Cordillera

Clausula gatillo: SOEME y ZO decidió en asamblea rechazar la oferta del municipio de Esquel

El Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste realizó esta tarde una asamblea con afiliados y no afiliados en el salón del gremio donde se decidió por unanimidad rechazar la oferta del 5% de aumento propuesta por el Ejecutivo Municipal en el marco de la negociación por la cláusula gatillo correspondiente a la paritaria 2018.

Asimismo los trabajadores municipales resolvieron sostener el pedido de aumento del 16% a fin de no perder poder adquisitivo y teniendo en cuenta que es lo que les falta para alcanzar el índice de inflación que en 2018 cerró en un 50,6% en la región patagónica. Cabe recordar que el incremento del primer semestre de ese año fue del 14% y de 16% en el segundo semestre.

Tras finalizar la asamblea el Secretario General del SOEME y ZO, Antonio Osorio, manifestó que “los trabajadores municipales consideramos que un aumento del 5% al sueldo básico significa mil pesos y para nada actualiza nuestro sueldo”.

Con respecto a la oferta del Ejecutivo Municipal, sostuvo que “ellos saben y lo han sostenido durante todo el año pasado que la cláusula gatillo significaba la no pérdida de poder adquisitivo, esto de comparar la masa salarial del 2017 con la del 2018 y hacernos cargo del aumento que se dio la planta política, que fue mayor al que se le dio a los empleados, y los pases a planta, nos hace pensar que están faltando a su palabra”.

Asimismo sostuvo que “es un cambio de criterio que entendemos que es de mala fe, es para perjudicarnos e incumplir lo que habíamos pactado el año pasado. Inclusive si el acta firmada se presta a confusión, la lectura que ellos hicieron el año pasado tenía que ver con una cláusula gatillo y así salieron a hablar a los medios”.

En ese sentido recordó que días atrás “el intendente salió a decir que la cláusula gatillo era para no perder poder adquisitivo entonces no entendemos por qué cambian el eje de discusión”. De esta manera remarcó que “claramente están actuando de mala fe y le mienten a los vecinos porque desde el año pasado están diciendo que van a respetar el poder adquisitivo de los trabajadores pero nosotros hemos perdido y no lo quieren reconocer”.

Próxima reunión

El próximo viernes sería la tercera reunión entre el SOEME y ZO y el Ejecutivo Municipal donde se le informará sobre la decisión de la asamblea. Mientras que a la tarde está previsto que se lleve a cabo una nueva asamblea con los trabajadores para evaluar los pasos a seguir. “Esperamos que contemos con la presencia de más compañeros para tomar una decisión y ver cómo seguimos de acá en adelante porque el Secretario de Hacienda salió a decir hace unos días que el superávit fue de 18 millones cuando hubo tanta necesidad en el pueblo, nuestro sueldo fue tan bajo y sentimos que es unan provocación. Nosotros tratamos de ser prudentes pero sentimos que nos tomaron el pelo”, concluyó.

Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados