Buenas Noticias Coronavirus

La Universidad de Oxford confirmó que reanudará los ensayos de su vacuna contra el Covid-19

El grupo farmacéutico AstraZeneca anunció este sábado que retomará “el próximo lunes” los ensayos clínicos de su vacuna experimental contra el coronavirus en Brasil, uno de los cuatro países en los que se está probando y el segundo en autorizar la reanudación de las pruebas tras el Reino Unido.

En un comunicado, AstraZeneca Brasil dijo que tomó esta decisión “después de la confirmación emitida” por la agencia sanitaria brasileña, Anvisa, “de que es seguro el reinicio”.

Más temprano, el grupo farmacéutico, que desarrolla la vacuna junto con la universidad de Oxford, anunció que ya había reanudado los ensayos en el Reino Unido.

Una una ampolla de pruebas etiquetada como vacuna se ve delante del logo de AstraZeneca en esta ilustración tomada el 9 de septiembre de 2020. REUTERS/Dado Ruvic/Ilustración
Una una ampolla de pruebas etiquetada como vacuna se ve delante del logo de AstraZeneca en esta ilustración tomada el 9 de septiembre de 2020. REUTERS/Dado Ruvic/Ilustración
La suspensión de los ensayos se había decidido esta semana tras la aparición de una “enfermedad potencialmente inexplicable”, posiblemente un efecto secundario grave, en un participante en el Reino Unido.

Tras recibir informaciones de las autoridades sanitarias británicas, Anvisa autorizó la reactivación de los ensayos también en Brasil al concluir “que la relación beneficio/riesgo se mantiene favorable”.

Brasil es el segundo país en número de víctimas fatales de la pandemia, con más de 130.000, después de Estados Unidos, y el tercero en número de contagiados, con más de 4,3 millones.

El país suramericano se ha convertido en el epicentro de pruebas para las vacunas más avanzadas contra el covid-19.

La vacuna desarrollada por AstraZeneca y la universidad de Oxford es uno de los proyectos occidentales más avanzados, probado con decenas de miles de voluntarios en el Reino Unido, Brasil, Sudáfrica y, desde el 31 de agosto, en Estados Unidos, en lo que se llama la fase 3 de los ensayos, es decir, la última, en la que se verifica su seguridad y eficacia.

A finales de agosto, la Unión Europea cerró con la farmacéutica británica AstraZeneca un “primer contrato” que le garantizaba el acceso a 300 millones de dosis de la vacuna, por lo que la suspensión de los ensayos supuso un serio motivo de preocupación en Europa y en todo el mundo.

El mes pasado, los Gobiernos de Argentina y México, así como la fundación mexicana Slim, llegaron a un acuerdo con AstraZeneca y la Universidad de Oxford para fabricar la vacuna para sus países y distribuirla después al resto de América Latina, excepto Brasil.El presidente de Argentina, Alberto Fernández, informó en agosto que el objetivo era elaborar entre 150 y 250 millones de dosis que estarían disponibles a precios accesibles, con un costo individual de entre 3 y 4 dólares.

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados