Educación

El Ministerio de Educación desarrolló el Primer Encuentro Patagónico de Alfabetización en Madryn

Las jornadas, que se extienden hasta mañana viernes, convocó a referentes de alfabetización de jóvenes y adultos de las provincias de Chubut, Santa Cruz y Río Negro.
En representación del Ministerio de Educación, el subsecretario de Coordinación Operativa, Sergio Combina, encabezó la apertura del Primer Encuentro de Referentes Patagónicos de Alfabetización, que se extenderá durante dos jornadas en Puerto Madryn.
El evento, entre otras acciones, prevé concretar un encuentro con alfabetizadores que trabajan en la ciudad, con el objeto de elaborar un documento preliminar, que servirá como base de ordenamiento para el próximo encuentro de referentes, a realizarse en otra provincia patagónica.
Del “Primer Encuentro de Referentes Patagónicos de Alfabetización” participan representantes de las carteras educativas de las provincias de Chubut, Río Negro y Santa Cruz, con el objeto de profundizar lineamientos del Programa “Encuentro”, de Alfabetización Primaria de Jóvenes y Adultos, especialmente, en su articulación con la educación primaria, ya que el programa establece siete meses de alfabetización para el ingreso al sistema oficial de educación primaria.
En ese marco, el subsecretario de Coordinación Operativa, Sergio Combina, resaltó “el derecho que tiene cada uno de los ciudadanos en recibir una educación pública para todos” y detalló que “desde que comenzamos a trabajar con estos programas, el objetivo fue terminar con el analfabetismo, más allá de las dificultades que presenta la misma dinámica provincial, con situaciones como las que se presentan en el interior provincial, con un escenario muy complejo a partir de los muchos kilómetros para recorrer y dificultades para acceder a los poblados rurales”.  Sin embargo, “el trabajo militante de recorrer las localidades, el compromiso social y la voluntad de este Ministerio de Educación, consigue llegar a todos los lugares donde las personas lo requieren”, expresó el funcionario.
Combina remarcó “el compromiso de las distintas personas que se suman a este programa y sobre todo el de los alfabetizadores y las organizaciones sociales que participan, como sindicatos, ONGs y bibliotecas populares”. Gracias a la participación de los distintos actores sociales “hemos multiplicado los Centros de Alfabetización y la cantidad de alfabetizadores, poniendo a disposición los recursos necesarios para que puedan recorrer los lugares donde se los necesita”, explicó el Subsecretario.
Sergio Combina recordó que “este programa tiene el objetivo de terminar con el analfabetismo, objetivo planteado por el ex presidente Néstor Kirchner tras asumir como Presidente de la Nación en el año 2003. La provincia de Chubut se sumó a ese programa y en los últimos años, a partir de la decisión del gobernador Martín Buzzi y los lineamientos planteados por el ministro de Educación, Rubén Zárate, lo hemos reforzado y multiplicado con convenios con distintas organizaciones que hacen mucho más fuerte la tarea y nos permiten llegar a muchos lugares en los que encontramos mayores complejidades como Ministerio”. 
El funcionario concluyó: “Hoy, podemos hablar que Chubut, con el trabajo que viene realizando, ha disminuido los porcentajes de analfabetismo hasta llegar al 1% en su territorio aproximadamente, pero vamos a seguir trabajando para resolverlo y erradicarlo”. 
Por su parte, Graciela Lavounté, integrante del equipo pedagógico de la Dirección de Jóvenes y Adultos del Ministerio de Educación de la Nación, comentó que “la Dirección de Educación para Jóvenes y Adultos, a nivel nacional, ha creado el Programa FINES, para que en lugares en los que no hay una institución educativa cerca, como las escuelas rurales, llegue un maestro de nivel primario y secundario a esas sitios alejados”. Asimismo detalló que “esto comenzó en el 2004, con un índice de analfabetismo de 2,6%” y que logró que “en el 2010 los índices bajaran a 1,9 a nivel nacional”. 
Igualmente, sobre ese marco, planteó que “el problema del analfabetismo es muy complejo y la gente no se acerca. Para ello hay que ir a buscarlos a la casa y eso hace estratégico y trascendental el trabajo de los alfabetizadores voluntarios, quienes no necesariamente son docentes, pero que hacen la tarea más compleja de ir hasta sus hogares, contenerlos, asesorarlos, iniciarlos y luego insertarlos” en el sistema educativo formal.
Dejanos tus comentarios

Comentarios cerrados