Hantavirus

La OMS alertó sobre el brote en Argentina

La Organización Mundial de la Salud pidió “prestar especial atención a los viajeros que regresen de zonas afectadas” y brindó recomendaciones.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) emitió un comunicado alertando sobre el brote de hantavirus en Argentina. Puntualmente, se refirió a la situación que se dio en Epuyén, que provocó la muerte de 11 personas. Detalló que “el 59% de los casos confirmados eran mujeres, y el período de incubación osciló entre 8 y 31 días”. La OMS resaltó que se debe prestar atención a los turistas que regresan de las áreas afectadas.

La OMS detalló que “el 19 de diciembre de 2018, el Ministerio de Salud y Desarrollo Social de Argentina emitió una alerta epidemiológica sobre un aumento del número de casos de síndrome pulmonar por hantavirus (SPH) en Epuyén, provincia de Chubut” y que “entre el 28 de octubre de 2018 y el 20 de enero de 2019 se notificaron 29 casos confirmados mediante pruebas de laboratorio, 11 de ellos mortales, en Epuyén, provincia de Chubut”.

Se refirió al contagio del hantavirus en Epuyén e indicó que “el caso índice tuvo exposición ambiental antes de que aparecieran los síntomas el 2 de noviembre, y el día siguiente asistió a una fiesta. En seis casos que también asistieron (al evento), los síntomas aparecieron entre el 20 y el 27 de noviembre de 2018. En otros 17 casos, todos ellos relacionados epidemiológicamente con casos confirmados con anterioridad, los síntomas aparecieron entre el 7 de diciembre de 2018 y el 3 de enero de 2019″.

En ese marco, “se está investigando la posible transmisión de persona a persona“, explicó la OMS, que precisó que “el 59% de los casos confirmados eran mujeres, y el período de incubación osciló entre 8 y 31 días” mientras que “aproximadamente el 50% de los casos confirmados refirieron síntomas en las últimas tres semanas”.

Hasta el 17 de enero de 2019 se habían identificado 98 contactos asintomáticos que están siendo observados por si presentaran síntomas.

Regiones endémicas en Argentina

En Argentina se identificaron cuatro regiones endémicas: Norte (Salta y Jujuy), Centro (Buenos Aires, Santa Fe y Entre Ríos), Nordeste (Misiones) y Sur (Neuquén, Río Negro y Chubut). La OMS subrayó que “entre 2013 y 2018 se registró un promedio anual de 100 casos confirmados, siendo las provincias de Buenos Aires, Salta y Jujuy las que tuvieron mayor número de casos”.

Durante ese período se notificaron en Argentina “114 muertes confirmadas por hantavirus, lo que supone una tasa de letalidad del 18,6%, aunque esta cifra fue cercana al 40% en algunas provincias de la región sur del país”.

La OMS mencionó un caso confirmado en Chile e informó que “uno de los casos confirmados fue un profesional sanitario residente en la provincia de Palena, región de Los Lagos, que refirió la aparición de síntomas el 2 de enero de 2019. El paciente había viajado a Epuyén durante un día a mediados de noviembre, y posteriormente albergó y cuidó a un caso confirmado de Epuyén mientras la paciente estaba en la fase prodrómica. Este es el primer caso confirmado de infección por hantavirus en la región de Los Lagos en 2019″.

En 2018 se notificaron en Chile ocho casos, dos de ellos mortales.

El SPH es una enfermedad respiratoria vírica y zoonótica. “La infección se adquiere principalmente por inhalación de aerosoles o contacto con excrementos o saliva de roedores infectados”, recordó la Organización Mundial de la Salud y subrayó que “los casos de infección humana por hantavirus suelen producirse en zonas rurales donde se pueden encontrar roedores silvestres que albergan el virus y donde las personas pueden estar expuestas a él”.

Síntomas y contagio

La enfermedad provoca cefaleas, mareos, escalofríos, mialgias y problemas gastrointestinales, como náuseas, vómitos, diarrea y dolor abdominal, seguidos de disnea e hipotensión de inicio súbito.

“Los síntomas de SPH suelen aparecer 2 a 4 semanas después de la exposición inicial al virus, aunque pueden hacerlo desde 1 hasta 8 semanas después de la exposición”, resaltó la OMS y detalló que “la tasa de letalidad puede alcanzar el 35-50%”.

El organismo internacional confirmó que “en Argentina se ha documentado una transmisión limitada de persona a persona del SPH debido al virus de los Andes”. En ese marco, recomendó que los Estados “mantengan sus esfuerzos para detectar, investigar, notificar y tratar a los casos, con el fin de prevenir y controlar las infecciones por hantavirus” y alertó: “Se debe prestar especial atención a los viajeros que regresen de zonas afectadas”.

“Las medidas preventivas deben cubrir los riesgos laborales y relacionados con el turismo ecológico. Las personas que realizan actividades al aire libre, como acampadas o excursiones, deben tomar precauciones para reducir la posible exposición a materiales potencialmente infecciosos”, añadió, haciendo hincapié en que la detección temprana de la enfermedad y la atención médica a tiempo “mejoran en gran medida los resultados clínicos”.

Recomendaciones para médicos

“Los médicos deben consultar los datos epidemiológicos a fin de conocer la posible exposición y estar atentos a los pacientes que presenten signos y síntomas sospechosos, como fiebre, mialgias y trombocitopenia”, dijo la OMS en el comunicado y agregó que la atención en las fases iniciales de la enfermedad debe incluir “antipiréticos y analgésicos a demanda. En algunas situaciones, los pacientes deben recibir antibióticos de amplio espectro mientras se confirma el agente etiológico”, mencionó.

Alertó que “dada la rápida progresión del SPH, la atención clínica debe centrarse en la monitorización hemodinámica del paciente, el control hidroelectrolítico y asistencia a la ventilación”, al tiempo que “los casos graves deben transferirse de inmediato a unidades de cuidados intensivos”.

ADN Sur

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados