente Sindical. Paritarias que no pierdan con el proceso inflacionario y aumentos de urgencia para jubilados y pensionados son dos de los ejes del reclamo.

El paro también es contra el gobierno de María Eugenia Vidal, en cuyo distrito crecieron con mayor énfasis el desempleo y la pobreza. “Vidal es Macri. Tiene mayor protección mediática y es la esperanza para un sector del establishment que ve a Macri insostenible. Vidal puede tener mejor imagen, pero la realidad es que no ha sabido dar respuestas a pesar de contar con más recursos en educación, salud, justicia, seguridad y en el combate a la pobreza, porque todos los días vemos cómo crece el hambre en las escuelas”, afirmó a Contexto Raúl Calamante, secretario general adjunto de la CTA de los Trabajadores Buenos Aires.

“No vemos que haya una red de contención que garantice enfrentar el hambre y las necesidades más urgentes, mientras las políticas que se están haciendo en la provincia de Buenos Aires en materia de endeudamiento son más condicionantes incluso que a nivel nacional”, concluyó el gremialista.

 

 

Diario Contexto