Chubut

Una auxiliar de la educación vendió su auto para sobrevivir: “El hambre de mis hijos no puede esperar”

A través de redes sociales, Soraya Alejandra Quilográn compartió un difícil momento que le tocó atravesar debido a la situación económica que vive, como tantos estatales de Chubut, ante la falta de pago de salarios y aguinaldo.

Soraya es auxiliar de la educación y vive en Cholila. Debido a la falta de dinero para los gastos esenciales, además de las deudas que se cumulan, decidió vender su auto que compró con mucho sacrificio.

“Hoy con mucho dolor me despido de mi auto que tanto me costó tener, por es muy difícil la situación por la que estoy pasando de no poder cobrar nuestros sueldos como corresponde. Hoy no me queda otra que vender mi auto para poder sobrevivir, no me queda otra opción, porque el andar en auto puede esperar pero el hambre de mis hijos no”, escribió al compartir la foto de su automóvil.

En diálogo con ADNSUR, Soraya explicó cómo llegó a tomar la decisión de vender uno de los bienes de mayor valor que logró tener producto de su esfuerzo y trabajo. “La plata me hace falta, pero el auto también soy madre sola y tengo tres hijos”, dijo.

Y contó que hace un mes había tomado la decisión de venderlo, luego se arrepintió ya que lo necesitaba para movilizarse, pero hace unos días apareció un joven que le manifestó querer comprarlo. “Apareció preguntándome si lo vendía, me dijo que lo piense y finalmente dije bueno ya está, no sé hasta cuándo vamos a estar así sin cobrar a tiempo”, manifestó.

La mujer aseguró que “yo no puedo estar pasando necesidades cuando puedo vender el auto que es lo de más valor que tenía, uno no es mala gente para estar pasando estas cosas”, lamentó.

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados