Internacionales

Por comer mucho sushi le salió una lombriz de más de un metro de su cuerpo

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr
Un habitual consumidor de sushi sufrió un curioso hecho en su cuerpo.
Un hombre, asiduo comedor de sushi, sufrió una infección parasitaria y los médicos consideran “casi con seguridad” que la misma fue provocada por las piezas de pescado.
Después de varios episodios de “diarrea sanguinolenta”, el hombre estaba en el baño cuando vio que de su ano colgaba algo que parecía parte su intestino. Extrajo la lombriz y la enrolló en un cartón de papel higiénico, que luego llevó al Centro Médico Regional.
El paciente confesó que tenía la desagradable sensación de que una lombriz “se movía” en su interior.
Además, cada vez que iba al baño le parecía “que se le caían las tripas”. Una persona puede contraer la tenia si consume carne o pescado que no han sido debidamente cocinados u otros alimentos que alberguen larvas de la lombriz.
Kenny Banh, médico de la Universidad de California, contó en el podcast “This Won’t Hurt a Bit” cómo fue que trató al paciente (no identificado en la entrevista), que llegó al consultorio en agosto con una bolsa y pidiendo ser tratado por un caso de parásitos. Banh pensó que se trataría de un caso más de los tantos que recibe por cuadros similares, hasta que abrió la bolsa.
Allí, vio un tubo de papel higiénico con una lombriz que lo envolvía. No solo le daba una vuelta: lo recorría varias veces hasta enrollar más de un metro.
“Estaba vivo (el gusano) cuando lo saqué, se movía en mi mano”, le explicó el paciente, aunque para ese momento el parásito yacía inerte. El médico quiso sacarse la duda y lo extendieron para medirlo: alcanzó 162 centímetros de largo.
En cuanto a las causas, Banh explicó que como el sujeto no había hecho viajes recientes ni había tomado agua de fuentes posiblemente contaminadas, el sushi fue, casi con seguridad, la fuente del problema, aunque aclaró que los riesgos pueden estar presentes en casi cualquier comida.
Fuente: canal26.com
Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados