Nacionales

De enero a fines de mayo se cometieron 114 femicidios, una mujer asesinada por ser mujer cada 32 horas

Hoy hace cuatro años que el grito colectivo de NiUnaMenos llenó las plazas del país y atravesó fronteras. A pesar de la fuerza colectiva no ha habido grandes cambios en los números de la tragedia personal y política de las mujeres del país. En lo que va del año se produjo un femicidio cada 32 horas, según denuncia la organización La Casa del Encuentro: 114 mujeres y niñas fueron asesinadas por ser mujeres. Esos femicidios se llevaron también la vida de 17 hombres y niños que estaban en la línea de fuego del victimario, y dejaron sin madre a 107 hijas e hijos, la mayoría menores de edad.
Los datos fueron relevados entre 1 de enero y el 31 de Mayo de 2018 y se presentan en el “Informe de Investigación de Femicidios” del Observatorio de Femicidios en Argentina “Adriana Marisel Zambrano”, coordinado por La Asociación Civil La Casa del Encuentro.
En diálogo con Página/12, Ada Rico, presidenta de la organización, analizó los resultados. En estos cinco primeros meses del año, le llamaron la atención algunos datos. 
Entre ellos:
-la cantidad de travesticidios, fueron 4 en cinco meses; 
-el número de mujeres migrantes asesinadas, fueron 6, mientras que en 2017 habían sido 10 en todo el año; 
-la edad de las víctimas, hay muchas muy jóvenes, y con hijos e hijas muy pequeños. “Hay 107 hijos de los cuales el 71 por ciento son menores de edad, son muy chiquitos, porque las mamás son muy jóvenes. Es altísimo. Nunca dio tanto”, comentó.
“Comparando con el mismo período del 2017, hubo un descenso del 12 por ciento en la cantidad de femicidios. Pero siempre hay que esperar el año completo para poder evaluar”, apuntó. También señaló que se repite la poca cantidad de denuncias. Solo un 12 por ciento de mujeres recurrieron a esta instancia para cortar la violencia. “No hacen la denuncia porque sienten que la justicia no las va a proteger. Lo que más quiero remarcar es la necesidad de capacitación de la justicia. Todo esto que tenemos es producto de que la justicia tiene fallos sexistas y las mujeres no se animan a denunciar porque los efectores de justicia no tienen capacitación suficiente”, dijo.
El informe reclama la necesidad de: Capacitaciones obligatorias a jueces/fiscales/abogados y fuerzas de seguridad en materia de género. Inclusión de la perspectiva de género en los concursos a cargos en el Poder Judicial, Ministerio Público y Ministerio de Defensa.
Victimarios
De los 114 femicidios registrados por los medios entre enero y mayo de 2018, la mayor parte fueron producidos por parejas o ex parejas: 44 fueron producidos por esposos – parejas – novios, y 25 por ex esposos – ex parejas – ex novios.
Estos hombres tienen en su mayoría entre 31 y 50 años (39 casos), luego le siguen los que tienen entre 18 y 30 años (27) y en tercer lugar, los que tienen entre 51 y 65. Llama la atención la presencia de 5 victimarios de entre 13 y 18 años. 
20 hombres se suicidaron luego de matar. 
Lugar del hecho
La vivienda sigue siendo el lugar más inseguro para las mujeres que sufren violencia. La mayor parte de los femicidios ocurrieron en sus casas (33) o en las que compartían con el victimario (26). Le siguen en cantidad, otras viviendas (10) y vía pública (9).
En cuanto a las provincias donde se produjeron estos femicidios, Buenos Aires encabeza la lista con 34, le sigue Santa Fe con 13 y luego Córdoba con 10. Sin embargo la tasa de femicidios cada 100 mil habitantes ubica a Neuquén a la cabeza con un 0,91, luego sigue Chaco con 0,76 y en tercer lugar se ubica Tucumán con 0,55. 
Cómo las mataron
Fueron apuñaladas 27 mujeres, 25 baleadas, 17 golpeadas, 10 estranguladas y 9 incineradas. “Las mujeres incineradas es un número alto porque además hay dos que están graves. El año pasado fueron 11 en todo el año”, dijo Ada Rico.
La creatividad y la saña con que los hombres dan muerte a las mujeres no tiene límites: las hubo asfixiadas, degolladas, ahorcadas; y también por traumatismos, hacha y machete, y sobredosis.
Hubo 3 mujeres asesinadas en presunción de prostitución o trata y 11 con indicios de abuso sexual.
Víctimas colaterales
El total de hijas e hijos que quedaron huérfanos porque su madre fue asesinada en lo que va del año asciende a 107, de los cuales 76 son menores de edad. En ese sentido, Rico hizo hincapié en la necesidad de que la Cámara de Diputados apruebe la ley de reparación económica para hijos e hijas de víctimas de femicidios, conocida como ley Brisa. “Tiene sanción del Senado del año pasado, y todavía no la trataron en Diputados. Estamos hablando de una cantidad muy elevada de menores de edad que se beneficiarían”, dijo. La Ciudad de Buenos Aires fue la primera en aprobar, en agosto del año pasado, la ley n° 5.861 de “Reparación económica para niñas, niños, adolescentes y jóvenes víctimas colaterales de femicidios”, que otorga un monto económico equivalente a una jubilación para niños, niñas, adolescentes y jóvenes hasta 21 años, cuya madre haya sido víctima de un femicidio por parte de su padre. Hasta el momento, 11 víctimas tramitaron y están cobrando la asignación, proyecto impulsado por La Casa del Encuentro y presentada por la Defensoría del Pueblo de la Ciudad.
En estos momentos hay varios proyectos para modificar la ley con el objetivo de que, sin importar quien haya sido el femicida, los chicos y chicas que quedan huérfanos puedan cobrar esta asignación mensual.
pagina12.com.ar
Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados