Comodoro Rivadavia

Jornada de alegatos en el juicio por el homicidio de Samuel Ovejero

El próximo 27 de junio se conocerá el veredicto.

Se concretó a lo largo de toda la jornada del martes la audiencia de alegatos finales en el juicio por el homicidio de Samuel Ovejero, acontecido el pasado 29 de julio de 2017 en el barrio Máximo Abásolo, que tiene como imputada a Juliana Uribe. El fiscal consideró probada tanto la materialidad como la autoría del hecho en cabeza de la imputada y solicitó se la declare penalmente responsable del delito de “homicidio agravado por la relación de pareja, mediando circunstancias extraordinarias de atenuación”. Por su parte la defensa argumentó que “Juliana ha actuado en legítima defensa” por haber sido víctima de violencia de género.

En su alegato el fiscal sostuvo que ha quedado acreditado a lo largo del debate tanto la materialidad, la muerte de Samuel Ovejero, como la autoría del hecho en cabeza de la imputada Juliana Uribe. La muerte se produce como consecuencia de un shock hipovolémico producido por herida de arma blanca. Varios testigos fueron coincidentes en las circunstancias en las que ocurrió el hecho. Una camioneta Eco Sport que daba vueltas a la madrugada tocando bocinazos, que era propiedad de Ovejero y que se la prestaba a Uribe su ex pareja. Mencionó la filmación exhibida en debate donde se ve que Samuel estaba parado y se desploma en Chazarreta y Timoteo Ortego. Se puede observar como la camioneta Ecos Sport se adelante hasta donde estaba el cuerpo y lo levantan y trasladan hasta el Hospital. Allí Juliana Uribe es detenida. También quedó acreditado que la víctima y Uribe tenían una relación de pareja de más de dos años y que hacía un mes que se habían separado. Se escuchó el testimonio de una vecina, imparcial que or su ventana observa lo que sucedió donde Samuel estaba arrodillado y era una mujer quién lo golpeaba en la cara con la mano empuñada. A Uribe no se la veía ni golpeada ni lesionada, y fue examinada por un médico, es decir la agresora era Uribe. No se da en el caso que Uribe se encontraba enmarcada en un contexto de violencia de género, afirmó el fiscal. No se desconoce que había violencia, pero era recíproca y cruzada, la agresión era respondida, se defendía. “No hay duda de la intencionalidad de Uribe por el elemento utilizado y el lugar elegido para herirlo que le provocó la muerte”. Sin embargo existen circunstancias extraordinarias de atenuación que serían aplicables al caso, por la relación conflictiva, de agresión mutua, y es en éste marco que se produce la muerte de Ovejero. Por último requirió se declare a Uribe penalmente responsable del delito de “homicidio agravado por la relación de pareja, mediando circunstancias extraordinarias de atenuación”.

La defensora sostuvo en su alegato que la violencia se debe analizar a lo largo de toda la relación de pareja y no solo en el momento del hecho. Él la agredía, ambos se agredían, ella se defendía y muy pocas veces había testigos presentes. Juliana nunca ha negado la autoría y su responsabilidad. En la relación se encontraban todos los componentes del ciclo de la violencia familiar. Fue agredida por Ovejero Juliana cuando estaba embarazada.  La actitud de Juliana de haberlo trasladado a Ovejero hasta el Hospital Regional habla de una actitud responsable, argumentó la defensora. Concluyendo que “Juliana ha actuado en legítima defensa” por haber sido víctima de violencia de género y también de violencia Institucional por lo que solicitó su absolución.

Finalmente el tribunal pasó a deliberar y dará a conocer el veredicto de responsabilidad penal el próximo día jueves 27 de junio, a las 9.00 hs..

El tribunal de debate fue integrado por Gladys Olavarría, Jorge Odorisio y presidido por Raquel Tassello, jueces penales; el Ministerio Público Fiscal fue representado por Adrián Cabral, fiscal general;  en tanto que la defensa de la imputada Uribe fue ejercida por Rosa González y José Palacios, abogados de confianza de la misma. Familiares de la víctima fueron acompañados por profesionales del Servicio de Asistencia a la Víctima del Delito (SAVD).

El homicidio agravado de Samuel Ovejero:

El ilícito contra la vida ventilado en debate acontece el pasado 29 de julio de 2017, siendo aproximadamente las 12.20 hs., cuando la víctima Samuel Ovejero se encontraba en compañía de la imputada, con la cual mantenía una relación de pareja, Juliana Uribe, junto a un menor, en el interior de un automóvil e iniciaron una discusión por la devolución de una camioneta. Interviene la madre de la imputada que retira al menor del lugar. Así la imputada Uribe con claras intenciones de darle muerte tomó un cuchillo  y le asestó al menos tres puñaladas a Ovejero, una de ellas en el tórax que le perforó el ventrículo derecho del corazón, como así también un corte en la sien derecha y laceraciones en los dedos: índice y medio de la mano izquierda. Llega inmediatamente el lugar un hermano de la víctima y personal de la Seccional 6ta. Luego trasladan a la víctima en forma particular al Hospital lugar donde Ovejero fallece como consecuencia de un “shock hipovolémico irreversible producido por herida de arma blanca en tórax”.

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados