Elecciones 2019

Debate presidencial: corrupción, rol de la prensa y coparticipación en el bloque de calidad institucional

El federalismo, la calidad institucional y el rol del estado fue el tercer eje temático abordado por los candidatos a la presidencia de la Nación, Mauricio Macri, de Juntos por el Cambio, Alberto Fernández, del Frente de Todos, Roberto Lavagna,de Consenso Federal, José Luis Espert, de Unite, Nicolás del Caño, del FIT, y Juan José Gómez Centurión, del Frente Nos, en el debate presidencial que se está realizando esta noche, en Buenos Aires.

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, se comprometió esta noche a «terminar con los empresarios que llegan al gobierno y desde allí hacen negocios para sus empresas», a la vez que aseguró que, en caso de ganar las elecciones, impulsará un «país federal que permita que el que nace en cualquier latitud pueda crecer, desarrollarse y trabajar en el mismo lugar donde ha nacido».

El presidente Mauricio Macri, candidato a la reelección, acusó al kirchnerismo de blandir la idea de «federalismo» después de «prepotear con el látigo y la chequera a propios y ajenos».

El mandatario afirmó que «no somos iguales, creen que pueden empardarse» con el gobierno de Cambiemos, pero aseveró que «el autoritarismo destruye la posibilidad de crecer».

El jefe de Estado también que «lo único que reconoce Alberto Fernández de nuestro gobierno fue haber normalizado el INDEC y la paradoja es que él firmó el decreto interviniendo» ese ente.

«A partir de ahí se falsearon las estadísticas y ahí empezó la mentira, eso es mentir. Hay que manejarse con la verdad», sostuvo Macri y agregóque «al kirchnerismo no le molesta la corrupción» y destacó que «esta semana quedó claro que Alberto Fernández y el kirchnerismo son lo mismo».

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, advirtió que el mandatario Mauricio Macri «se ocupó de exigirle a los dueños de medios que sigan encubriendo todos sus errores».

Fernándezexpresó sobre Macri: «Está preocupado por cómo le irá a la prensa conmigo. Durante la campaña me ocupé de que todos los que me reclamaban una entrevista pudieran entrevistarme».

Nicolás del Caño dijo que el presidente Macri habla de transparencia cuando «durante su gobierno se dictó un decreto para salvar a su familia de pagar la deuda que tenían con el Estado de cuando manejaban el correo y evadían impuestos».

También acusó al mandatario de haber vetado «las únicas leyes que dictó el Congreso en favor de los trabajadores, como fueron la que prohibían los despidos y la que limitaban las tarifas», sostuvo.

José Luis Espert dijo que ningún gobernador «paga el costo político de subir el gasto público», y propuso en ese sentido «eliminar» la coparticipación federal de impuestos, para que cada provincia «gaste en función de lo que recauda».

Juan José Gómez Centurión dijo que los «políticos corruptos deben estar inhabilitados de por vida y no pueden ir al Congreso para usar fueros».

Tras criticar a Cristina Kirchner y Miguel Ángel Pichetto, el candidato prometió «dejar de pagar semejante gasto público»; que la oficina anticorrupción sea «conducida por la oposición», y «controlar el sistema nacional de inteligencia, hoy inepto y desprofesionalizado».

Fernández le pidió a Macri que «se ocupe seriamente de la calidad institucional» porque, dijo, «los argentinos quisiéramos saber qué ocurrió con los parques eólicos, cómo fue que su hermano terminó blanqueando dinero cuando la ley se lo prohibía, y qué va a hacer con el Correo», en referencia a la empresa postal.

Lavagna sostuvo que «nada más lejos del federalismo que la expansión del conurbano bonaerense» y de los conurbanos de las grandes ciudades del país que «prestan servicios deficientes» en materia de salud, saneamiento o basura, que, a su juicio, reclaman «un replanteo territorial del país para cambiar alguno de los estímulos».

«Esta situación hunde a las economías regionales. También planteo una nueva ley de coparticipación, y respecto de una mayor calidad institucional, debe ejercerse un mayor control por parte del Parlamento y de la Justicia sobre los presidentes», opinó el candidato.

Macri afirmó que el kicrhnerismo «infectó al país de narcotráfico» y «entregó el país destruido por su economía», y confió en «haber ganado el cielo» por escuchar las afirmaciones opositoras.

«Aguantar la agresividad es duro, pero aguantar que ellos son los que saben y tienen la solución es increíble», dijo el presidente.

Añadió que tendrá que escuchar las afirmaciones del peronismo «tres semanas más», con lo cual implícitamente confió en llegar al balotaje, y sostuvo que por ellos «espero haberme ganado el Cielo».

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados