Cordillera

La asistencia alimentaria aumentó de 400 a 3500 beneficiarios

El intendente pedirá al Concejo la declaración de Emergencia para compras extraordinarias. Por la cuarentena se dispararon las demandas.

El intendente Ongarato, junto al Comité de Operaciones, está abocado a la urgencia por el abastecimiento de alimentos a quienes ya no pueden acceder a comedores, a los que se suma la extrema situación de pequeños comercios y empleados informales que se ven impedidos por la cuarentena de buscar su sustento diario.

En este marco, Ongarato dijo en diálogo con NOTAS DE RADIO que habrá un planteo al Concejo Deliberante que “habilite mecanismos extraordinarios para poder resolver las compras”. Se trata de una ordenanza de emergencia que brinde la posibilidad de acelerar los tiempos en la provisión de los alimentos, que en circunstancias normales lleva una semana, un plazo demasiado largo para la urgencia actual.

Por otra parte, el intendente explicó que los ingresos municipales por recaudación están casi en cero. “Necesitaríamos para esta crisis 25 millones de pesos”.

“El número de asistidos de hace dos años era 170, en el último año llegó a 400 mensuales, pero hoy se estima que podrían llegar a los 3500”, indicó Ongarato.

El municipio trabaja contrarreloj para activar todos los recursos al reparto de alimentos.

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados