fbpx
Tag

Ajuste

Browsing

La concejal de Puerto Madryn y vice de Carlos Linares en la fórmula para la gobernación en el Frente Patriótico Chubutense, hizo referencia al cierre de listas del fin de semana y cómo llegó su nombramiento, al tiempo que analizó las diferencias con otros sectores en la interna peronista y con el Gobernador Mariano Arcioni.

“Los cierres de lista siempre se viven con un poco de ansiedad. El contacto con Linares lo tuvimos gracias a Pepe Grazzini, presidente de la cámara y quien dirige el espacio al que pertenezco. Así me llega el ofrecimiento, lo hablamos en el transcurso de la semana, y les pareció que era el momento social de que una mujer integrara la fórmula”, explicó Claudia Bard.

La edil madrinense no ve con malos ojos que haya varias listas: “siempre hay cuestiones que no se pueden dirimir en un consenso, que se intentó tanto con Mac Karthy como con Burgoa, y no me parece mal que sean los compañeros y compañeras del partido los que definan o decidan esta situación, es parte de la democracia”, determinó.

“Sí, entiendo que tenemos que tener una ideología marcada con las mismas bases. El contrincante político real está enfrente y tiene que ver con Cambiemos y el ajuste que está haciendo el Gobierno nacional para con la provincia, que está sufriendo en ese sentido. Y lo mismo creo de Arcioni que es un coautor de muchas de las medidas que se han aplicado en Chubut al respecto”, disparó Bard en diálogo con El Comodorense Radio por FM La Petrolera 89.3 MHz. “Todos entendemos que la diferencia real está ahí. Esta es una cuestión de no consensos totales, pero sí de muchas partes”, agregó.

En tal sentido, sostuvo entender -aunque no compartir- la opinión de Sastre quien también señala al Gobierno nacional como el contrapunto principal. “Yo soy concejal de Puerto Madryn y entiendo que tanto Arcioni en Provincia como Sastre en la ciudad, han sido coautores de las medidas de ajuste que se piden desde el Gobierno Nacional, llámese Pacto Fiscal y un montón de medidas de ajuste que el Gobernador acompañó y al que adhirieron en su momento el intendente, lo mismo que muchas medidas a nivel legislativo local que fueron acompañadas. Por eso, yo sí veo muchas diferencias en lo personal respecto de nuestra propuesta y la de Arcioni, o de la manera que tiene de llevar adelante su Gobierno. Creo que nos diferenciamos muy bien de esa situación”, analizó.

En cuanto a la salida de Nancy González y de Unidos y Organizados de su espacio para sumarse al macartismo, dijo que “el resultado real lo vamos a ver en las PASO. Me hubiese gustado que se queden y que Nancy nos acompañe. En ese sentido, la diferencia mayor la tendremos después de las PASO hacia adelante”.

“Por supuesto que creo que la fórmula pierde votos con eso. Entiendo la decisión del partido a nivel provincial de darle un lugar a (Carlos) Eliceche en ese sentido y no la cuestiono, más allá de las diferencias políticas que pueda tener. Creo que siempre es posible trabajar a futuro en conjunto, no lo descarto de ninguna manera”, añadió Bard.

Finalmente sobre el lanzamiento de su fórmula, dijo que “estimamos que la semana que viene vamos a estar recorriendo algunos puntos de la provincia que ya nos fijamos y, seguramente después de eso, haremos un lanzamiento en la ciudad de Trelew o en Comodoro Rivadavia, eso todavía se está analizando”.

 

El Comodorense

En la era Macri los remedios aumentaron un 235% en promedio, mientras que las jubilaciones subieron apenas un 144%. Solo en diciembre, los 50 principales remedios treparon un 8,6%. Cubrir alimentos y servicios para un adulto mayor ronda los 26.0433 pesos, mientras que más de 60% de los jubilados solo percibe la mínima que ronda los 9.309.

Los adultos mayores tuvieron un alza en sus ingresos desde mayo de 2015 a diciembre último, a través de la movilidad jubilatoria –la cual fue modificada por Cambiemos a fines de 2017– del 143,6%. Pero ese aumento estuvo lejos del 269,3% en que se encareció la canasta básica y del 235,0% de incremento promedio en medicamentos. Estos últimos son una parte esencial y creciente en la canasta de esos hogares. Los jubilados requieren una verdadera reparación tras tres años de destrucción histórica de su poder de compra.

Según un informe realizado por el Centro de Economía Política Argentina, junto con el Centro de Estudios Políticos para Personas Mayores y la Asociación Latinoamericana de Gerontología Comunitaria, la mayoría de más de 60 años consume en promedio de cuatro a ocho medicamentos. Algunos, habituales, pueden llegar a costar más de 1.800 pesos.

El impacto de la escalada de precios de los remedios en este universo es subestimado al calcular la cifra de pobreza. Según el informe, cubrir alimentos y servicios para un adulto mayor ronda los 26.0433 pesos, mientras que más de 60 por ciento de jubiladas y pensionadas perciben la mínima de 9.309 pesos.

El último informe del Indec, con cifras del primer semestre de 2018, dio cuenta de 7.581.118 personas pobres y 1.357.923 indigentes. Del total, el 3,6% (272.920) son adultos de más de 65 años que cayeron por debajo de la línea de pobreza y 2,2% (29.874) que se convirtieron en indigentes.

De acuerdo con el último informe realizado por la Fundación Centro de Estudios Políticos, Económicos y Sociales (Cepes), para una muestra en Mar del Plata, una familia de dos jubilados con cien por ciento de cobertura en sus gastos de Salud se ubicó entre 18.500 y 20.500 pesos para no ser considerada pobre en noviembre. Pero son cada vez más los que quedan fuera de una cobertura integral de medicamentos, a partir de los mayores requisitos del PAMI.

“En el caso de los alimentos básicos necesarios para una correcta canasta nutricional se verifica que la inflación (2015-2018) llegó a más del 269,3%, habiendo productos, como el aceite de girasol, que aumentaron un 464,7%, la lechuga (313,6%) o la carne picada (328,8%). Los aumentos de medicamentos y alimentos superan así ampliamente el aumento del haber jubilatorio lo que produce una caída abrupta de las personas mayores en la pobreza”, señala el CEPA.

De acuerdo con datos relevados por la Defensoría de la Tercera Edad de la Ciudad de Buenos Aires para diciembre último, de los 6.852.090 beneficiarios del sistema integrado previsional, 64% (4.417.507) percibe la jubilación mínima. Las proyecciones para el cierre de año pasado equivalente a un 43% de varones y 57% a mujeres.

Deterioro

“Tras tres años transcurridos de la gestión del actual gobierno resulta cada vez más evidente la situación de retroceso y el proceso de deterioro de las condiciones de vida de las personas mayores de nuestro país, quienes día a día ven disminuir el poder adquisitivo de sus jubilaciones, lo que afecta notablemente su capacidad de compra de bienes de consumo básicos”, sentencia el informe.

El impacto de la escalada inflacionaria se profundiza por la alta dependencia a los medicamentos para este grupo etario. Hay casos en que se buscan alternativas genéricas e incluso se suprimen directamente algunos de los medicamentos recetados. Pero tampoco alcanza, además de atentar contra “la supervivencia (de los mayores) y para mantener o recomponer la salud”. “La imposibilidad del acceso a los medicamentos no sólo aumenta la mortalidad, sino que además aumenta la morbilidad de patologías que generan dependencia y discapacidad”, dice el documento.

Precios

Mientras el PAMI recorta sus prestaciones y disminuye la cobertura de medicamentos, se registra una tendencia preocupante de incremento sostenido de los precios de venta de los mismos, que se profundizó en los últimos meses pese a la supuesta pax cambiaria desde agosto. “En promedio los precios de los 50 principales medicamentos aumentaron 8,6% sólo en diciembre, mientras que el promedio de los diez que más aumentaron en el mismo período alcanza el 14,8%, entre los que cabe destacar aumentos de hasta un 21,3%”, según los registros de PAMI y Kairos Argentina.

Si se toma en cuenta por patología, para enfermedades cardiovasculares se registra aumentos de 534,4% en tres años en el Acenocumaro (anticoagulante para evitar ACV). El Atenolol, un bebloqueante para hipertensos, se encareció 500,9%, y la Furosemida (diurético para insuficiencia cardíaca) aumentó 313,3%. Por enfermedades respiratorias, el fluticasona más salmeterol (para asmáticos) tuvo un alza de 302,1%, valiendo actualmente 1805 pesos. “El EPOC representan el 13% de las defunciones por enfermedades respiratorias”, destaca el documento. Entre los medicamentos para patologías osteoarticulares, el Etoricoxib (antiinflamatorio para dolores crónicos) exhibió un aumento de 284,9% y el ácido ibandrónico (tratamiento de osteoporosis en mujeres) sufrió un incremento de 246%. La dorzolamida (para hipertensión ocular y glaucoma) se encareció 270,3% y la Levotiroxina (para hipertiroidismo), 478,2.

En el caso del omeprazol, un fármaco utilizado en el tratamiento de úlcera de estómago o duodeno, gastritis y reflujo gastroesofágico, la suba fue de 179,7%. Este es un medicamento que suele utilizarse para acompañar otros con el objetivo de evitar el daño que pueda provocar en el sistema gástrico. La dutasteride (para la hiperplasia benigna de próstata que disminuye el riesgo de retención aguda de orina) el salto fue de 343,8%; el citalopram (antidepresivo) aumentó 195,7% durante este Gobierno –según publica Página 12-.

“Al quitar la entrega gratuita de medicamentos se puso en grave riesgo la salud de las personas mayores y la calidad de vida de aquellas con patologías crónicas, que, sin tratamiento oportuno, generan discapacidades y aumentan la fragilidad y dependencia de los mayores”, concluye.

Página 12

Al Gobierno le falta una última ronda de subas en las tarifas de los servicios públicos y transporte. La implementará durante la primera mitad de 2019, bajo la premisa de tratar de alejarla de las elecciones y para que no disminuya las chances del oficialismo.

El servicio de agua y cloacas tendrá dos incrementos: del 17% en enero y del 27% en mayo. La distribución eléctrica (luz) subirá en febrero. Según fuentes oficiales, acompañará el ritmo de la inflación entre agosto y enero. Hasta noviembre, ya acumula un 20%, pero aún falta conocerse el costo de vida de diciembre y enero que tallarán en esa recomposición. Además, habrá que recortar alguna tajada de las subvenciones a la generación eléctrica y es probable que eso se traspase a los usuarios.

Las tarifas de gas tendrán un aumento en abril como parte de la revisión semestral del período octubre 2018/marzo de 2019. Está previsto que esa suba refleje la inflación de ese período. Además, el gas del invierno es más caro que en verano. Por esa razón, aparece inevitable que las próximas tarifas sean entre 30% y 35% más altas que las actuales.

En Transporte, los dueños de las empresas de colectivos creen que habrá otra suba de los boletos. Aún con las correcciones de 2018, los subsidios estatales serían insuficientes para cubrir la mayor erogación por combustibles y aumentos salariales. En el Gobierno son silentes sobre el asunto, pero admiten que deben resolverlo antes que se avecine la carrera electoral.

En el marco del préstamo contraído con el FMI, el organismo multilateral también sugirió una disminución de las subvenciones estatales. Esto implica que los usuarios (hogares, comercios e industrias) deberán aportar de su bolsillo por alguna parte del dinero que el Estado dejará de aportar.

Aysa debutará con los aumentos. El de enero será de 17% y estará vigente desde el primer día de 2019 hasta el 30 de abril. La siguiente corrección es de otro de 27% desde mayo de 2019 a abril de 2020, para cubrir la inflación prevista para el año próximo.

La tarifa de Aysa aumentó 26% desde el 1 de mayo. Cuando se decidió ese incremento, la pauta de inflación anual del Gobierno era 15%. Pero la devaluación les cambió los números. El costo de vida de este año superará el 45%. Por ese motivo, al 26% ya aplicado entre mayo y diciembre se le agregará otro 17% desde enero.

Una familia tipo pasará a pagar $ 274 mensuales en enero y $ 348 desde mayo según estimaciones hechas por la empresa en relación al servicio de agua potable. Por cloacas, se paga otro tanto. Desde mayo de 2019 las boletas llegarán en forma mensual, dejando el formato bimestral que se usa ahora.

Las tarifas eléctricas se modificarán desde el 1 de febrero. Según el secretario de Energía -Javier Iguacel-, el incremento estará en línea con la inflación acumulada en los seis meses que van desde agosto hasta enero de 2019. Con noviembre incluído, el costo de vida ya acumula un 20% de aumento. Faltan diciembre y enero.

Pero, además, el último aumento de tarifas -de agosto- no llegó a reflejar el impacto de la devaluación posterior. En ese momento, el dólar estaba a $ 28. Ahora, está en $ 38. Por esa razón, aun para mantener el mismo nivel de subsidios, los cargos eléctricos deberían subir.

Fuentes oficiales admiten que aún se subsidia, al menos, 40% del costo eléctrico para los hogares. En el Gobierno les gustaría reducir ese porcentaje. De allí a que el aumento de febrero oscilará entre 30% y 35%.

Aunque no tiene fecha definida, entre la luz (en febrero) y el gas (en abril), podría colarse el incremento en transporte. Las empresas de colectivos señalan que es necesaria una recomposición.

Los subsidios al transporte de 2019 serán diferentes a los de 2018. Serán otorgados por la provincia y la ciudad, aunque la Nación se guardó una tajada para los colectivos que pasan por ambas jurisdicciones.

El ministerio de Transporte subsidia una parte del gasoil que utilizan los colectivos. Desde el año que viene, planea dirigir esos fondos directamente a las petroleras. Esa modificación ya despertó resistencia por parte de las firmas que trasladan pasajeros.

El ministro Dietrich siempre fue renuente a avisar sobre los aumentos en trenes y colectivos. Los aplicó en 2016 y 2018, es decir en años no electorales. Para disponerlos en 2019, la recomendación que le hicieron desde el sector es que sea antes de marzo, ya que tendrá menos impacto tanto en la opinión pública como en el bolsillo.

En abril viene otro turno de gas. El Poder Ejecutivo va por el mismo sendero que en la luz: evolución de la inflación, en este caso entre octubre de 2018 y marzo de 2019. A diferencia del incremento para el período estival -en que el precio del gas cae por menor demanda-, las tarifas del próximo invierno tienen otro comportamiento.

El país importa gas durante los meses más fríos y la producción local también se paga a un precio superior. Eso implicará que el costo del gas será más caro. A la inflación habrá que sumarle ese adicional propio de la estacionalidad. En las boletas, el aumento también transitará en una zona del 30% al 35%.

Clarín

En un contexto nacional y provincial de crisis, con salarios por debajo de la inflación, desdoblados y fuera de término, las erogaciones en la Cámara de Diputados, parecieran haberse disparado al ritmo del dólar. Una abultada planta política para 27 legisladores, dietas que superan los 150 mil pesos, gastos reservados, alquileres y beneficios que distan de la realidad.

Como en todos los parlamentos, existen gastos de funcionamiento – generalmente son los menores- y, gruesas partidas de dinero destinadas a salarios, gastos de bloque y sobre todo a la planta política.

En el caso de Chubut, en este punto, pareciera faltar austeridad, una acorde al menos a la situación económica actual. Y en esto no se salva ningún bloque. Todos tienen nombrados asesores con onerosos sueldos, todos gozan de gastos reservados, y ninguno ha renunciado a los aumentos de sus dietas o cedido los mismos a instituciones de bien común.

Legisladores indicaron que si bien muchas veces no sale a la luz, los denominados gastos reservados o gastos de bloque, ascienden a aproximadamente a los $25.000 por legislador, son utilizados para ayudar a personas que lo requieren. Pero, más allá de la buena voluntad de cada uno, son gastos sobre los cuales no existe ningún tipo de rigurosidad o control. En definitiva, dinero para la política.

Salarios de casi 150 mil pesos 

Los salarios de los diputados chubutenses se ubican por encima de la media, según un informe elaborado por la Fundación Libertad, a mediados de año. En las últimas semanas, los legisladores de Chubut a quienes alcanzó la última suba salarial del gremio APEL, están incluidos en la Ley V N°73 – Anexo A desde septiembre de 2006. De esta forma y de acuerdo a lo firmado, pasarán de cobrar 98.000 aproximadamente a percibir alrededor de 123 mil pesos netos. Esto además, de los denominados gastos reservados. La sumatoria de bolsillo asciende a los 150.000 mensuales aproximados.

Además los legisladores gozan de los mismos beneficios sociales que el resto de los trabajadores. Cobran por hijo y cónyuge a cargo y por zona desfavorable. Tienen un sistema de reintegros para los pasajes y se les provee vivienda alquilada por el Estado en los casos de aquellos que viven en el interior provincial, además de vehículo.

A diferencia del resto de los trabajadores, los diputados provinciales no deben pagar impuesto a las ganancias. Si bien hubo algunos intentos de avanzar en esta modificación, ninguna prosperó.

Asesores cobran 100 mil pesos

Más allá de los sueldos de los diputados, que hacen ruido en este contexto de crisis, en donde más gasta la Legislatura de Chubut es en la plata política y de asesores. La cantidad de diputados (27) no se condice en principio con la cantidad de asesores. En las últimas semanas, circuló una planilla – que no fue desmentida – donde figuran los 20 asesores que más cobran. Allí hay de todo. Aparecen el excandidato a Gobernador y referente de la UCR provincial, Carlos Lorenzo; el hermano del diputado Touriñán; el ex funcionario dasnevista, Enrique Plantey; el ex secretario de Infraestructura durante la gestión de Martín Buzzi, Pablo Punta; y la militante de Chubut Somos Todos, Jimena Palacio, entre otros.

Los sueldos en algunos casos superan los 100 mil pesos

Al margen de los cuestionamientos en cuanto a los onerosos de sus salarios – muchos de los cuales se explican por estar dentro de la planta permanente y de la antigüedad – lo que se pone en tela de juicio, en el caso de los asesores, es la función que cumplen. En reiteradas ocasiones desde el gremio legislativo (APEL) han declarado públicamente que a muchos de los nombrados asesores, no se los ve por los despachos ni los pasillos de la Legislatura.

Cada legislador puede tener dos colaboradores a los que se suman los asesores de bloque que representan una cantidad más cuantiosa, dando por resultado una larga nómina en personal para “ayudar” a los diputados en la presentación y elaboración de proyectos.

La Legislatura cuenta en total con 435 empleados de los cuales 295 corresponden a planta permanente y 140 a planta política. El número parece excesivo para una Legislatura unicameral integrada por 27 legisladores.

El patrón común, si se mira la lista de asesores, es la presencia de apellidos conocidos en la política chubutense de todos los colores políticos. La Tecla Patagonia, accedió a la nómina completa de trabajadores de la Legislatura.

El detalle de los gastos

Del Presupuesto 2018 que alcanzó los $ 748.993.923 – aprobado hace poco tiempo atrás – se desprende el detalle de cómo distribuye sus gastos la Legislatura de Chubut. Cerca del 87% de las erogaciones son para pagar sueldos.

Para los Servicios Básicos se destinan alrededor de 4 millones, esto incluye los pagos de luz, gas y agua. Para Bienes de Consumo se gastan cercan de 12 millones que incluyen alimentos, textiles, productos de librería y productos de limpieza.

Por último en Servicios No Personales los gastos son cercanos a los 75 millones. En este rubro entran los pasajes y viáticos de los legisladores; publicidad y propaganda; alquileres, etc.

En el contexto de crisis actual y teniendo en cuenta que los trabajadores del Estado chubutense todavía perciben sus salarios de manera desdoblada, ahondar en los gastos de la Legislatura resulta perturbador. Chubut, no es un caso aislado, en la mayoría de los parlamentos provinciales e incluso en el nacional, los gastos resultan a prima facie, excesivos, sobre todo cuando desde el discurso político, se pide mayor esfuerzo a la población.

 

 

El Comodorense

La recesión se profundiza y se siente con especial fuerza en la industria, el sector en el que se destruyó la mayor cantidad de empleos en los casi tres años de gestión de Mauricio Macri.

La producción de autos cayó un 20,6% interanual en septiembre, pero las exportaciones crecieron 13,5% frente al mismo período de 2017, informó este miércoles ADEFA.

Con un promedio de 20 días hábiles de actividad, las terminales automotrices produjeron 37.267 vehículos (autos y utilitarios), es decir, se registró una baja de 24,5 % respecto de agosto cuando se produjeron 49.335 unidades y un 20,6% menos al compararlo con las 46.961 unidades que se produjeron en septiembre de 2017.

Entre enero y septiembre, el acumulado de producción fue de 370.707 unidades, es decir un 5,6% más respecto de los 351.046 vehículos que se fabricaron en el mismo período del año anterior.

Continuando con los datos registrados en el noveno mes del año, las terminales automotrices exportaron 23.336 vehículos, lo que reflejó una caída de 16,9% respecto del volumen que se exportó el mes anterior, y un crecimiento de 13,5% si se lo compara con las 20.561 unidades que se exportaron en septiembre de 2017.

En el acumulado de los primeros nueve meses del año, el sector exportó 198.337 vehículos, lo que arrojó un crecimiento de 31,3% respecto de las 151.087 unidades que se enviaron a diversos mercados en el mismo período del año pasado.

Respecto del análisis del sector, el titular de ADEFA, Luis Fernando Peláez Gamboa, separó el desempeño comercial del industrial. En este sentido, marcó el fuerte impacto que registra el mercado doméstico como consecuencia de la crisis económica. Al respecto marcó la importancia de lograr en el menor plazo posible la estabilidad de las principales variables macroeconómicas con el objetivo de volver a condiciones de mercado previsibles.

 

 

 

Minuto Uno

El reclamo es contra las políticas nacionales de “recortes, despidos, la privatización del organismo y en reclamo de que reabran las escuelas técnicas viales”, dijo Aleña.

La concentración será hoy a la 10 hs en la sede central del organismo vial de la avenida Roca al 700. Las regionales de todo el país marcharán primero al Congreso de la Nación, donde entregarán un petitorio a los legisladores, y luego irán a Plaza de Mayo. La jornada culminará con el acto central en la sede de Vialidad Nacional.

La titular del gremio a nivel nacional, Graciela Aleña, indicó que «nos movilizamos obligados por la crisis del organismo, frente al vaciamiento y desguace de nuestro rol que se transfiere a la patria contratista. Está marcha federal es para alzar nuestra voz contra los despidos, la privatización del organismo, pedir paritarias libres y la reapertura de nuestras escuelas técnicas viales».

La marcha tendrá como oradores, además de Aleña, al diputado Hugo Yasky (CTA) y a Pablo Moyano (Camioneros) como referente del frente sindical Fresimona, quienes marcaron su apoyo a las distintas seccionales viales del país.  También se sumarán el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT), Abogados del Estado (AGAE), el Frente Unico de Trabajadores del Estado Nacional (Futen), Télam, el Sindicato de Prensa de Buenos Aires (Sipreba), Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Corriente Federal de Trabajadores, ATE capital, Astilleros Tandanor, entre otros.

 

 

El Chubut

El intendente de Comodoro, Carlos Linares, mantuvo esta mañana, un encuentro con la expresidente y senadora nacional, Cristina Fernández de Kirchner, en Buenos Aires, con quien analizó la realidad que vive el país, la región Patagónica fundamentalmente y cómo perjudican las medidas económico-financieras que se están ejecutando. En esa línea, dijo que “sin lugar a dudas han perjudicado a nuestra gente, a los que menos tienen, por eso buscamos un camino de unidad para cambiar esta situación”.

Del encuentro también participaron el secretario General y de Relaciones Comunitarias, Leonardo Rocha y el secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas Privado del Chubut, Jorge Ávila. Sobre lo conversado, el jefe de la ciudad manifestó que “seguimos trabajando dentro del proyecto político y venimos analizando los temas que nos preocupan en este momento, como el presupuesto 2019, el Fondo Sojero, el tema transporte, el tema tarifarios. Le dimos un pantallazo de la problemática que estamos viviendo en la Patagonia y especialmente en Comodoro”.

“Estamos muy preocupados por el índice de desocupación en la zona del Valle del provincia, que quedó como una de las más altas del país y nos parece muy bueno poder debatirlo con una senadora que tiene una visión política tan amplia como ella.”, dijo y adelantó que “nos pareció propicio ir buscando consensos en las dos Cámaras para tratar de revertir esta situación”.

Asimismo, Linares indicó que “de todas maneras, la desocupación no solo golpea a Rawson y Trelew, en Comodoro se hace de todo para dar una respuesta, sobre todo a través de los gremios como la UOCRA que están batallando para conseguir empleo a sus afiliados. A esto le tenemos que sumar cómo nos afecta la inflación, algo que perjudica directamente el bolsillo de la gente”.

En cuanto a las reuniones mantenidas con el Bloque Patagónico, el jefe de la ciudad señaló que “fue un tema que también tratamos con la senadora. Cristina está muy contenta con ese tema, lo está siguiendo de cerca, le parece que es un paso importante y ahora el 5 de octubre nos volvemos a reunir en Ushuaia y cada vez se suman más participantes a la propuesta”.

Con respecto a las elecciones del 2019 y las expectativas sobre las mismas, el intendente Linares sostuvo que “tenemos que estar unidos, acá hay un claro enemigo del pueblo trabajador y son las políticas nacionales que van contra el bolsillo y la esperanza de la gente de poder vivir un poco mejor de lo que está viviendo hoy en día”.

“Me parece que nadie mejor que ella –Cristina Fernández- para dar ese pantallazo y trabajar por la unidad. Hay que unirse, todos los sectores, no solo el peronismo, con un gran proyecto nacional para trabajar de cara a mejorar la situación de nuestro país. Hubo una época en la que vivimos mejor, así que tranquilamente podemos repetir y mejorar lo que se vivió en la década pasada, enfatizó.

El Gobierno nacional tomó una medida inesperada antes del anuncio de Nicolás Dujovne, este lunes a las 8:45. A través de una resolución, suspendió de forma temporaria las exportaciones de soja y otros productos agropecuarios, luego de una suerte de “corrida granaria” del campo para evitar un posible aumento de retenciones.

A través de la resolución 290, que firmó el (por ahora) ministro de Agroindustria y ex titular de la SRA,Luis Miguel Etchevehere, se suspende “hasta nuevo aviso” “la registración de las “Declaraciones Juradas de Venta al Exterior” (DJVE)”, un trámite necesario para poder exportar productos agropecuarios.

Esto ocurrió luego de que empezaran a correr los rumores, cada vez más firmes, de que el Gobierno daría marcha atrás con una de sus principales promesas de campaña y decretaría la vuelta de las retenciones. Esto, presionado por un déficit fiscal explosivo por el aumento exponencial del pago de intereses de la deuda externa combinado con la baja de impuestos a los sectores más pudientes de la sociedad.

Ante este rumor, los exportadores de granos se apuraron a inscribir en la DJVE cerca de 8 millones de toneladas, según publicó el sitio especializado “Bichos de Campo”. De esta forma pagarían las retenciones vigentes hasta la semana pasada, de 25,5 por ciento para la soja y de 0% para el resto de los productos.

Además, el Gobierno suspendió el registro de exportaciones para otros productos como el mijo, centeno, lino, avena y derivados de estos productos.

 

 

El Destape Web

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunciará este lunes, a las 9:45 en el Microcine del Palacio de Hacienda, un paquete de medidas fiscales para revertir la “situación transitoria de desconfianza y necesitar menos del mercado”.

El Gobierno deberá atravesar por una de las semanas más importantes desde su llegada a la Casa Rosada ya que Dujovne (a quien le estuvieron buscando reemplazo en Hacienda pero finalmente seguirá) anunciará un paquete de medidas económicas para acelerar la reducción del déficit fiscal en medio de la crisis cambiaria y negociará un nuevo desembolso con el Fondo Monetario Internacional (FMI) ante la falta de confianza de los mercados.

La fuerte suba del dólar, que implicó un avance del 35,5 por ciento durante agosto, en medio de una economía con la totalidad de sus variables en rojo, obligó a la administración de Mauricio Macri a tener que replantear el rumbo y la dirección de la política económica.

Una buena para el Gobierno es que este lunes es feriado en los Estados Unidos por la celebración del Día del Trabajador, con lo que recortará sensiblemente la actividad a nivel local.

Este fin de semana, antes de anunciar medidas fiscales, el presidente Mauricio Macri mantuvo múltiples reuniones con integrantes del gabinete en la Quinta de Olivos y con la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, para evaluar el escenario actual.

Una de las medidas que podría anunciar es reimplantar retenciones -lo que ya generó un fuerte rechazo en el campo-, impulsar un fuerte ajuste en la estructura del estado y avanzar hacia el déficit cero, que estaría incluida entre las proyecciones acordadas con el Fondo.

“Los anuncios serán determinantes para poder estabilizar el tipo de cambio o no (incluso debería bajar), pero independientemente de ellos el Banco Central debería mantener el esquema de 3 subastas diarias”, indicó el analista cambiario, Christian Buteler.

Luego de los anuncios, Dujovne viajará a los Estados unidos para negociar con el FMI y definir detalles de los adelantos de dinero que el Gobierno pidió días atrás.

La semana pasada, el Presidente dio a conocer que el país pidió al FMI “adelantar” un desembolso.

“La última semana hemos tenido nuevas expresiones de falta de confianza en los mercados, específicamente sobre nuestra capacidad de lograr financiamiento para 2019”, indicó el mandatario en un breve mensaje grabado desde Olivos.

Para el ex presidente del Banco Central, Mario Blejer el Gobierno debería impulsar “un acuerdo temporario de precios y salarios” para “frenar la espiral de aumentos”.

“Habría que buscar una forma, aunque sea temporaria, porque permanentemente es muy difícil y no tiene efecto, de parar este espiral. Para eso, tiene que haber un acuerdo de salario y precios, buscar un acuerdo de congelación o eliminación de aumento de los precios por un periodo corto”, indicó el experto.

Por su parte, la directora Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, subrayó que ante “las condiciones más adversas del mercado internacional”, las autoridades “trabajarán para revisar” el plan económico del Gobierno con el objetivo de “fortalecer a la Argentina”.

 

 

Ambito

Arcioni el niño mimado de Macri en la Patagonia

Si bien el Gobernador Mariano Arcioni afirmó que Chubut está entre las tres provincias mejor administradas del país, la realidad es que dio vuelta la frase, lo correcto sería decir que Chubut es una de las tres provincias que más ajusto y la evidencia de esto es que los niños en Chubut comenzaron a tener desnutrición.

Las partidas de alimentos no llegan a las escuelas, y de esto se jacta Arcioni cuando dice que está provincia es una de las mejor administradas y su población es la que recibió el ajuste feroz que los hace estar por debajo de la línea de la pobreza a más del 60% de la población.

«Hoy estamos entre las tres provincias mejor administradas del país y eso es un gran orgullo. Uno ve el acompañamiento que estamos teniendo y todo el esfuerzo que hemos tenido en estos siete meses tiene sus frutos», destacó el Gobernador en una rueda de prensa que realizó en la empresa Iberpesca junto al ex intendente de Tigre, Sergio Massa.