Nacionales

Continúan los incendios rurales en La Pampa y ya afectaron 600 mil hectáreas

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr
Es la cifra estimada por el INTA desde el comienzo de la temporada estival. Productores estiman en más de 1000 los animales que murieron quemados.
La provincia de La Pampa continúa con focos de incendios rurales activos y hasta el momento se contabilizan unas 600 mil hectáreas afectadas desde el inicio de la temporada estival.
Según un informe del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), entre el 24 y el 30 de este mes el área afectada se incrementó en 174.000 hectáreas.
Play
El subsecretario de Protección Ciudadana, Agustín García, informó a la agencia Télam que desde el 22 de noviembre de 2017, son más de 80 los focos que se originaron en distintos puntos de la provincia que quemaron alrededor de 467 mil hectáreas y provocaron la muerte de más de mil animales. Sin embargo, un nuevo foco que se sumó en los últimos días en el sur del Departamento de Utracán, que se extendió hasta Lihué Calel, afectó otras 154.000 hectáreas más.
Productores de las zonas afectadas denunciaron que son más de mil los animales vacunos muertos, si bien los datos precisos se conocerán cuando finalice el ciclo de incendios, aunque ya estiman que la cifra será superior.
Los incendios rurales no han cesado todo este tiempo y los brigadistas de La Pampa están trabajando sin descanso y enfrentando las temperaturas extremas. El cielo en Santa Rosa amanece todos los días marrón y la ciudad queda cubierta bajo un manto de humo que se desprende de los incendios.
En estos momentos hay tres incendios rurales que están quemando decenas de hectáreas, al sur de El Carancho -el más grande, que ha arrasado desde hace casi una semana con miles de hectáreas- y los otros dos que se originaron en las últimas horas en La Adela y en El Durazno.
El observatorio terrestre de la NASA publicó en las últimas horas una fotografía satelital tomada el 29 de enero, en la que se observa una densa columna de humo. Se trata del incendio en la zona del El Carancho.
El mes pasado, el secretario de Protección Civil y Abordaje Integral de Emergencias y Catástrofes del Ministerio de Seguridad, Emilio Renda, advirtió que “va a ser un verano muy complicado, caluroso, seco y de baja humedad” y recomendó a los ruralistas “cumplir con el mantenimiento de picadas cortafuegos y evitar las quemas de pastizales”.
En el mismo sentido, la cartera de Ambiente emitió un comunicado en el que recomienda extremar las medidas de precaución para evitar el inicio y propagación de focos ígneos, especialmente en las regiones pampeana y patagónica, ya que de noviembre a marzo es la temporada de mayor riesgo en esas zonas.
infoabe.com
Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados